CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Fórmula 1

3 MIN

La desconcertante gestión interna de Renault

Humberto Gutiérrez | 5 Oct 2017
Cyril_Abiteboul_Alain_Prost_Ren_17_17
Cyril_Abiteboul_Alain_Prost_Ren_17_17

A estas alturas del partido, cuando poco se puede hacer para revertir los entuertos, es obvio que la escudería Renault ha desperdiciado una gran oportunidad de avanzar debido a la errática gestión de Cyril Abiteboul. El caso Jolyon Palmer es apenas una muestra del manejo del equipo, le comunican al piloto inglés que no están conformes con su rendimiento, pero de igual forma deben soportarlo porque resulta más barato retenerlo que despedirlo. Observando el proceder y los antecedentes del jefe de Renault, no sorprende tantas improvisaciones. Todo este embrollo interno se veía venir.

En un artículo anterior, señalé que Renault es una escudería oficial gerenciada como un equipo cliente. Un solo coche, el de Nico Hülkenberg, es el que carga todo el peso de las estrategias y de las variantes en cuanto a desarrollo. Con Palmer el avance ha sido nulo y al parecer seguirá la constante hasta finalizar la temporada. Por otra parte, Renault realizó una parafernalia mediática con Robert Kubica para después comunicar que Carlos Sainz Jr. estará en el equipo para el campeonato 2018, pero en calidad de préstamo, dejando libre de inmediato al piloto polaco. Para completar la gestión, el equipo cliente Red Bull gana carreras y presenta batallas en la zona superior, pero los franceses no pueden tomar crédito por las victorias de Max Verstappen y de Daniel Ricciardo porque no existe distintivo en Red Bull que refiera a Renault.

Desconcertante, errática, desastrosa, la dirigencia de Renault ha sido mala y se debe decir sin medias tintas. Los representantes del equipo suelen hablar de un programa a largo plazo pero intuyo que la plana mayor de Renault, la que preside Carlos Ghosn, no debe estar muy complacida con la imagen que está dejando su escudería en la Fórmula 1 del presente. Imaginar que un piloto como Palmer, quien ya está al tanto de que no lo quieren en el equipo, deba estar hasta el final y que además las escuderías clientes, Red Bull y Toro Rosso, estén por delante en la tabla de constructores es para dudar de la continuidad de Abiteboul.

Sin embargo, el francés ha reconocido alguno de sus errores y eso por lo menos es un avance, pero los correctivos todavía no se han aplicado y mientras siguen dándose golpes de pecho, Haas F1 bien podría pasarles por un costado y terminarlos de hundir.

En palabras de Cyril Abiteboul:

Probablemente manejamos mal los rumores de nuestros pilotos para el próximo año. Tratamos de ver esto desde la perspectiva de Renault, hacer posible aquellas opciones que no estaban disponibles al principio y tal vez estas pruebas con Robert [Kubica] crearon gran especulación. Hacemos todo lo posible para ayudar a Jolyon [Palmer] a pensar en su futuro, que podría estar en la Fórmula 1 o en cualquier otro lugar.

Vía | Declaraciones extraidas de Nextgen Auto