Los V6 de Mercedes-AMG: el fin de la filosofía "un hombre, un motor" no es ningún drama

David Villarreal  |  @davidvillarreal  | 

Ya ha pasado más de un año desde que Mercedes-Benz tomase una decisión que es más importante de lo que parece, la de lanzar una gama Mercedes-AMG modesta, menos exclusiva y si me permites el adjetivo, incluso descafeinada. Hasta ahora, cuando abríamos el capó de un Mercedes-AMG - ya fuera un V8 o el cuatro cilindros de un Mercedes-AMG A 45 - no solo nos encontrábamos con el emblema AMG en la cubierta del motor, sino incluso una placa con la firma del técnico que había ensamblado el motor en Affalterbach, en los cuarteles de AMG. Pero entonces Mercedes tomó la decisión, con mucho sentido comercial de ampliar la gama Mercedes-AMG con los productos que hasta hace poco habíamos conocido como AMG Sport. Pero con ella también se marcharía la filosofía "un hombre, un motor". Un acontecimiento que en cualquier caso no es ningún drama.

Estos días hemos estado probando precisamente uno de los últimos productos de esta nueva línea de Mercedes-AMG, un Mercedes-AMG C 43 Cabrio. Al abrir el capó nos encontramos con lo que puedes ver en la imagen a continuación, con el enorme bloque de un motor V6 Biturbo, oculto bajo una cubierta de plástico con la estrella de Mercedes-Benz. Pero ni rastro del emblema de AMG, y aún menos de la placa que nos recuerda a quién deberíamos pedir explicaciones si el motor muriera prematuramente por un problema de fabricación, cosa que ha de ser altamente improbable.

De hecho, y precisamente por este último comentario, para AMG la filosofía "un hombre, un motor" no tenía únicamente que ver con ofrecer un producto con cierto toque artesanal, por decirlo de alguna forma, sino sobre todo como una garantía adicional para el cliente.

Los productos hasta ahora conocidos como AMG Sport, pasan a ser considerados Mercedes-AMG, empleando motores que han sido producidos en "masa" por Mercedes-Benz y no bajo la filosofía "un hombre,
un motor" de AMG

 title=

Más adelante os hablaremos del Mercedes-AMG C 43 Cabrio y de por qué la estrategia seguida por la marca es un acierto, aún teniendo en cuenta que supondrá que veamos en la calle productos firmados por AMG con motores que no han sido ensamblados por AMG, ni siguiendo esta filosofía.

Creedme que se pueden crear grandes deportivos sin necesidad de un motor V8, de uno de los pata negra de AMG, ni un enorme despliegue de potencia. Y que si hubiera probado a ciegas este coche, y alguien me hubiera dicho que el motor ha sido ensamblado y puesto a punto por AMG, me lo hubiera creído. Es más, no nos cabe la menor duda de que el V6 biturbo empleado por los Mercedes-AMG "43" es uno de los mejores motores de la marca, uno de nuestros favoritos y quizás uno de los mejores sobrealimentados por turbo con mejor respuesta que he probado.

No olvidemos, por otro lado, que al menos en la gama deportiva del Mercedes Clase C, sus productos más potentes y deportivos, que sí mantienen su motor V8, han de competir con los motores de seis cilindros de su competencia. Por un lado tenemos a un Audi RS5 con motor V6 Biturbo, y por el otro con un seis en línea, el del BMW M4.

Incluso los Mercedes-AMG de "pata negra" de la gama Mercedes Clase C, los V8,
han de competir con los motores de seis cilindros de la competencia, el V6 Biturbo del Audi RS5 y el seis en línea del BMW M4

 title=

Al respecto de este motor V6 biturbo os diremos que entrega 367 CV de potencia. Eso lo sitúa en el rango de potencias o, mejor dicho, por encima, de Audi S5 y BMW 440i. Es un motor que ha sido desarrollado con tecnologías para reducir la fricción, como la cubierta de los cilindros NANOSLIDE y un sistema biturbo que no solo está pensado para alcanzar la potencia que entrega, sino sobre todo para mejorar la respuesta y asegurar que sea todo lo progresivo que nos gustaría que fuera un motor así.

Dicho lo cual no me parece, ni mucho menos, que sea un drama el empleo en estos Mercedes-AMG de un motor producido en una línea de montaje, y no ensamblado a mano por un operario de AMG. Acerca del resto, de lo que nos ha gustado, y lo que no, del Mercedes-AMG C 43 Cabrio, os hablaremos en los próximos días.

Sobre el Mercedes-AMG C 43 Cabrio

 title=

Lee a continuación: ¿Hay un Mercedes-AMG C 63 R, con 585 caballos, en camino?

El Mercedes Clase C es la berlina de tamaño medio de Mercedes. Disponible también en carrocería familiar con el Mercedes Clase C Estate y con carrocería de 2 puertas con el Mercedes Clase C Coupé. Lanzado en 2014.

Ver todos los comentarios 6

    El Mercedes Clase C es la berlina de tamaño medio de Mercedes. Disponible también en carrocería familiar con el Mercedes Clase C Estate y con carrocería de 2 puertas con el Mercedes Clase C Coupé. Lanzado en 2014.