Audi A6 3.0 BiTDI, a prueba. Conservando las claves que lo hacen especial: confort, espacio y calidad

 |  @davidvillarreal  | 

Un ligero vistazo a la apariencia exterior del nuevo Audi A6 ya nos adelanta una de las conclusiones a la que llegaremos a lo largo de esta prueba. La nueva berlina de representación alemana no nos ofrece un salto radical respecto a su predecesor, sin ir más lejos su evolución estética es muy conservadora. Pero sí podemos asegurar que continua siendo una de las mejores opciones de su segmento por haber afianzado y mejorado las facetas que mejor lo han definido a lo largo de estas cuatro generaciones: confort, espacio y calidad.

Poco a poco os iré desgranando las claves de este Audi A6 con carrocería berlina que nos ha tocado probar. Con este paquete exterior S Line, unas llantas de 20” y carrocería roja, bien podríamos imaginarmos que estamos ante todo un Audi S6. Nada más lejos de la realidad. Nuestro objeto de pruebas contaba con un motor diésel biturbo que seguro dará mucho de que hablar: potencia y par a raudales y un sonido delicioso. ¿Delicioso? ¿Un diésel? Definitivamente, sí.

Pero primero permitidme que os desvele las claves de esta nueva generación de Audi A6.

Deportividad contenida y discreta gracias a los opcionales y al kit S Line

El Audi A6 se desmarca del resto de berlinas de la marca y de su predecesor por un elevado estándar de calidad, mucho espacio y tecnología, sin llegar por supuesto al sibaritismo del Audi A8.

Es cierto que este nuevo Audi A6, como casi todos los últimos modelos de la casa de Ingolstadt, mantiene una estética que ni rompe con lo anterior ni marca una considerable diferencia con modelos superiores e inferiores. Para muchos se trata de una estrategia errónea. A tenor de sus ventas Audi no necesita aventuras arriesgadas ni tampoco salirse de la homogénea línea estética actual para mantener la confianza de sus compradores. No obstante parece que en los próximos años asistiremos a un nuevo enfoque y a su apuesta por una mayor diferenciación de toda la gama.

Tras su aspecto clásico y casi atemporal encontramos detalles muy modernos y atractivos. La sugerente línea que forman los faros y la franja de LED para la iluminación diurna, la parrilla quasi-trapezoidal y el paquete deportivo S Line exterior al que podremos optar por 3.710 euros, hacen que el Audi A6 escogido para nuestra prueba luzca como un sugerente objeto de deseo por cualquiera que se cruce con nosotros.

Para rematar la faena unas llantas de 20” y diseño rotor, las mismas que podemos encontrar en muchos S y RS, hacen lo propio para aportar su granito de arena en la presencia de esta berlina. El tono grafito mate de estas llantas es un detallazo, pero no nos olvidemos que el juego de llantas costará otros 3.430 euros.

El Audi A6 sigue siendo una referencia en espacio y confort

La ganancia de espacio se aprecia especialmente en las plazas traseras laterales, muy cómodas y holgadas para estirar las piernas.

Los 4,92 metros de longitud del nuevo Audi A6 tenían que notarse en alguna parte. Y ahí están cuando abrimos las puertas y nos encontramos con un inmenso habitáculo, especialmente para las plazas traseras. La plaza central sigue pecando de base y respaldos duros, puesto que el mullido de las laterales es realmente bueno y confortable, pero ahora se viaja mucho mejor y con las piernas más estiradas gracias a que la base se ha retrasado ligeramente respecto al túnel central.

El maletero goza de un volumen de 530 litros, es muy amplio y bien aprovechado y organizado, más aún si contamos con una redecilla que se ancla en cuatro puntos en la base, un detalle típico del resto de modelos Audi. Esta redecilla se incluye en el paquete portaobjetos (125 euros), junto con dos posavasos en el apoyabrazos de las plazas traseras y tomas de corriente adicionales.

Diseño sobrio condimentado con tecnología y extras para el confort

Me gusta la posición de la pantalla del navegador, dominante sobre el salpicadero y con un dispositivo eléctrico que la esconde cuando estacionamos el vehículo.

El salpicadero del nuevo Audi A6 mantiene, una vez más, como tónica dominante la sobriedad y el toque clásico. Los detalles más modernos los brinda una nueva pantalla del equipo multimedia y de navegación, ahora escamoteable y situada – con muchísimo acierto – en una posición predominante y a una altura muy cómoda para visionar sus indicaciones sin desviar la vista de la carretera. Los controles son pilotados desde la clásica interfaz giratoria de Audi y una superficie táctil que, entre otras cosas, nos permite introducir las indicaciones del navegador escribiendo las letras con el dedo.

Superficies de aluminio cepillado, el emblema quattro que nos revela la naturaleza de la tracción de este Audi A6, una gran consola central con la palanca selectora del cambio Tiptronic. Es un coche bien enfocado al conductor pero sobre todo al confort de todos los pasajeros. La calidad apreciada es realmente altísima.

Entre el equipamiento con que contamos para facilitarnos la vida a bordo, un techo corredizo de cristal (1.435 euros), cortinilla eléctrica para la luneta trasera (570 euros) que incluye también cortinillas manuales en las ventanillas laterales, programador con mando a distancia para la calefacción (1.880 euros), climatizador de cuatro zonas (825 euros), calefacción para asientos delanteros y traseros (915 euros), incluso climatización y masaje para los delanteros (1.970 euros).

¿Habrá cruzado la barrera existente entre las gamas Audi A6 y A8?

¿Sabías que el maletero de un Audi A6 es mayor que el de un Audi A8? No obstante el A8 sigue siendo excelencia, espacio confort en las plazas traseras.

A juzgar por lo que ya os hemos dicho, está claro que el Audi A6 marca diferencias importantes con un A4, más allá de las evidentes que condicionan el salto de segmento y las diferencias en su tamaño. Pero llegado a un punto me pregunto, ¿en qué lugar deja este nuevo A6 a su hermano mayor el Audi A8?

El Audi A6 es una berlina refinada y que con una inversión suficiente de euros puede equipararse hasta cierto punto con el nuevo Audi A8, incluso el espacio de carga del maletero de ambos es similar y ligeramente mayor para el primero. Pero la mayor diferencia estriba en que el A6 es una berlina de representación en toda regla. El aliado perfecto por imagen y practicidad en todo tipo de condiciones para un hombre de negocios de lunes a viernes y la responsabilidad familiar de sábado a domingo y fiestas de guardar.

El Audi A8 es la berlina que sin excepción te pide delegar la tarea de conducir a otro y sentarte tranquilamente en su butacón posterior para disfrutar del viaje en primera clase. Mi compañero Daniel Seijo ya rindió cuentas acerca del buque insignia de Ingolstadt en su prueba del Audi A8.

Fotografías: Pepe GiménezDavid Villarreal
En Diariomotor: Prueba del Audi A8 | Toma de contacto del Audi SQ5 TDI en Munich

Lee a continuación: Audi A6 sportback e-tron: híbrido y con un nuevo diseño en el próximo Salón de Frankfurt

Solicita tu oferta desde 39.890 €
  • MRTN4687

    Hermosísimo, y los rines de 20 bestiales. Solamente me hace falta, que por éste dineral la pantalla del tablero (consola) fuera integrada más estéticamente y no como si la acabásemos de comprar en un almacén y pegada al vidrio.

    • albaena

      A mí no me parece mal. Puedes guardarla con apretar un botón y el no integrarla en el salpicadero significa que puede estar a una altura más segura, sin tener que apartar la vista del todo. Una pantalla a la altura del pomo del cambio es mucho peor.

  • nombre

    bajos tuning y llantas de 20 pulgadas con motor diesel son incompatibles o inapropiados por no decir cutre, cani o cateto.

    un sedán de 61000e y 300cv no puede ser diesel, el que hay que coger ese el 3.0 turbo de gasolina.

    cuando se conduce, se nota.

    • Sabrás tú… mucho coches como este tiene pinta que has cogido sí…

  • dani

    bajos tuning y llantas de 20 pulgadas con motor diesel son incompatibles o inapropiados por no decir cutre, cani o cateto. jajajajaj me rio yo de este comentario absurdo hijo puta

  • Pingback: Audi A6 2.0 TDI Advanced Edition, mejor relación calidad precio desde 41.600€()