Lynk & Co, protagonista en Zandvoort para lo bueno y lo malo

 |  @eloy_eg  | 

Casi sin descanso el WTCR se dirigió a los Países Bajos para su cuarta cita de la temporada. Apenas unos días después de correr en Eslovaquia, la Copa del Mundo de Turismos celebró una nueva prueba en Zandvoort, tan en el candelero en los últimos tiempos. Y allí Lynk & Co revivió, con sus 03 TCR mostrando un dominio aplastante y reenganchándose así a la lucha por los títulos gracias a dos dobletes, aunque no sin polémica.

La marca china arrasó en la primera sesión de clasificación del fin de semana y ello levantó enormes sospechas y quejas sobre la Balance of Performance. Los cuatro 03 TCR ocuparon los cuatro primeros puestos, si bien una sanción a Yann Ehrlacher por molestar a otro piloto evitó que acapararan las dos primeras filas de la parrilla. El mejor del resto fue Mikel Azcona, aunque a siete décimas de la pole marcada por Thed Björk. La organización, presionada por buena parte del resto de equipos, se vio obligada a reducir la potencia de los coches chinos antes incluso de la disputa de la carrera.

Aunque en la salida Thed Björk e Yvan Muller se mantuvieron al frente, Lynk & Co sufrió otro pequeño revés con la mala arrancada de Andy Priaulx, superado así por Mikel Azcona. El británico, aún readaptándose a los turismos de tracción delantera, tuvo que defenderse de Johan Kristoffersson desde la primera curva y terminó claudicando.. en la última vuelta. Aunque el pelotón permaneció muy junto, los adelantamientos escasearon y Björk se impuso así cómodamente por delante de Muller y Azcona, que presionó como pudo al galo sin éxito.

Pese al recorte de prestaciones en pleno evento los Lynk & Co volvieron a destacar en la segunda sesión de clasificación... y uno de ellos volvió a ser sancionado. Yvan Muller marcó el mejor tiempo por delante de su sobrino Ehrlacher y Bjork, mas una irregularidad técnica (exceso de presión del turbo) anuló sus prestaciones en Q3. Así, los Hyundai de Michelisz y Farfus fueron 3º y 4º, seguidos de Mikel Azcona y su Cupra. La pole para la segunda carrera mediante inversión de parrilla acabó en manos de Esteban Guerrieri, con una oportunidad de oro de salir líder de Zandvoort.

A Guerrieri le tocaba bregar con los Volkswagen de Kristoffersson y Leuchter, pero su arrancada no dio pie a que los Golf pudieran inquietar al de Honda. Un toque de Tom Coronel a Attila Tassi mandó al húngaro a la grava y forzó la aparición del Safety Car, pero ni siquiera la resalida dio la opción a los coches de Sébastien Loeb Racing de superar a Guerrieri. Excelso en su defensa y aprovechando al máximo las escasas oportunidades de adelantamiento que ofrece Zandvoort. Así, se impuso por delante de Leuchter y Kristoffersson, seguidos de Catsburg y Azcona. Por detrás una salida de pista de Muller terminó de arruinar el día del francés, sólo noveno.

Quedaba la última carrera y Lynk & Co logró a su manera teñir un fin de semana notable para sus intereses. Yann Ehrlacher trató de evitar al toque que su compañero Thed Björk se colocara líder en la salida. Un par de vueltas más tarde Björk dejó pasar a Ehrlacher, creyendo que había sido sancionado con un drive through por su maniobra en la salida, pero dado el error se dio marcha atrás. Así Cyan Racing logró 'ensuciar' un doblete fácil, con Norbert Michelisz ocupando el tercer cajón del podio. Mikel Azcona completó un fin de semana muy regular siendo sexto, tras Farfus y Muller.

La victoria en la tercera carrera permite a Thed Björk aproximarse al líder del campeonato, Esteban Guerrieri: 11 puntos les separan. Néstor Girolami cae al tercer puesto tras un fin de semana discreto, mientras que Mikel Azcona es quinto. La próxima cita del WTCR 2019 tendrá lugar en Nürburgring Nordschleife como categoría telonera de las 24 Horas de Nürburgring.

Foto | Cyan Racing

Lee a continuación: Honda estrena el TCR Japón con victorias de Matthew Howson y Yu Kanamaru

  • M.A.

    Tampoco fue tanta polémica. La maniobra en si entre los Cian no puede ser considerada más que el consabido "lance de carrera", que al final los pilotos no van a poder hacer ya nada. Casi mejor que hagan como en atletismo, cada uno por su "calle" y sin interferir al otro.
    Para mi en absoluto sancionable. Pero en los tiempos que corren...
    Despues de ello Bjork quiso ser "demasiado bueno", anticipandose a la sanción que luego no fué, y Erhlacher, en vez de apreciar el gesto inicial y acatar el "devolverle" la cabeza, quiso jugar al "chico malo" y se resistió.
    El "capón" de todo el equipo a Erhlacher vino, más que por eso, más que por no dejar pasar a Bjork, por marcharse destacado, "destapando" la (presunta) superioridad de los chinos. Que se temían de esa forma que les acabara trayendo más BoP para la próxima cita...

    • almafuerte

      Sancionable no, para nada, pero una "salida" de holla si. Hacerle eso a un rival es ir fuerte, a un compañero es violento.
      Tal vez innecesario. Igual que hacer luces ¿creen que a alguin le importa?

  • almafuerte

    Las carreras de turismos geniales. Siempre lo fueron y este año no defraudan, si el circuito acompaña.