Actualizado 05:05

Porsche Cayman S Racing Yellow: el amarillo está de moda

 |  @ClaveroD  | 

Porsche Exclusive vuelve a regalarnos una edición especial, basada esta vez en el Porsche Cayman. Con gran fijación por hacer de la tonalidad amarilla la única protagonista de este deportivo, en Porsche Exclusive han pintado de dicho color todo cuanto han podido, incluyendo numerosos elementos del interior para dar vida al Porsche Cayman S Racing Yellow. A nivel técnico no se han introducido mejoras, teniendo que “conformarnos” con los 325 CV del bóxer de seis cilindros y su enfoque más pasional que el que ofrece la saga 911 Carrera.

El cada vez más valorado Porsche Cayman, y digo esto porque cada vez se destapa más como interesante alternativa al Porsche 911, afronta el final de la segunda etapa de su vida comercial tras un importante restyling sufrido en 2013. Para homenajear el espíritu más jovial y racing de este modelo, Porsche Exclusive pondrá a la venta esta edición Racing Yellow en exclusiva para el mercado europeo.

El exterior cuenta con mínimas modificaciones centradas en la introducción de los anagramas “Cayman S” en los bajos de las puertas, y en color negro, junto con el pintado de los bajos de los retrovisores en negro lacado y el ahumado de los focos delanteros y pilotos traseros. El resto de la carrocería ha sido cubierta de un inconfundible amarillo sólido, dejando en las entradas de aire y las llantas de 20” – denominadas Carrera S – la misión de ofrecer contraste.

Ya inmersos en el interior, los cambios son más perceptibles, encontrando el color “Racing Yellow” en las esferas del cuadro de instrumentos, en las inserciones que conforman el centro multimedia y túnel central de transmisión, y hasta en las láminas que dan forma a los cuatro aireadores embebidos en las consola central. A destacar el uso de alcántara para tapizar el pomo del cambio PDK y el volante. Asientos y paneles interiores recurren a la piel en tonalidad negra.

A nivel técnico, el Porsche Cayman S Racing Yellow incluye el paquete Sport Chrono, junto al sistema de suspensión PASM (Porsche Active Suspension Management), el control vectorial del par (Porsche Torque Vectoring), un diferencial trasero con autoblocante mecánico y un nuevo tramo de escape revisado.

Todo ello se une a un grupo motopropulsor muy sugerente con un motor de seis cilindros de tipo bóxer, con una cilindrada de 3.436cc en configuración atmosférica. La potencia máxima es de 325 CV y es transmitida al tren posterior a través de un cambio automático de doble embrague “PDK” con siete relaciones. El 0-100 Km/h del Porsche Cayman S Racing Yellow se mantiene intacto, 4,9 segundos.

Lee a continuación: Avistados en Nürburgring los presuntos Porsche Cayman y Boxster de 4 cilindros

Solicita tu oferta desde 59.324 €
  • Paco Tce

    Bufff a mi los aireadores me parecen tuneros tuneros… En cuanto al color automáticamente me ha recordado a aquel Ruf Ctr yellowbird tan bonito. Por cierto llevo mucho tiempo diciendo que el Cayman es mejor base que el 911, como ha Porsche le de por desarrollarlo terminara canibalizando las ventas de su hermano mayor.

  • Daniel Aguilar

    bonito el bichito jeje

  • LS R

    El color se ve muy bien en el exterior…pero en el interior parece cualquier Honda Civic de los noventas, tomado por un payaso “fast and furious” y llenado de pintura, sin criterios de gusto. Pero bueno, no es que los dueños de Porsche se caractericen por su deseo de pasar desapercibidos, je je…Gran automóvil.