Audi presenta oficialmente su RS 5 DTM para la temporada 2018

 |  @fernischumi  | 

BMW Motorsport fue la primera en presentar su nuevo M4 la reglamentación técnica del DTM para la temporada 2018. Tras el inicio de los test en Vallelunga, Audi Sport ha seguido los pasos de la firma bávara y ha presentado el Audi RS 5 DTM con el que competirán esta campaña, la última que puede disputarse bajo la actual normativa antes de establecer su nueva era dentro del Class One propuesto junto al campeonato nipón de Super GT.

Los campeones de 2017 por pilotos (René Rast), equipos y fabricantes han confirmado su intención de iniciar la defensa de sus títulos a partir del próximo 5 de mayo con este nuevo desarrollo del modelo utilizado durante la pasada temporada. Ya con el sistema de lastres eliminado hace meses, los pilotos afrontan un año en el que se espera que los coches sean mucho más difíciles de pilotar, regresando a la esencia del Campeonato Alemán de Turismos con vehículos estéticamente muy agresivos y con pilotos empleándose a fondo para domar a bestias que en este caso superarán los 500 CV de potencia.

Estamos de acuerdo con el CEO de DTM Gerhard Berger sobre el futuro del DTM. No queremos ver una carrera de armas tecnológicas sin fin y el dominio de una sola marca, sino carreras emocionantes de primer nivel. El objetivo es hacer que el conductor y el rendimiento individual de los diversos equipos importen en mayor medida. La mayor reducción de la carga aerodinámica y la suspensión simplificada prometen un espectáculo aún mayor para los aficionados.

Con casi un tercio menos de carga aerodinámica y con las nuevas suspensiones modificadas (mucho más simples al eliminar el tercer elemento), los coches serán más inestables tanto en frenada como en aceleración. Según Andreas Roos, nuevo jefe de proyecto, con el kit aerodinámico prácticamente estándar para todos los fabricantes, sumado a las menores opciones de configuración de la suspensión, Audi Sport se ha visto prácticamente obligada a cambiar la filosofía de su Audi RS 5 DTM, el cual contaba con el nombre interno de RC7 y que fue puesto en pista por Jamie Green y René Rast por primera vez. También Robin Frijns se desplazó para realizar su debut al volante de uno de estos vehículos, mientras que Loïc Duval, Nico Müller y Mike Rockenfeller deberán esperar a los test oficiales de abril.

Sentimos la carga aerodinámica reducida incluso durante las primeras pruebas virtuales en el simulador. Esta impresión fue confirmada en la pista. Los coches ahora son aún más difíciles de conducir que antes. Para mí, personalmente, esto es muy divertido y los espectadores también disfrutarán de las carreras que seguramente serán más emocionantes que nunca.

Lee a continuación: Daniel Abt se impone en el ePrix de México (y esta vez no fue descalificado)