Josef Newgarden admite que siente cierta presión a estas alturas de la temporada

 |  @X3Humberto  | 

El campeón de la categoría en el 2017, en vísperas de disputar la Iowa 300, manifestó que a falta de seis carreras para concluir la temporada siente cierta presión y es que aunque ya sabe lo que significa alcanzar el título, la situación es distinta cuando se pasa de perseguidor a perseguido y a diferencia de 2017, cuando superó a Scott Dixon en la última carrera, en esta ocasión es él quien se ha mantenido al frente de la clasificación y no ha podido establecer una sólida ventaja con respecto a Alexander Rossi, quien está a cuatro puntos, ni tampoco con su compañero Simon Pagenaud, quien desde Indianápolis también se ha sumado a la lucha por el cetro.

Newgarden es consciente de contar con pleno respaldo de Team Penske y eso le produce cierto alivio, pero entiende que con todo y el gran equipo que tiene, también ha experimentado fines de semana complicados. Además, Pagenaud es su compañero y por tal razón también tiene acceso al mismo material que él. Otro punto que tiene atento a Newgarden es el hecho de que pilotos como Will Power y el mismo Scott Dixon, cuyas posibilidades de alcanzar el campeonato lucen algo remotas, puede ganar carreras y resultar determinantes a la hora de la definición.

Manifestó Newgarden que seguirá fiel a la estrategia que ha implementado desde el inicio, es decir intentar ser consistente en todos los circuitos, es esa regularidad la que concede el título.Cree que sus rivales directos se tornarán más agresivos de ahora en adelante ya que deben estar por delante de él, pero no puede permitirse perder la calma y caer en pánico si llega a perder la cima del campeonato. Por ahora debe enfocarse en lo básico, una buena clasificación, adecuada estrategia de carrera y mantenerse en el grupo de arriba para intentar sumar la mayor cantidad de puntos posibles.

Puntualizó Newgarden que siendo la IndyCar un campeonato de pilotos, ya que todos participan con un mismo chasis y apenas existen dos proveedores de motores, no basta con ser rápido sino también se debe ser inteligente para gestionar todos los elementos con los que se cuenta en cada tipo de circuito. Por lo pronto, admite que su prioridad ahora es no cometer errores en un óvalo corto como el de Iowa.

En palabras de Josef Newgarden:

Puedes tener malos fines de semana aquí y allá, pero creo que podemos tener un buen resultado el resto del año. Será una pelea hasta el final por este campeonato. Perdimos brevemente la ventaja de puntos después de la Indy 500, pero luego hemos sido consistentes hasta este punto y tenemos que continuar así hasta el final. La IndyCar es un campeonato de pilotos, por eso te exige destacar en todo tipo de circuitos.

Vía | NBC Motorsport

Lee a continuación: La NASCAR apunta a neumáticos de 18 pulgadas y más anchos para 2021