La pasión por sus coches les llevó a asaltar Nürburgring con dos Viper (el documental)

 |  @davidvillarreal  | 

Reconozco que tengo una relación de amor y odio con los récords de vuelta rápida de coches en Nürburgring. Por un lado, a todos nos gusta ver cómo los fabricantes ponen a prueba a sus coches y el morbo de las comparaciones. Por el otro, no puedo evitar la sensación de que, en el fondo, estos récords son un engaño. Pero la historia que os traemos hoy es quizás de las más bonitas y sorprendentes que nos haya dejado el Nordschleife. De cómo gente apasionada por sus coches, en este caso el Viper, decidieron financiar una expedición a Nürburgring para asaltar el récord que le había arrebatado el Porsche 918 Spyder al superdeportivo estadounidense. Una historia que ahora podemos conocer en un documental imprescindible, con 24 minutos de duración, olor a gasolina, y goma quemada, y mucha pasión.

Cómo la pasión por sus coches les llevó a Nürburgring

El verano pasado nos dejó el Dodge Viper. El superdeportivo estadounidense pasó a mejor vida, quizás para no regresar jamás. Esta circunstancia haría que unos apasionados del Viper no solo tuvieran que lamentar la desaparición de su fetiche, de su coche preferido, sino también asumir que el Viper jamás regresaría al Nordschleife para recuperar el récord del circuito que un día ostentó, y que el Porsche 918 Spyder había arrebatado, situándose bien por debajo de los 7 minutos.

Pero, como ya os contamos el año pasado, estos irreductibles aficionados no se conformarían. Y sin el apoyo oficial de la marca, iniciando una acción de crowdfunding, dedicando muchas horas, sus ahorros y los de sus amigos y familiares, encontraron dos coches, dos pilotos, y se marcharon a Nürburgring para llevar a cabo tan espectacular empresa.

El último asalto del Dodge Viper a Nürburgring fue promovido y organizado por un grupo de aficionados del Viper, que tras el cese de su producción pusieron todo su empeño y sus ahorros en conseguir que el Viper intentase batir al Porsche 918 Spyder

Viajar a Nürburgring para asaltar el record de coches de calle

Esta es una de esas historias que nos encanta contar, y recordar. Pero estaréis conmigo en que lo mejor es que sus propios protagonistas nos cuenten cómo la pasión por sus coches favoritos les llevó a poner tanto empeño para lograr poco menos que una hazaña, la de conseguir que el Dodge Viper superase el récord que hasta el año pasado ostentaba el Porsche 918 Spyder.

Y con unos recursos muy limitados, sin la maquinaria de marketing y las inversiones que los fabricantes pueden dedicar a una acción como esta, y con algunos patrocinadores, consiguieron que el Dodge Viper tuviera la oportunidad de asaltar una vez más el Nordschleife.

No queremos destriparos la historia, porque lo mejor es que la veáis en el documental que han producido FoxProFilms y KnightVision Media, porque merece la pena. Pero ya os adelantamos que un proyecto como este requiere semanas de preparación, un trabajo de puesta a punto muy minucioso en el que las máquinas y los pilotos que afrontaron el reto tuvieron que dar lo mejor de sí mismos. Un proyecto con contratiempos y sustos. Pero también una historia realmente bonita

Más imágenes del Dodge Viper ACR:

Lee a continuación: El genial, y absurdo, nuevo récord en Nürburgring: un Porsche Panamera ST marcando crono ¡con un remolque!

Ver todos los comentarios 0