Volkswagen sancionada con 1.000 millones de euros en Alemania, busca pasar página del escándalo de los diésel

 |  @davidvillarreal  | 

Volkswagen quiere pasar página del escándalo que, desde 2015, no solo ha removido los cimientos de la compañía alemana, sino también de una industria que probablemente jamás volverá a ser la misma. Mientras las ventas de los diésel en Europa siguen desplomándose, bajo la amenaza de restricciones en muchas ciudades, “Volkswagen acepta esta multa y, haciéndolo, admite su responsabilidad” tal y como mencionan, literalmente, en su último comunicado. La fiscalía de Braunschweig, en Baja Sajonia, habría impuesto una sanción de 1.000 millones de euros al Grupo Volkswagen por el fraude destapado hace ahora más de dos años.

Volkswagen espera cerrar página del escándalo

La sanción de 1.000 millones de euros se compone de los 5 millones de euros de la sanción máxima que solicita la fiscalía alemana, y 995 millones de euros derivados de los beneficios que, ilícitamente, se habrían obtenido mediante el fraude. Las investigaciones de los juzgados de Baja Sajonia habrían llegado a la conclusión de que el sistema que alteraba las emisiones en el banco de pruebas habría estado presente en un total de 10,7 millones de coches equipados con motores diésel del tipo EA 288 y EA 189, fabricados entre 2007 y 2015.

La sanción impuesta por la fiscalía en Baja Sajonia, Alemania, es solo una pequeña parte de los cerca de 30 millones de euros que se estiman habría tenido que desembolsar Volkswagen para hacer frente a multas, indemnizaciones, recompras y reparaciones

Con la aceptación de esta sanción, Volkswagen no solo reconoce su responsabilidad en los hechos, sino que también cierra una página más y espera que eso “tenga un efecto positivo en los procesos administrativos a los que se enfrentan en Europa el Grupo Volkswagen y sus subsidiarias”.

El coste del escándalo para Volkswagen

Si bien es cierto estamos ante una sanción realmente importante, podría decirse que solo representará una pequeña parte del coste total que ha tenido para Volkswagen este escándalo. Se estima que Volkswagen habría tenido que desembolsar cerca de 30.000 millones de euros, en concepto de multas, indemnizaciones, recompras y reparaciones en todo el mundo, pero especialmente en Estados Unidos. Fue precisamente la necesidad de recomprar cientos de miles de coches afectados en Estados Unidos la que hizo que la factura del escándalo aumentara para Volkswagen y que tuvieran que dotar una provisión de decenas de millones de euros para cubrir los gastos derivados de él.

Lee a continuación: 774.000 diésel de Mercedes-Benz llamados a revisión, ¿pero estamos ante un Diesel-Gate como el de Volkswagen?

Ver todos los comentarios 1
  • FGA

    Ayer salía la nota de despidos de Tesla para hacerla rentable, acá hay un claro ejemplo que muchas marcas hacen lo que sea por ser rentables, el daño ecológico generado, la falta de valores para con los clientes y la falta de sinceridad demuestran que igualmente la gente es ciega y no mira más que sus antojos, la justicia puede dictar mil fallos pero los clientes tienen que ser inteligentes y demostrar el poder que tienen. Yo hace tiempo tengo a VW fuera de mi lista.
    Sds