Kevin Magnussen y Romain Grosjean se lo pasaron en grande con el Ford Mustang de la NASCAR

 |  @fernischumi  | 

No fue la sesión de clasificación que esperaban, pero al menos se pudieron divertir en las horas previas. Romain Grosjean y Kevin Magnussen tuvieron la oportunidad de probar sobre el asfalto del COTA uno de los Ford Mustang del equipo Stewart-HAAS para las NASCAR Cup Series, quizás una montura más adecuada que los Fórmula 1 si tenemos en cuenta la gran cantidad de baches presentes en el trazado texano para esta edición.

Con Tony Stewart como maestro de ceremonias, los dos hombres del equipo de Günther Steiner y Gene Haas pudieron exprimir la montura gracias a los consejos de “Smoke”. En el caso del francés la ocasión fue incluso más especial ya que él mismo había reconocido en más de una ocasión que estaba deseando ponerse al volante de uno de los Stock Cars de la categoría reina del automovilismo estadounidense.

Las frenadas se alargaban en decenas de metros, la zaga se insinuaba, no solo en aceleración, sino también cuando tocaba pisar el pedal del freno y bajar marchas. Una experiencia analógica para dos de los pilotos que forman parte de una de las disciplinas más tecnológicas y repletas de gadgets y botones de todo el motorsport. Romain Grosjean se mostraba entusiasmado (Magnussen ya lo había podido probar) e incluso no descartaba estar en alguna carrera próximamente de la NASCAR Sprint Cup.

El coche es sorprendente ágil, incluso en las secciones rápidas. Nuevamente, pesa más de 1,800 kilos y no tiene alerón. Como era de esperar, se moverá un poco, pero es genial. La caja de cambios me sorprendió gratamente. Es una caja de 4 en H. Se va de atrás como el infierno. Ni siquiera necesita desconectarse. Simplemente suelta un poco de gasolina y baja marchas al frenar con el pie izquierdo.

No sería el único piloto dispuesto a hacer un cameo fuera del Gran Circo. Mientras que Lando Norris y Max Verstappen se mantienen activos en iRacing, Valtteri Bottas sigue quemando etapas en los rallyes después de haber probado tres de los cuatro World Rally Cars actuales y tener previsto competir antes de que termine el año en el Rallycircuit de Paul Ricard. Quizás el más exótico de todos es Lewis Hamilton, el cual planea probar la Yamaha M1 de Valentino Rossi para Moto GP en un intercambio de monturas que se realizará en Cheste antes del final de año.

https://twitter.com/F1/status/1190584335642103808

Lee a continuación: Tony Stewart medita su regreso a la NASCAR

Romain Grosjean es un experimentado piloto de Fórmula 1 que ha desembocado en el típico equipo de zona media del que es difícil salir hacia arriba. Haas ha pasado de ser una cenicienta a quedarse sin el apoyo total de Ferrari en dos ...

  • Ferran Pistola

    Molaría que hiciesen una carrera de NASCAR. Me gusta cuando pilotos titulares de F1 salen de su zona de confort. Como Hulkemberg y Alonso en el WEC o Stroll y el propio Alonso en Daytona 2018.
    Aunque entiendo que cada vez es más difícil por el aumento de carreras.