Megaweb, el museo de Toyota (II)

 |  @fajardoracing  | 

Volvemos con este paseo por el museo Megaweb que Toyota tiene montado en Odaiba. Después de ver la parte más actual, con sus atracciones, juegos y pruebas de coches, nos dirigimos al Historic Garage. Para ello, salimos del pabellón exclusivo en el que estábamos y nos dirigimos al centro comercial que hay enfrente. Tras atravesar diversas tiendas de ropa, restaurantes y recreativas, llegamos a la entrada, en la que nos recibe este Messerschmitt KR175 de 1954, para que nos vayamos aclimatando.

En cuanto al tamaño de esta exposición, es bastante pequeño comparándolo con el primer pabellón que hemos visto. Se trata de dos plantas en las que haces un recorrido en círculo, ya que en el centro del primer piso se encuentra una plaza al aire libre. Si te lo tomas con calma, en media hora puedes recorrer toda la exposición.

Lo bueno de esta zona es que lo que se ve aquí es una pequeña parte de la historia del automóvil. No hay una cantidad excesiva de coches, y quizá no sean los más representativos, pero sin duda casi todos son interesantes. Vamos a dar una pequeña vuelta a este museo histórico para ver qué coches había y contar un poco acerca de ellos.

Nada más entrar nos encontramos con este Isetta de 1960. Este pequeño vehículo se fabricó en 3 y 4 ruedas, contaba con una sola puerta que estaba en el frontal y sólo espacio para dos ocupantes. Su motor era de tan sólo 300 cc y 13 CV que alcanzaba (si lo tirabas de un avión) los 85 km/h. Los mas jovenzuelos como yo (bueno ya no tanto) recordarán este coche gracias a Steve Urkel en cosas de casa.

A uno de los lados podemos encontrar este Fairlady Z 432, igual que el que vimos paseando por las calles de Tokyo y que ya os contamos. Aquí lo pudimos ver en Naranja, el color en el que suele salir en todas las fotografías.

Y al otro lado del Isetta encontramos este precioso Toyota 2000GT de 1967. De este modelo sólo se fabricaron 337 unidades, y después de salir en la pelicula de James Bond sólo se vive dos veces se revalorizó mucho. Su motor es un puntiagudo 2 litros que desarrolla 150 CV. Gracias a su gran motor y su aerodinámica es capaz de alcanzar los 220Km/h.

El siguiente coche que vemos es un impresionante Ferrari Dino 246 GTS de 1973. El nombre de Dino viene como tributo de Enzo Ferrari a su hijo Alfredino, que murió siendo bastante joven. Monta un V6 de 2.4 litros que da 195 CV.

Otro coche bastante interesante que estaba en la siguiente sala es este precioso Lotus Elan S4 de 1972. Su principal novedad frente a otros coches es que la carrocería es de fibra de vidrio. Todos sabemos lo efectivos que son los Lotus de hoy en día, pero es algo que ya sabían hacer, y que en este modelo también se aprecia. Con tan sólo un 1.6 litros de 106 CV era capaz de llegar hasta los 185 km/h.

Este Mercedes 280 SL de 1971 es una versión de otra gama al 300 SL, y una serie de coches pensados para que mucha gente pudiera disfrutar de un Mercedes deportivo. Cuenta con una capota dura que a mucha gente le recuerda a una pagoda budista, y a la que apodaron Pagoda roof. A mi no me recuerda a nada, la verdad.

¿Qué podemos contar del Citroën 2CV que no se sepa ya por tierras europeas? Este pequeño, símbolo en Francia al igual que el Seat 600 en España y el Fiat 500 en Italia es de esos coches que siempre se quedarán en nuestra retina. Al principio con un motor de 375 cc, y más tarde con uno de 425 cc llegó a desarrollar hasta 18 CV. Incluso salió una versión denominada 3CV que montaba un motor de 602 cc y más de 20 CV.

Luego estaba en la misma sala este Toyota Sports 800 de 1965. Fue la versión de producción del prototipo conocido como Publica Sports, presentado en 1962. Gracias a su poco peso, con tan sólo 790 cc y 45 CV era capaz de alcanzar los 155 km/h. Contaba además con capota de lona para “disfrutar” del buen tiempo de Japón (que como sea el de Tokyo más le vale no quitarla).

Haciendo competencia al Toyota Sports 800, Honda sacó al mercado el S800 en 1966, siendo uno de los primeros vehículos de 4 ruedas que construian. Al principio su motor era de 500 cc, luego evolucionó hasta los 600 cc y más tarde, como el modelo que vemos, contaba con 800 cc y 70 CV (atentos a la potencia específica). Es curioso que las primeras versiones usaban una cadena para transmitir la potencia al eje trasero, tal y como hacían en las motos.

Este Toyota Sprinter Trueno de 1973 cuenta con el mismo 1.6 litros de 115 CV que monta el Toyota Célica de la época. Su principal ventaja es que pesa 100 kg menos, con lo que gana en aceleración y velocidad punta. Además, cuenta con unos pasos de rueda ensanchados para poder calzarle neumáticos más anchos y ganar agarre. Todo esto hacía que su rendimiento estuviera parejo al de coches superiores a él.

Este impresionante Ford Mustang del 64 daba la bienvenida a la zona de los pocos coches americanos del museo. Concebido como un deportivo barato por el vicepresidente de Ford, el Mustang salió al mercado con un motor de seis cilindros y evolucionó hasta llegar a las brutales versiones Mach 1 de los años 70. El modelo de la foto monta un 4.9 de 210 CV.

Cuando salió al mercado, este Corvette Sting Ray del 63 se consideró como uno de los coches más innovadores del mundo. Su carrocería es de fibra de vidrio, algo para nada común en la época y menos en Estados Unidos. Es por ello que se le conocía con el sobrenombre de “Plastic Fantastic”. Monta un 5.3 litros de 250 CV.

El último de los coches americanos presentes es este Delorean DMC 12, conocido mundialmente gracias a las películas de Regreso al Futuro. El chasis está diseñado por Lotus, mientas que la carrocería, en acero inoxidable, fue diseñada por Giugiaro. Otro punto muy conocido son sus alas de gaviota, y por culpa de las mismas se dejó de fabricar el coche con tan solo un año de vida. Había rumores de que en caso de accidente las puertas no abrían. En cuanto a su motor, es un 2.8 V6 de origen Renault, con poco más de 130 CV.

Este es un de los primeros Alfa Romero Guilia Spider que salió al mercado. Presentado durante el salón del automovil de Ginebra del 66, enamoró a mucha gente. Una de las grandes razones fue este gran diseño del estudio Pininfarina. Se trata de un biplaza con capota de lona y un motor de 1.6 litros que desarrolla 109 CV.

Este precioso Jaguar E-Type es todo un icono en el Reino Unido. Descendiente del D-Type, un modelo de competición que participó en las 24 horas de Lemans en los 50. Conseguía alcanzar los 235 km/h con su motor de 4.2 litros y 265 CV. Su precio era 3 veces menor que el Ferrari más barato, con lo que ofrecía a un bajo precio un alto rendimiento. Y sus ventas lo corroboran, con más de 72.000 unidades vendidas.

Este pequeñín de 1966 fue comercializado por Fuji Heavy Industries, anteriormente un constructor de aviones. Se le apodó “Ladybug”, en contraposición al Beetle. El Subaru 360 montaba un motor bicilindrico de 356 cc en la parte trasera del coche, lo que dejaba espacio de sobra para 4 adultos, además de ofrecer un confort de conducción no visto anteriormente en estos mini coches.

356 se refiere al número de proyecto 356 dentro de la oficina de diseño de Porsche. Fue construido por Ferry Porsche, basado en el diseño del Volkswagen diseñado por su padre, Ferdinand Porsche, que vió la luz en el 48. Monta un motor de 1.5 litros y 70 CV en la parte trasera del coche. Además de eso, su aerodinámica y su suspensión hacía que fuera un coche con gran estabilidad y confort.

Este Mazda Cosmo, gracias a una colaboración con una compañía alemana en el diseño del motor rotativo, montó por primera vez un motor de este tipo en un coche de corte deportivo. Su motor, compacto y ligero, con un gran pico de potencia (128 CV) para su cilindrada era perfecto para un coche de este tipo. Años más tarde el proyecto evolucionó en el Mazda RX-7.

Y ahora entramos en la zona deportiva del museo, la planta inferior. Son pocos coches pero muy interesantes. Empezaremos con este F1 del 2001. Se trata del TF101, el primer coche del fabricante japonés en la F1, y que fue pilotado por Mika Salo y Alan Mcnish. Este F1 fue más una base de pruebas de Toyota de cara a un asalto total de la categoría en 2002, y con el que se realizaron casi 23.000 Km.

En la parte exterior tenemos varios modelos míticos de la marca. Este que tenemos aquí se trata del Toyota Corolla WRC que usó Didier Auriol a finales de los 90. Para poder logar victorias con él, el Corolla montaba un motor de 4 cilindros y 2 litros turboalimentado que desarrollaba 300 CV, junto con tracción total y suspensión independiente.

Otro histórico de Toyota. Este GT-One participó en las 24 horas de Lemans en 1998 y 1999. Puede parecer una barqueta, pero en realidad se trata de un vehículo que participó en lo que ahora es la actual GT1. Para poder participar tienen que estár homologados como coches de producción, pero Toyota empezó a sacar ventaja de vacíos en la reglamentación para acabar haciendo una versión de producción sólo, y otra de competición.

Aquí tenemos un peculiar Toyota MR2 que partició en el campeonato Japones de GTs en 1999, y que aunque tiene 11 años sigue encantando a mucha gente. Prueba de ello es que a día de hoy sigue siendo un de los coches que se incluye en juegos como Gran Turismo o Forza Motorsports. Usa un motor de 2 litros turboalimentado que desarrolla alrededor de 480 CV. Con ese mismo motor pero en un Toyota Supra ganó Pedro de la Rosa el JGTC en 1997.

Y esto es lo que nos ofrece el museo de Toyota en Tokyo, en una zona con buenas vistas al mar y a la ciudad, y con mejores vistas en el interior del museo. Si lo cierran, habrán sido 11 años en los que el propio museo pasará a la historia al igual que ya lo hicieron sus coches.

Megaweb, el museo de Toyota (II)

En Diariomotor: Visita a la electrolinera de Better Place en TokyoLos coches de Tokyo, primera parte | Megaweb, el museo de Toyota (I)

Lee a continuación: 1964 Pontiac XP-833 Banshee Coupé, el otro Corvette sale a subasta

  • Anónimo

    el toyota con el que gano enel 94 auriol no era el corolla de la foto sino un celica,

  • .Motorhome.

    Que preciosidad de coches.Me quedo con todos!

  • MakokiGTX

    Antonio:
    Perdona por la corrección, pero los primeros Ford Mustang salieron a la venta en Abril de 1964 (por eso se les llama modelo ’64 y 1/2) y no de 1962.

    Un saludo.

  • Cierto MakokiGTX, ha sido un error al escribirlo, gracias por avisar! Ya está cambiado.

  • MakokiGTX

    De nada, Antonio.

  • saigo

    Como una critica constructiva…podria uno poder comentar las fotos. En estos post de visitas a museos, circuitos, etc.

    Saludos

  • isidro

    Buenos dias tengo varios BMW ISETTA 300 A LA VTA DEJO MI MAIL pereiraisidro@hotmail.com saludos

  • Pingback: Cine en Diariomotor (V): “Sólo Se Vive Dos Veces”()

  • Pablo Pedragosa

    Querido amigo,

    Invitamos a visitar nuestra empresa, nos dedicamos a rastrear, recuperar y restaurar los micro coches,
    motocicletas, clásicos y diversos adornos de garage , piezas vintage de características únicas, atractiva
    y de rica historia.
    Nos apasiona nuestro hobby, nos esforzamos para que cada día sean más los amigos que lo compartan.
    Las piezas que ofrecemos en venta, son unicas y de calidad de excelencia digna de cualquier coleccion,
    museo o el coleccionista mas riguroso en su calificacion.

    by http://www.oldcarsstore.com – Photos : http://www.facebook.com/Oldcarsstore

    Saludos,

    Pablo Pedragosa
    Director
    Tel: +598 47721439 – Movil: +598 98956613
    55000 Artigas
    URUGUAY
    info@oldcarsstore.com