ESPACIOS
COMPETICIÓN
Cerrar CERRAR
Competición

4 MIN

¿Y ahora qué hará M-Sport Ford en el Mundial de Rallyes?

Quedan todavía dos citas para terminar la temporada. Una oportunidad para extender la racha que comenzó el pasado domingo en Chile con el triunfo de Ott Tänak, pero también un lento transcurrir de los días hasta encontrare un invierno más en la misma difícil situación. En Cumbria saben de sobra lo que es afrontar esta situación, encontrarse frente al vacío que supone no tener un jefe de filas. Estuvieron buscando su Campeón durante décadas y no pudieron cerrar el círculo hasta la llegada ‘de rebote’ de Sébastien Ogier en 2017.

Este año intentaron lo mismo después de la mala experiencia vivida el año pasado con la llegada y marcha de Craig Breen, mientras que, en la actual temporada, la falta de fiabilidad y los errores limitaron la oportunidad de lograr grandes resultados junto a Ott Tänak y Martin Järveoja. Tras la segunda victoria del año lograda en esta ocasión en suelo chileno, el punzante anuncio de la marcha de la pareja de estonia retumbó en las instalaciones de M-Sport.

Las líneas generales eran similares a las que horas más tarde utilizaría el Repsol Honda Team para despedirse de Marc Márquez: “Ott Tänak y el equipo M – Sport Ford World Rally han llegado a la decisión mutua de concluir su asociación al final del Campeonato Mundial de Rally FIA 2023”. En su caso también había opciones a una estadía más larga en la estructura británica, pero los cambios en Hyundai y un Tänak que ansía pelear de nuevo por los títulos le llevaron a decantarse por los de Alzenau.

Para M-Sport lo peor está por llegar y el comunicado de este miércoles reflejaba la situación anímica que se debe vivir en estos momentos por los pasillos de las instalaciones propiedad de Malcolm Wilson: “El equipo ahora se centra plenamente en garantizar que encuentre un camino adecuado que le permita seguir compitiendo en la máxima categoría del WRC”.

Y es que, si la victoria parecía llegar en el mejor momento para la estructura tras admitir que necesitaban conocer los cambios que se iban a producir en el WRC a nivel de formato y de reglamento para poder sentarse con Ford y hablar de la unión entre ambas partes, la pérdida de un piloto titular de primer nivel ha llevado a M-Sport de nuevo a la casilla de salida, con todo el talento concentrado especialmente en sus dos formaciones rivales. ¿En su lugar? Lo que parece ser un ‘Back to Basics’, con el equipo ya apuntando a que se volverán af fijar en el talento joven como forma de tratar de encontrar el camino de nuevo.

Durante los últimos 20 años, el equipo ha nutrido a algunos de los mejores pilotos emergentes del deporte, presentando, promoviendo y desarrollando la próxima generación de talentos del Rally1. El desarrollo del talento de M – Sport es indiscutible, ya que todos los ganadores de eventos del WRC de las últimas dos décadas formaron en algún momento parte del equipo. Ha aportado a la operación con sede en Cumbria una enorme reserva de conocimientos, experiencia e inspiración que se esfuerza por transmitir a la próxima generación del WRC. En M-Sport creemos que, un reenfoque hacia este enfoque será clave para el desarrollo continuo a largo plazo del equipo – Comunicado oficial de M-Sport

Por su parte, Toyota GAZOO Racing sigue guardando el silencio de radio sobre su alineación para 2024. Jari-Matti Latvala ya insinuó que la opción prioritaria era la de mantener su actual formación, todo ello a pesar de que se ha relacionado de forma esporádica a Elfyn Evans con un posible cambio de aires, e incluso se habló de que Hyundai había tanteado a Kalle Rovanperä o Sébastien Ogier. El año pasado, Toyota esperó hasta mediados de noviembre para informar de sus cambios… En 2023, viendo que Kalle Rovanperä ha viajado de nuevo a Japón para competir en Drift, tampoco se espera que sea inminente.

Dame tu opinión sobre este artículo

Ni fu, ni fa
Me ha gustado
¡Muy bueno!

Iván Fernández

Cargando...