¿Qué nos espera del Dakar en Sudamérica?

 |  @fernischumi  | 

El parón irremediable de dos días ha dado tiempo para hablar de opciones de futuro y posibles alternativas al actual recorrido del Dakar. En ASO son perfectamente conscientes de lo que disponen en la actualidad, después de las bajas de Perú y Chile por catástrofes naturales y decisiones políticas. Aun así, Marc Coma y Etienne Lavigne tienen un sueño, cruzar Sudamérica de norte a sur, comenzando en Chile o Argentina y terminan en Cartagena, Colombia.

Incluso el propio Lavigne ya se ha atrevido a poner nombre a su deseo: Rally Dakar-Pacífico, en una clara nueva etapa, distinta a la del icónico París-Dakar, y uniría los países de Argentina, Chile, Perú, Ecuador y Colombia. Todos ellos ya han expresado en alguna ocasión su interés por formar parte de la prueba, algo que los altos cánones impuestos por la organización (se habla de que a cada país le cuesta un millón de dólares cada etapa) no ayuda.

Mi sueño es el de organizar un día una prueba que atraviese el continente del norte al sur. Lo tenemos ya sobre el papel, pero la idea pasa por salir de Chile o Buenos Aires y subir hasta Cartagena. Sería algo único, pues el Dakar no es solamente un evento deportivo, también es un evento social y cultural en cada país por el que pasa. No se trata de una cuestión de tener muchos países, pero sí poder hacer una historia distinta cada año, con cosas nuevas que descubrir.

Obviamente, en todo este plan, ASO necesita el regreso de Perú o la propia Chile, las que aportarían la arena de sus grandes desiertos para normalizar el Dakar. Este año, las Dunas de Capricornio han endurecido la carrera, sin embargo, poco o nada se parecen a lo que todos conocemos como desierto prototipo, especialmente si los más veteranos tenemos en mente los interminables cordones de dunas de Mauritania.

Vía | Autosport.pt

Lee a continuación: Dakar 2017: motos y quads, dos categorías totalmente abiertas

  • M.A.

    No hay que desprestigiar la carrera sudamericana comparandola con su pasado africano. La carrera en America tiene fustes y atractivo para brillar por si misma, y el continente tiene parajes y paisajes para hacer una prueba incomparable. Si hay problemas económico politicos que suponen un obstaculo, esperemos que se superen. Soy el primero que critica los altos canones que se obliga a pagar, muchas veces a gobiernos en manifiesto precario económico o que mas valdría que dedicaran esos recursos a su población. Por otra parte para su gente es muy bueno por unos dias ser el centro del mundo, y para nosotros para conocer gentes, costumbres y regiones poco conocidas pero preciosas.
    Ojalá el “Dakar” sudamericano se mantenga, consolide e incluso se extienda. No solo hasta Colombia. Por que no hasta Mexico, emulando la antigua Carrera Panamericana. Ojalá. Larga vida al Dakar Americano.

  • Ferran Pistola

    Esta claro que es indispensable que Chile y Perú entren en el recorrido. El altiplano boliviano esta muy bien, por todo el fuera pista que hay, pero el tiempo no se puede controlar y todos lo años llueve y se ven obligados a mutilar etapas.
    Por otra parte, la ASO debería buscar más patrocinadores y no cobrar tanto canon. En africa pagaban por correr y aquí les pagan para correr, que busquen patrocinadores, obliguen a pagar menos y así entraran más países.

  • OneCarlosV8 3.5

    El Gobierno Chileno actual no quiere saber nada del Dakar, así que habrá que esperar al próximo año (cuando asuma el nuevo) ver si vuelve la competencia al país o no.