Ginetta volverá a estar ausente en las 6 Horas de Shanghái y evidencia que sus problemas no se han resuelto

 |  @fernischumi  | 

Tres renuncias de forma casi consecutiva. Así está discurriendo la temporada para los Ginetta G60-LT-P1 en su temporada de debut. El equipo CEFC TRSM Racing Ginetta tampoco estará presente en la próxima cita del Mundial de Resistencia que se celebrará el próximo mes en el Circuito de Shanghái. La carrera, que está programada para el 18 de noviembre significará la segunda ausencia consecutiva del equipo después de cambiar sus motores Mecachrome a los propulsores de AER y de anunciar la decisión de Manor de desvincularse del proyecto.

Se repite de esta forma el guion que se produjo en las 6 Horas de Fuji, a pesar de estar previsto que formara parte de los inscritos, finalmente ninguno de los prototipos no híbridos construidos por Ginetta formará parte de la carrera china, de nuevo sin dar versión oficial a la razón que hay detrás para este nuevo incidente en un programa que nació con muy mala salud y que parece haber entrado en fase terminal después de los rumores acerca de los problemas presupuestarios de su patrocinador principal, CEFC China Energy. De esta forma, solo serán 8 LMP1 los que tomarán la salida de las 6 Horas de Shanghái, dos de ellos los Toyota TS050 hybrid LMP1.

En cuanto al resto de novedades, Renger van der Zande regresa al volante del BR1 de Dragonspeed después de perderse la cita de Fuji al haber competido en el cierre del campeonato IMSA con el equipo de Wayne Taylor. La otra presencia destacada será la del Chevrolet Corvette C7.R de fábrica pilotado por Oliver Gavin y Tommy Milner, los cuales serán los encargados de llevar a buen puerto esta excepcional participación del deportivo norteamericano más allá de América y de las 24 Horas de Le Mans. Por su parte, en GTE, Tom Blomqvist sustituirá a Augusto Farfus en el equipo de BMW forma por el brasileño y Antonio Félix da Costa, en este caso porque Farfus estará en la FIA GT World Cup de Macau.

Lee a continuación: Toyota quiere retener a Fernando Alonso para el WEC 2019-20