CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Vídeos

3 MIN

El Gillet Vertigo Pikes Peak puede ser tuyo aunque no te apellides Ickx

Iván Fernández | 30 Sept 2020
gillet-vertigo-pikes-peak-2018-venta-1
gillet-vertigo-pikes-peak-2018-venta-1

La Subida Internacional a Pikes Peak ha sido siempre un semillero de vehículos únicos, de creaciones que se idean ex profeso para afrontar la carrera de montaña más famosa del planeta en un baile con los precipicios durante 19,99 kilómetros que sigue siendo todo un reto incluso después de su asfaltado completo. Colorado Springs ve cada año pasear por sus calles modelos completamente inéditos, o evoluciones de proyectos pasados que no son capaces de dejar indiferente a nadie.

En 2018, el fabricante Automobiles Gillet se propuso competir en el PPIHC para celebrar su aniversario. La subida estadounidense vería entonces competir un precioso Vertigo modificada con el ilustre apellido Ickx estampado en las puertas y con una configuración novedosa. Se había aligerado al máximo el conjunto para lograr que apenas pesara 925 kilogramos, en este caso a través del empleo masivo de la fibra de carbono y de otros materiales ultra-ligeros como el lino.

Vanina Ickx llevaría entonces el prototipo a la 34ª posición de la general (bajando de los 11 minutos), siendo sextos entre los inscritos en Time Attack 1 y primera rookie clasificada, por lo que la sensación general fue la de trabajo bien hecho. Desde aquel mes de junio de 2018 no se volvió a ver a el Gillet Vertigo Pikes Peak en competición, por lo que ha sido toda una sorpresa verla entre los anuncios de venta de los coches de competición, y que esta no quiera quedarse en el museo personal de la marca belga.

5
FOTOS
VER TODASVER TODAS

El motor que emplea sigue siendo el TFSI de 4 cilindros y 2.0 litos (origen VAG) con 380 caballos de potencia, asociado a una caja de cambios Quaife secuencial de 6 velocidades con levas detrás del volante, pero que a nadie le pueda echar atrás su kilometraje, ya que además de las pruebas previas y el shakedown, esta unidad de la Gillet Vertigo apenas ha acumulado la subida en competición y los pocos entrenamientos libres que se disputaron ya en el lugar.

El precio al que pretenden llegar es el de 195.000-200.000 euros, apuntando a que además de para competiciones de Subida de Montaña, también se puede adaptar para utilizar dicho modelo en Trackdays o en carreras de resistencia (no se especifica si puede transformarse a especificaciones GT4 o GT2), contando con un depósito de 95 litros de capacidad. En el anuncio se apunta a que el que lo quiera puede también complementar la adquisición de un propulsor de repuesto, partes de la carrocería o los moldes.

Vía | Racermarket