BMW i3 Concept, así será el utilitario eléctrico de BMW

 |  @sergioalvarez88  | 

Se acaba de presentar el nuevo BMW i3 Concept, un prototipo de utilitario 100% eléctrico. Este vehículo supone el acceso de gama de la submarca i de BMW, que ocupará el hueco que el mercado ha abierto a vehículos más eficientes e innovadores: híbridos y eleéctricos en este caso. Por tanto la marca BMW podrá diferenciarse con vehículos más prestacionales, menos políticamente correctos y quizá menos respetuosos con el medio ambiente.

Lo primero que observo es que el diseño exterior es realmente llamativo para tratarse de un BMW. Hubo prototipos de utilitario eléctrico – véase el BMW E1 – en los años 90, pero nunca han estado tan cerca de la producción. Con cinco puertas, tiene un aspecto vanguardista y llama la atención por retener ciertos rasgos típicos de BMW, como las ópticas delanteras, que aún no siendo dobles tienen “ojos de ángel”. Tampoco se olvidan de la clásica calandra de doble riñón, en el concept, enmarcada en LEDs azules.

El perfil lateral nos muestra una gran superficie acristalada de aspecto futurista, una forma curiosa que nos recuerda al BMW Vision EfficientDynamics Concept, en el que se basa el BMW i8 Concept. En la parte trasera no debería sorprendernos la ausencia de tubos de escape, pero sí el curioso aspecto de las ópticas LED y la parte baja del paragolpes. Toda la superficie acristalada y la sensación de ligereza se consigue gracias a la innovadora plataforma llamada LifeDrive por sus creadores.

LifeDrive es una arquitectura que se basa en un chasis monocasco construido en CFRP (plástico reforzado por fibra de carbono), una solución más ligera y barata que las habituales carrocerías y chasis de aluminio o acero inoxidable. Esta plataforma permite minimizar el grosor de los pilares y mantener una elevada rigidez con un peso que en el caso del BMW i3 Concept es de 1.250 kg para el total del coche, algo superior al de un utilitario de su talla (3,84 metros), pero excelente para un vehículo eléctrico.

LifeDrive permite una disposición innovadora del espacio interior del coche, que se maximiza para permitir que los desplazamientos urbanos sean lo más agradables y ergonómicos posibles. Todo es muy etéreo, la consola cental está muy retraída, tiene muchos huecos portaobjetos, asientos finos y un maletero de 200 litros. El banco trasero es para dos personas, pero se ha construido en una única pieza. Bajo el habitáculo se encuentra el pack de baterías, con tecnología de iones de litio.

Al ir tan baja, permite un bajo centro de gravedad y una gran estabilidad. No se especifica su capacidad, pero el prototipo tiene una autonomía de en torno a los 130-160 km en un uso urbano convencional. La recarga mediante un enchufe convencional robará 6 horas de nuestro tiempo para una carga completa, pero si la batería puede recuperar el 80% de su carga en una hora si lo enchufamos a un punto de recarga rápida. El motor eléctrico del BMW i3 Concept impulsa las ruedas traseras y es una versión del usado por el Mini E.

Este motor es más pequeño y eficiente, produciendo 170 CV y 250 Nm de par motor, disponibles desde el momento que rozamos el acelerador. Acelera de 0 a 100 km/h en sólo 7,9 segundos y tiene una velocidad punta de 150 km/h limitada por su transmisión de una sola relación. En un futuro se ofrecerá en opción un motor REx térmico que actuará cuando la batería se descargue y la cargaría sobre la marcha, una idea idéntica a la que hace funcionar el Chevrolet Volt.

Merece una mención especial los sistemas de conectividad e información al conductor. La instrumentación emerge de la columna de dirección, y es una pantalla TFT de 6,5 pulgadas. Mucho más interesante es la pantalla central de 8,5 pulgadas, que integra todo el infotainment y un navegador especial. Este navegador, al igual que el del Nissan Leaf, nos muestra en pantalla el radio téorico de acción sobre el mapa de nuestro eléctrico. Al mismo tiempo, marca en el mapa las estaciones de recarga conocidas.

Orientada al conductor y con gráficos de alta calidad, permite acceder a funciones como el teléfono Bluetooth, agenda, música e incluso servicios de streaming musical. El sistema BMW Connected Drive también actuará si tenemos un accidente, con llamadas automáticas a los servicios de emergencia. Desde nuestro smartphone, dispondremos de una aplicación a través de la que podemos encontrar nuestro coche por GPS, activar de manera remota la climatización y planificar viajes con nuestro radio de acción disponible.

En definitiva, muchas soluciones interesantes que en un futuro cercano podremos comprobar, ya que BMW piensa producir en serie el i3, que llegaría al público en 2013. Lo que no está claro es si lo hará a través de un leasing o en propiedad.

Fuente: BMW
En Diariomotor: BMW Vision EfficientDynamics Concept | BMW i3 e i8, la marca “i” de BMW en marcha

  • ¿Por qué es eléctrico/ecológico tiene que parecer un C3 del futuro? Podría ser un Mini del futuro! Anda que…

  • Juancho

    Creo que esta vez BMW metio la pata…

    Venian bien,una lastima…

  • el horror..

  • Alan Brito

    A mi se me parece bastante a un Audi A2… No me gusta para nada.

    • Iba a decir lo mismo. Sobra decir que decir eso es decir que el concept es feo, no hay más que fijarse en las ventas del A2

  • Pep

    Diseño excepcional y futurista del siglo XXI
    Posición perfecta de las baterias.
    BMW. Sois los mejores

  • Esto no canibalizaría con el Mini? O va a ser Mini ya por fin una marca suelta y no “la hija de”?

  • Oliver

    Va a tener el mismo defecto que el Leaf: las baterías bajo el piso en la zona de los pies obliga a subir el suelo interior del coche, provocando que los pasajeros tengan que viajar con los tobillos a las altura del trasero; esta postura será perfecta para el conductor deportivo y sin problema alguno de movilidad, pero para el resto es un coñazo, sobre todo para los pasajeros traseros, con un asiento delante que les impide estirar las piernas.

  • Pingback: BMW electrifica Frankfurt: i3 e i8 Concept()