El Fiat 500 moderno rememora el auténtico 500, un clásico que pobló las calles de numerosos países entre los años 1957 y 1975. Cinquino en Italia o Fitito en Argentina, era un pequeño mini de tres puertas con estilo italiano con una potencia Seguir leyendo...

Consigue el mejor precio para el Fiat 500

Características del Fiat 500

carroceríaUrbano
puertas3
plazas4
maletero185 l
potencia69 - 85 CV
consumo7,1 l/100km
valoración

El Fiat 500 moderno rememora el auténtico 500, un clásico que pobló las calles de numerosos países entre los años 1957 y 1975. Cinquino en Italia o Fitito en Argentina, era un pequeño mini de tres puertas con estilo italiano con una potencia inicial de 15 CV. Aquel modelo formó parte incluso de grandes competiciones y preparaciones. El actual 500 deja atrás gran parte de las incomodidades pero mantiene la esencia urbanita del original, aportando una buena dosis de personalidad al mercado en el que compite.

Fiat 500: un pequeño urbanita cargado de personalidad

En la actualidad, el Fiat 500 es un pequeño utilitario de tres puertas de 3,57 metros de largo, 1,62 de ancho y 1,48 de alto. Comparado con el MINI de 3 puertas es 17 centímetros más corto, seis centímetros más estrecho y ocho centímetros más alto. Por medidas y por precio el que más se aproxima es el Renault Twingo, y por nivel de personalización dentro de su segmento destaca el Opel Adam.

El Fiat 500 no tiene realmente un rival directo: por diseño, carácter y personalidad está un escalón por encima del resto de modelos de su tamaño

Otras alternativas similares son los Hyundai i10, Seat MiiCitroën C1 o KIA Picanto, aunque realmente el Fiat 500 no tiene un rival directo que le iguale en diseño, personalidad y calidad. Si estás pensando comprar un coche utilitario pequeño para ciudad, no te pierdas nuestra guía de compra con todas las alternativas del mercado.

El Fiat 500 está disponible exclusivamente con carrocería de tres puertas, con motores gasolina y diésel de entre 69 y 105 CV y con varios niveles de equipamiento, siendo el 500 S el más alto de la gama (si no tenemos en cuenta los acabados exclusivos como el 500 Riva). En Diariomotor hemos probado varias versiones del Fiat 500; la más representativa es la correspondiente al modelo renovado, la prueba del Fiat 500 2016.

El Fiat 500 está disponible exclusivamente con carrocería de tres puertas, con techo cerrado o cabrio. Hay varios motores gasolina y diésel y las posibilidades de personalización son muy numerosas

En el apartado de los propulsores gasolina, hay disponibles un 1.2 de 69 CV y el 0.9 TwinAir con 105 CV de potencia, un propulsor bicilíndrico con sistema Start&Stop de serie que homologa un consumo de combustible de 4,8 l/100 km. A pesar de la buena cifra, el más ahorrador es el 1.3 Multijet diésel de 95 CV, que homologa 3,4 litros cada cien kilómetros.

Está homologado para cuatro plazas, y a pesar de su tamaño sorprende el espacio en las plazas traseras -dentro de lo que puede sorprender el espacio en un coche de 3,57 metros- y lo cómodo que resulta acceder a ellas. Por contra, el maletero de 185 litros resulta algo pequeño (ver impresiones de plazas traseras y maletero).

En ciudad el Fiat 500 es cómodo de manejar gracias a sus reducidas dimensiones y una la dirección asistida con función “City” para aparcar, que la hacer ser más blanda y, así, más cómodo la maniobra de aparcamiento. Aún así, todas las versiones del Fiat 500 tienen un defecto: un radio de giro demasiado amplio para las medidas que tiene el coche.

Fiat 500 C: toda la personalidad del 500, a cielo abierto

El 500 se comercializa solamente con carrocería de 3 puertas pero en dos variantes distintas: la normal de techo cerrado y el 500 C, con techo escamoteable. Así, se puede disfrutar del pequeño urbanita a cielo abierto.

Dinámicamente, el Fiat 500 transmite sensación de solidez. La suspensión es firme pero no llega a ser incómodo

Dinámicamente apenas hay diferencias entre el Fiat 500 y su versión Cabrio. En cualquier caso, el 500 da buena sensación de solidez, no hay crujidos estructurales; la suspensión es firme y los baches llegan al interior de forma algo seca. A pesar de ello, no puede decirse que sea un coche incómodo. Su comportamiento en curva es más bien subvirador pero muy plano y controlado, con lo que transmite tranquilidad el volante.

Desde el nivel de equipamiento más básico (Pop) lleva siete airbags, climatizador manual, UConnect Radio con seis altavoces, puerto USB, mandos en el volante y luces diurnas LED. El acabado Lounge añade el techo panorámico de cristal, llantas de aleación de 16”, la versión Uconnect Radio LIVE con pantalla táctil de 5 pulgadas, climatizador automático y el volante de piel con mandos multifunción.

Desde el acabado más básico incluye siete airbags, climatizador manual y UConnect Radio con seis altavoces y USB

El 500 S tiene una pantalla mayor (7 pulgadas) y añade elementos estéticos exclusivos de esta versión. Además, cabe mencionar el amplio abanico de personalización con el que se puede configurar el Fiat 500.

Además del Fiat 500 existe una versión más larga y alta denominada Fiat 500L, de cuatro puertas, y una tipo SUV: el Fiat 500X. Las versiones más deportivas se comercializan bajo la marca Abarth, como el Abarth 595. En Diariomotor hemos probado, entre otros, el Abarth 595 Competizione con 180 CV para poco más de una tonelada.

¿Pensando en comprar un Fiat 500

Guías de compra en ¿Qué coche me compro?

Las mejores guías en ¿Qué Coche me compro?
Las mejores guías en ¿Qué Coche me compro?
Las mejores guías en ¿Qué Coche me compro?

Todo lo que necesitas saber y mucho más

Los mejores artículos del Fiat 500 en Diariomotor