Miguel Fuster consigue en La Nucía su quinta victoria del año y deja todo por decidir para Madrid

 |  @fernischumi  | 

Llegábamos a La Nucía con las cuentas claras. Iván Ares era el único que podía salir Campeón de España de Rallyes después de la disputa de la penúltima cita del calendario, sin embargo, el gallego necesitaba que el local, su máximo rival por el campeonato, Miguel Fuster tuviera problemas y quedara muy retrasado en la clasificación general o incluso con un abandono. Para cerrar el segundo título consecutivo para el de Hyundai debía sumar 21 puntos más que el pentacampeón Nacional, algo que sin duda no iba a ser nada sencillo cuando el alicantino se jugaba su primera bola de partido en contra en casa.

El de Cambre necesitaba por tanto ganar, anotarse los tres puntos del TC+ y que Miguel Fuster cayera más allá del séptimo puesto. El primer tramo realizado en el Karting del Finestrat nos regalaba la primera parte del duelo. Un kilómetro y noventa metros en una nueva demostración de que este tipo de superespeciales se están consolidando en los campeonatos nacionales, con perfectos ejemplos recientes como los de Santander o Granada. En el trazado ratonero preparado por los organizadores valencianos se imponía el Hyundai i20 R5 de Ares, en este caso con diferencias mínimas que permitían que hasta el décimo mejor crono, precisamente el de Dani Solà (trompo incluido), estuvieran todos los pilotos en apenas siete segundos y medio.

Pronto se quitaría ese amargor del primer tramo el Campeón del CERT, CERA y del Mundial Júnior. Al volante del Skoda Fabia R5 de MC Racing, el catalán volvía a estar en el ritmo de los pilotos de cabeza desde el inicio del sábado, jornada que precisamente iniciaba con la disputa del TC+ en la que era Miguel Fuster se imponía por delante de Ares y Solà. Con tres puntos más en el bolsillo y tras recuperarle las seis décimas del viernes y endosarle otros 6,6 segundos, el piloto del equipo Llanes Motorsport parecía tener sensaciones muy positivas desde el inicio.

En busca de su sexta victoria, el de Benidorm seguía tensando la cuerda, sin embargo, Ares optaba por darle una respuesta prácticamente inmediata, recortándole en el TC3 unas décimas gracias a su segundo scratch de la prueba. Este ataque tendría continuidad ya que de nuevo el piloto gallego era capaz de endosarle otros tres segundos a Miguel Fuster en el último tramo del primer bucle, Gorga, de 13,420 kilómetros.

Para aquel entonces ya había que lamentar el abandono de dos de las grandes sorpresas de la lista de inscritos. Santi Cañizares sufría una salida de pista durante el viernes por la mañana, vuelco incluido, que dejaba muy dañado el Suzuki Swift R+ de la anterior generación con el que tenía planeado competir de nuevo en el Nacional después de estar este año también en Ferrol.

El segundo en tomar el camino del abandono prematuro era precisamente el presidente de la Real Federación Española de Automovilismo, Manuel Aviñó, el cual copilotado por Sara Fernández estaba disputando su prueba ‘de casa’ con el Ford Fiesta R5 que llevará Efrén Llarena en Madrid. En este caso era una salida de pista la que dejaba ligeramente dañado el puente trasero de su unidad y le dejaba atascado en una cuneta, obligándole a decir adiós en el tercer tramo cuando se encontraba quinto en la general, afortunadamente sin daños personales ni prácticamente materiales.

Con los dos primeros pilotos destacados, Solà en tierra de nadie y con un tercer grupo formado por los N5 de Suzuki y ARV compitiendo de tú a tú con los pilotos regionales, nos plantábamos en el segundo bucle en el que Miguel Fuster ponía tierra de por medio. El local acumulaba 14,5 segundos de renta después de lograr tres scratchs en el segundo bucle que dejaban a Ares con la necesidad de decidir si seguir atacando en los cuatro tramos restantes para ver si lograba forzar el error de Miguel o si debería conformarse con otra segunda posición en un año en el que solo ha conseguido hasta el momento una victoria, en Lalín, seguida de hasta cinco segundos puestos.

A su llegada a una de las metas, Ares confesaba que se había tratado de un problema con el extintor lo que le había llevado a acumular esta pérdida de tiempo. En ese momento, Iván, copilotado por José Antonio Pintor, debía empezar a mirar hacia atrás, con Dani Solà acercándose rápidamente tras el TC9 en el que Ares caía a 40 segundos de Fuster y se encontraba con el Skoda Fabia R5 del de Vic a solo 4,6 segundos por detrás.

Suzuki debía lamentar en ese momento el abandono de un Javier Pardo que estuvo por delante de Joan Vinyes hasta el octavo tramo, momento en el que problemas mecánicos le harían perder mucho tiempo y le llevarían a no tomar la salida en la novena especial cuando era quinto después de ser adelantado por el andorrano. Surhayén Pernía ganaba una posición gracias a este abandono, a pesar de que el cántabro sufría muchos problemas con el turbo del Hyundai i20 R5 en uno de los tramos.

No habría tiempo para más después de que se neutralizara el TC10, penúltimo tramo del Rallye de La Nucía, por el retraso acumulado en el programa durante todo el día. Los 22 kilómetros de Jalón iban a obligar a Ares a atacar para conservar su segunda posición en el podio. El gallego lo haría y se llevaba un estratosférico scratch con 7,1 segundos de ventaja sobre Solà. Protagonista hasta del cartel oficial de la prueba mediterránea, Fuster, copilotado por el hermano del presidente de la RFEdA, Nacho Aviñó, lograba su quinto triunfo del año y llegará a Madrid con una posición mucho más ventajosa que con la que llegaba a La Nucía. Iván Ares estará obligado a ganar y ver los resultados de Miguel para renovar su título de Campeón. Cohete Suárez, Efrén Llarena y otros pilotos inscritos en Madrid como Álvaro Lobera pueden ser jueces del título en la última carrera del Campeonato de España de Rallyes de Asfalto 2018 que se celebrará del 23 al 24 de noviembre.

Empezamos bien, y aunque Fuster atacó en el primer tramo de la mañana, luego pudimos recortar y acabamos el primer bucle con menos de dos segundos de diferencia. Luego tuvimos un problema con un extintor que andaba suelto por el coche y nos hizo perder tiempo, y aunque no nos rendimos ellos apretaron más y nos sacaron algo más de tiempo. Por la tarde quizás en el primer tramo salimos demasiado tranquilos, y en el último la sensación es que íbamos bien, pero perdimos mucho tiempo. Las cosas se nos han puesto complicadas, porque aún tenemos que descontar un resultado, pero vamos a luchar hasta el final. - Iván Ares

Cerrado el Top3, Joan Vinyes aseguraba la cuarta posición y la victoria entre los N5, mientras que Surhayén Pernía era quinto y matemáticamente pierde toda opción a un título de pilotos que parecía una utopía. Santi Carnicer era segundo entre los pilotos regionales, superando en la general absoluta a Francisco Antonio López y Francisco Javier Polidura. José Antonio Aznar y José Javier Pérez cerraban las diez primeras posiciones. Destacar la 14ª posición de Vicente Cabanes Jr. con el Opel Manta 200, mientras que José Sánchez ganaba en la Sandero Cup u José Calvar y Eva Costas eran 21º con el popular SEAT Marbella.


Clasificación del Nacional de Asfalto 2018 (Sin descontar resultados):

1. Iván Ares, 262 puntos
2. Miguel Fuster, 250
3. Surhayen Pernía, 202
4. Joan Vinyes, 171
5. José Antonio Suárez, 143

Fotos | CERA/RFEdA, Suzuki, Hyundai

 

Lee a continuación: La RFEdA estrena iniciativa para que las jóvenes promesas corran su primer rally en el Nacional

  • Ferran Pistola

    Pues muy buen Rally el que hemos visto en Alicante. La verdad, desde los tramos parecía que Fuster lo tenía todo controlado. Se le veía ir más fácil que a Ares. He flipado con Solà, que ritmo tiene después de mucho tiempo sin competir en el CERA y con coches actuales (solo con el princesa claro).
    Una pena que no haya estado cohete.