CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor

4 MIN

El daño que hacemos al planeta tiene nombre, se llama ecocidio, y todos podemos contribuir a reducirlo

Juan Carlos Lezama Gonzalez | 19 Ago 2022
Que Es Ecocidio 1
Que Es Ecocidio 1

Algo que llevamos muchos años haciendo los seres humanos es dañar nuestro planeta y es algo que debemos dejar de hace cuanto antes ya que estamos perjudicando mucho el lugar en el que vivimos. Hemos contaminado, deforestado, somos los responsables de la extinción de muchos seres vivos, tanto terrestres como marinos... Somos los causantes de todo el daño que el planeta sufre y a esto se le llama ecocidio, un término que ha tomado mucha relevancia en los últimos años y que si no sabes lo que es, aquí te lo explicamos.

¿Qué es el ecocidio?

La RAE define el ecocidio como la destrucción del medioambiente, en especial de forma intencionada. Sin embargo, este concepto tomó un significado más jurídico gracias a que 12 juristas se reunieron para definirlo como "cualquier acto ilícito o arbitrario perpetrado a sabiendas de que existen grandes posibilidades de que cause daños graves, intensos o duraderos al medio ambiente".

La deforestación es un ejemplo de ecocidio.

El ecocidio es un crimen y estaba propuesto para ser el quinto crimen contra la paz junto a la lesa humanidad, el genocidio, los crímenes de guerra y los de agresión contra estados o territorios. Aunque no consiguió estar junto a estos crímenes, hoy día se sigue intentando que sea reconocido como el quinto crimen contra la paz en el Estatuto de Roma.

¿Dónde nace el ecocidio?

La primera vez que se utilizó este término fue en 1972, lo utilizó el primer ministro sueco Olof Palme. Con este término se refería a la destrucción que estaba sufriendo Vietnam debido a los ataques de Estados Unidos con el agente naranja, un arma química que acabó con la vida de cientos de miles de personas y destrozaron muchísimas hectáreas de terreno dejándolos sin vegetación e imposibilitando que se puedan cultivar.

Olof Palme utilizó este término en la Cumbre Ambiental de Naciones Unidas para acusar a Estados Unidos. Y a partir de ahí se quiso que este término fuera considerado un crimen contra la humanidad.

Tipos de ecocidio

Estos son algunos tipos de ecocidio que deberían juzgarse como tal:

El daño a los océanos: es provocado por la sobrepesca, la minería en el fondo del mar, los vertidos de petróleo, la contaminación con plásticos... La deforestación: ganadería industrial, agricultura intensiva, extracción minera, incendios intencionados... La contaminación del agua y del suelo: por la fractura hidráulica, minería, contaminación por agricultura, los químicos del sector textil, los vertidos de petróleo... La contaminación del aire: emisiones de gases de grandes industrias, desastres naturales, escapes radioactivos...

Ejemplos de ecocidio

Uno de los ejemplo que hemos mencionado es el uso del agente naranja en la guerra de Vietnam, pero claro está ese no es el único, hay otros ecocidios que también son muy conocidos.

El accidente de Chernóbil nos suena a todos. En 1986 la explosión de uno de los reactores de la central nuclear hizo que muchísimo material radioactivo fuese expulsado a la atmósfera y creó una nube que se extendió por Europa.

Pero no hace falta que no vayamos tan lejos, en España también hay casos de ecocidio, concretamente en el Mar Menor. Eta laguna tiene un exceso de nitrato debido a la actividad agraria y a la presión urbanística, lo que hace que los peces se estén muriendo.

Imagen de Prípiat, ciudad fantasma debido al ecocidio de Chernóbil

¿Qué tiene que ver el ecocidio con los coches?

Llegados a este punto es lógico que te preguntes por qué hablamos del ecocidio en un blog de coches. La realidad es que los coches guardan mucha relación con el ecocidio, ya que como hemos explicado antes, un tipo de ecocidio es la contaminación de aire.

A parte de las industrias, una de las cosas que contaminan el aire son las emisiones de gases, como el C02, de los coches que están circulando constantemente por las ciudades. Como vemos, esta contaminación se considera un crimen. Por esto mismo debemos intentar reducir el uso de combustibles como la gasolina y el diésel y empezar a usar otros combustibles más respetuosos con el medioambiente como el biodiésel o pasarnos a los coches eléctricos. O incluso podemos optar por otras formas de reducir la contaminación, tales como el uso del coche compartido. De esta forma poco a poco conseguiremos mejorar nuestro planeta y evitar hacer tanto daño.