El fin de una era: así es la última unidad del majestuoso Rolls-Royce Phantom VII

 |  @sergioalvarez88  | 

Llega el fin de una era para Rolls-Royce, y el principio de otra. Acaba de ser entregado el último Rolls-Royce Phantom VII a un cliente británico. El actual Phantom se despide así, con la promesa de una nueva generación, que llegará al mercado en 2018 sobre una plataforma completamente nueva, que compartirá con el Cullinan, el primer todocamino de la exclusiva marca inglesa. El Phantom se despide con una unidad absolutamente majestuosa, representativa de la dedicación y atención al detalle de los artesanos de la marca.

Este Rolls-Royce Phantom se ha inspirado en los grandes y lujosos transatlánticos de preguerra, en viajes cargados de lujo y estilo.

Este precioso Rolls-Royce Phantom de batalla larga y carrocería de cuatro puertas ha sido encargado en el tono Blue Velvet, con un perfil lateral enmarcado por unas finas líneas en contraste, inspiradas de nuevo en el mundo náutico. Los neumáticos son white-walls, y el mítico “Espíritu del Éxtasis” es de plata maciza. A este absolutamente arreabatador exterior le acompaña un habitáculo que destila clase en estado puro. Sin duda alguna, la labor de marquetería destaca por encima de otras labores artesanales.

Presente en las puertas y en el salpicadero, imita la forma de un transatlántico, surcando las olas del mar. Es una preciosidad, y un complemento perfecto al color Powder Blue en el que se ha teñido el cuero cosido a mano de los asientos. Los artesanos de la marca han tejido unas alfombrillas de lana con costuras que imitan las mareas del mar. En palabras de Rolls-Royce, una alegoría al Phantom, comparable a una marea, que abandona el mundo del automóvil dejando tras de sí una huella indeleble.

El Rolls-Royce Phantom ha sido la “última gran aventura automovilística”, en palabras de los de Goodwood.

Otro detalle exclusivo de esta versión es el reloj que preside la consola central. Un reloj con los 24 husos horarios, inspirado en la máquina del tiempo de H.G. Wells – o los grandes viajes de principios del Siglo XX, si lo prefieres. Bajo el capó, palpita el sedoso motor V12 atmosférico de 6,75 litros de cubicaje. Un enorme motor de 460 CV de potencia, que mueve al Rolls-Royce con la presteza suficiente, pero sin presura. Un motor que será reemplazado por un V12 biturbo de origen BMW en su próxima generación.

En palabras de Rolls-Royce, el final del Phantom marca el fin de la última “gran aventura automovilística”. En muchos aspectos, el renacer de Rolls-Royce fue posible gracias a la inyección monetaria de BMW, que vio el potencial de la marca. Gracias a la inversión alemana, Rolls-Royce pudo contratar a 1.700 artesanos británicos, que han rematado a mano cada coche fabricado por la marca. Todos y cada uno de los Phantom han sido personalizados: ningún Phantom fabricado es igual al anterior.

Gracias a la compra por parte de BMW, Rolls-Royce pudo desarrollar el Phantom VII, primer capítulo de su historia moderna.

BMW también permitió a Rolls-Royce el desarrollo y fabricación de una plataforma y motor completamente nuevos, sin escatimar una sola libra esterlina. La marca británica ha crecido en volumen, y tanto los Ghost como los Wraith y los Dawn ya han sido construidos sobre una plataforma modificada de origen BMW, con motores V12 biturbo alemanes. Los Cullinan y el futuro Phantom serán construidos sobre un nuevo bastidor modular de aluminio. En ellos se espera una mayor carga tecnológica y estandarización de procesos.

¿Cómo será el futuro de Rolls-Royce? La marca no abandonará la artesanía en lo tocante a interiores y personalización, y seguirá manteniendo su filosofía de total dedicación al cliente y máxima personalización. El lanzamiento del Cullinan – claramente posicionado para hacer frente al Bentley Bentayga, primer todocamino de Bentley – y un nuevo Phantom expandirán aún más sus ventas, con récords de ventas en ciernes. ¿Disminuirá la calidad de Rolls-Royce al acercarse a una marca de volumen?

En Diariomotor:


Lee a continuación: In memóriam: 5 coches que por desgracia nos dejaron en 2016 y no regresarán jamás

Solicita tu oferta
  • Kanzler

    Como bien dice el título: majestuoso.

    Aquí se ve cuando una individualización está hecha y pensada con clase. Está claro este no va al Oriente ni a Asia. Very British !

    Colores, trabajo de marquetería, motivos de las decoraciones, todo en una armonía magistral. Solo el transatlántico podría rememorar el Titanic y con eso perturbar en algo los supersticiosos.

    .

  • Gilo

    Una duda Sergio, hasta que salga el nuevo en 2018, ¿estarán todo este año sin entregar ninguna unidad?

    • Kanzler

      Me he preguntado también eso, pero seguramente entregaran el resto de pedidos entrados en los últimos meses en este año y como normalmente de la orden a la entrega, se van a veces mas de 10 meses , para un modelo personalizado mas de un año, entregaran en 2018 lo que se va ordenando en 2017 y ya modelo nuevo.

  • almafuerte

    Otra generación q pasa y yo sin juntar para comprar uno.

  • FDS

    Llegará al mercado en 2018 pero como?
    Su debut sera en 2018, o empezara a entregarse a sus clientes en 2018, (debutando en 2017)???

  • X 2.0

    Aun me acuerdo cuando siendo chavalín, este coche se presentó en 2003 junto a otras novedades de la época. Precioso y sublime, BMW permitió volver a hacer a Rolls Royce la mejor marca de lujo, después de algunos modelos que no terminaban de convencer. Espero que el nuevo motor tenga una puesta a punto especial para Rolls Royce, mas adecuada al estilo de la marca. Pasarse en este modelo nuevo a turbo le va a restar cierto encanto.