CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Skoda

3 MIN

¿Está Skoda pensando en volver a las furgonetas camper?

Skoda Futuro Camper 1

Skoda no es una marca que asociemos a vehículos camper. En estos momentos, ni siquiera cuentan con vehículos comerciales en su gama. Aunque estuvieron a punto de lanzar un nuevo Roomster basado en la Volkswagen Caddy, el proyecto fue cancelado antes de tiempo. Con todo, Skoda es una marca con tradición en vehículos comerciales. De hecho, el vehículo comercial más vendido en la historia de la República Checa ha sido la Skoda 1203. Una furgoneta ya clásica que un diseñador de la marca ha modernizado y cargado de espíritu camper. ¿Qué quiere decirnos Skoda?

Este ejercicio de diseño es parte de la serie "Icons get a makeover", o "iconos reinventados", en la que los diseñadores de Skoda reinterpretan algunos de los coches más legendarios de la marca en clave moderna. El caso de la Skoda 1203 es el más realista y el que más posibilidades tendría de materializarse en un vehículo real. La 1203 fue una sencilla furgoneta de carga, presentada en el año 1968 y producida hasta bien entrados los años noventa. En palabras de Skoda, era la furgoneta que acompañaba a los checoslovacos en toda su vida.

Las Skoda 1203 fueron concebidas en los años 50, y comercializadas durante 30 años ininterrumpidos.

Desde la ambulancia que transportaba al hospital a las madres a punto de parir, hasta la furgoneta fúnebre que transportaba al cementario a los fallecidos. Su diseño es ya un icono popular en el país, y a día de hoy, son furgonetas cotizadas - tal y como en España lo son las versiones furgoneta de Citroën 2CV o Renault 4, por ejemplo. Entre sus detalles más curiosos estaban su marcada cintura lateral, sus faros redondos y su rechoncho capó, bajo el que vivía un sencillo motor atmosférico de 1,2 litros y 47 CV de potencia.

Fue una furgoneta usada para todo tipo de propósitos, y también fue camperizada hasta la saciedad. Es esta última faceta la que Daniel Hájek ha escogido para reinterpretar la 1203. Aunque es un trabajo digital, el vehículo resultante podría perfectamente estar basado en las Volkswagen T6.1 o las futuras Transporter de séptima generación. Su frontal limpio, sus "párpados" y ópticas futuristas nos hacen pensar que el futuro de la Skoda 1203 bien podría pasar por la electrificación. Un techo elevable aporta más espacio dedicado a dormir.

Incluso han jugado con los colores de su frontal para imitar la estética simple y funcional de la 1203.

El puesto de conducción es elevado como el de una Transporter, y un volante de dos radios no solo es muy neoretro, si no que está presente en modelos actuales de la marca, como el Skoda Octavia. La firma lumínica trasera no estaba presente en la 1203 clásica, pero es un claro guiño al presente de Skoda. Aunque a medio plazo dudamos que Skoda tenga en sus planes lanzar una furgoneta camper, la llegada de la plataforma MEB podría permitir el desarrollo sencillo de una camper eléctrica de inspiración retro. ¿No sería una auténtica chulada?

6
FOTOS
VER TODASVER TODAS