ESPACIOS
Cerrar CERRAR
Actualidad

3 MIN

Es el hermano premium del Land Cruiser, insuperable en 4x4 y ahora también el mejor compañero para irte de picnic con los amigos

Que el Toyota Land Cruiser es uno de los grandes referentes del mundo 4×4 es algo de lo que no cabe duda, sin embargo pocos conocen a su alternativa más lujosa bautizada como Lexus GX, un coche que mantiene toda la receta técnica del Land Cruiser para ser un eficaz todoterreno, pero que defiende una visión mucho más premium. Y por si esto fuera poco, ahora a Lexus se le ha ocurrido convertir a su flamante 4×4 en el mejor compañero para irte de picnic con los amigos.

No es una camper, es un bar con el que hacer 4×4

Así es, a Lexus se le ha ocurrido que sería buena idea rediseñar el GX para convertirlo en una suerte de bar con ruedas. Para poder hacerlo realidad, el fabricante japonés ha llegado a un acuerdo con Monogram, dando así vida a una preparación realmente llamativa y sugerente, pero que ya te adelantamos que sería muy difícil llevarla a producción.

El maletero del Lexus GX ha sido rediseñado para alojar ahí un horno eléctrico para pizzas, añadiendo a ello diferentes espacios para guardar el menaje, además de un nuevo diseño de puertas traseras para así poder revestirlas y convertirlas en una despensa donde poder llevar todos los utensilios, condimentos, etc. que necesitemos para preparar la comida.

Esta preparación hacen de este 4×4 el mejor compañero para montarte un picnic en el fin del mundo

Vista angular del Lexus GX Monogram, robustez y lujo en un 4x4.

En el habitáculo también se han realizado modificaciones. Tenemos nevera y cubitera, cafetera y una suerte de mesa de mármol para poder comer tranquila y confortablemente sentado en los asientos traseros. Otro detalle interesante de esta preparación lo encontramos en la tercera «ventana» del lateral izquierdo de este GX, pues ahí se ha instalado un espacio de almacenamiento para guardar un set completo de copas de vino para cuatro personas.

Más allá de la preparación llevado a cabo por Monogram, debemos tener en cuenta que el Lexus GX mantiene intacta su base técnica, lo cual resulta clave para que este coche siga siendo un todoterreno de primer nivel y mantenga unas excelentes cotas para hacer off-road extremo.

Vista de los acabados premium y detalles del Lexus GX Monogram.

Su motor es un 3.4 V6 Twin-Turbo de 354 CV y 649 Nm, estando conectado a una transmisión automática de 8 relaciones por convertidor de par y un eficaz sistema de tracción total con reductora y diferenciales central y trasero bloqueables.

Dame tu opinión sobre este artículo

Ni fu, ni fa
Me ha gustado
¡Muy bueno!

David Clavero

Desempeñando la labor de redactor y probador de coches desde su incorporación, su experiencia le ha permitido convertirse en presentador, creador de contenidos y coordinador editorial en diferentes proyectos dentro de Diariomotor.

Cargando...