Un Volkswagen Beetle de 1970 se cuela entre los Trophy Trucks de la Baja 1000

 |  @fernischumi  | 

En poco más de una semana se disputará una de las grandes carreras off-road de Norteamérica. La SCORE Baja 1000 disputará entre el 14 y el 18 de noviembre su 50ª edición y además de la espectacular lucha entre los Trophy Trucks de la categoría principal, también se darán cita una buena representación de vehículos clásicos tipo Baja que competirán en las distintas categorías que se dan cita en la carrera que se disputará a través del desierto de la Baja California.

Uno de los proyectos más destacados es el que está llevando a cabo el diseñador industrial Josh McGuckin, el cual, junto a un grupo de carreristas apasionados por la competición, ha decidido formar parte de la prueba al volante de un Volkswagen Beetle que estará encuadrado dentro de la Clase 11, y que contará con el apoyo de Volkswagen of America. El equipo, con base en Denver cumplirá el sueño de toda una vida de McGuckin, el cual ha preparado este proyecto como una forma de regresar a los orígenes de las carreras en el desierto, muy alejado de los Trophy Trucks que vuelan por los 1.825 kilómetros que conforman el recorrido por la Ensenada y La Paz (Baja California Sur).

Josh estará copilotado por Emme Hall (Matt Wilson, Matt Fisher, Evan Chute y Nick Wilson, no al mismo tiempo), un editor del medio CNET, ambos ocupando sus respectivos asientos en un Beetle de 1970 que ha sido apodado cariñosamente con el nombre de “Tope”, restaurado y completamente modificado por ProjectBaja.com. Monta un motor bóxer de 1.6 litros refrigerado por aire, con nuevas barras de torsión y suspensiones rediseñadas, así como un cambio de ruedas, pasando de las 165R-15s originales a unas nuevas BFGoodrich 235/75R-15s BFG All Terrain.

Quizás lo que más desentona en este conjunto retro son las nuevas parrillas de luces de apoyo tipo LED, elementos que ahorran peso y que han ganado en cuanto a potencia durante los últimos años de desarrollo, pero que no pueden igualar la estética de las impresionantes fareras que han montado los coches de rallyes y tipo Baja durante más de tres décadas.

Nos gustan los desafíos y competir en una Clase 11 en SCORE Baja 1000 es lo máximo. Nuestra historia comenzó de la misma manera que muchos equipos de Clase 11: nos inspiramos al ver al escarabajo descuidado rebotando por el desierto mientras los grandes Trophy Trucks lo hacían parecer fácil. La última vez que intentamos el evento, en 2014, no logramos llegar a la meta, pero esperamos utilizar todo lo que aprendimos y 6 años de desarrollo de automóviles para ayudarnos a llegar este año al final.

Lee a continuación: Volkswagen sorprende anunciando su regreso a Pikes Peak con un eléctrico

  • Txesz

    ¡Suerte!