CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
WEC

5 MIN

Record propio batido y primer paso hacia la victoria para Toyota

Àlex Garcia | 16 Jun 2017
Toyota 7 Kobayashi 2017 LM
Toyota 7 Kobayashi 2017 LM

Kamui Kobayashi logró la pasada noche su primera pole position en La Sarthe, marcando un increíble tiempo de 3:14.791 que hoy por hoy es el más rápido en términos de velocidad media que jamás se ha visto en las 24 horas de Le Mans o alguna de sus sesiones de entrenamientos libres y oficiales. El piloto japonés del Toyota número 7 firmó un registro imponente, casi dos segundos y medio por delante del número 8 de Kazuki Nakajima y el Porsche de André Lotterer. La sensación que da el TS050 es que es más que una máquina a batir, casi como si ganar fuera más que su destino, su obligación teniendo en cuenta su velocidad.

El destino, la obligación, el anhelo y el honor confluyen en el pueblo de Le Mans estos días, donde el sábado Toyota y Porsche van a verse las caras. A día de hoy se puede decir que hay un claro favorito y este habla japonés. En Porsche no se rendirán y si nos fijamos en las caras tanto de sus pilotos como de sus integrantes durante las sesiones clasificatorias, podemos intuir que se sienten con opciones de luchar. En 2016 quedó claro el hecho que las 24 horas de Le Mans es una carrera caprichosa y lo que en un momento puede parecer ganado, al siguiente está perdido y viceversa. No hay que dar nunca nada por hecho.

Pero la realidad es que hay varios elementos que empiezan a decantar la balanza ligeramente en favor de Toyota. Tres coches en pista, dos de ellos en las dos primeras posiciones de parrilla y uno con un tiempo infinitvamente mejor que los de los Porsche. La ventaja estratégica y una teórica ventaja en cuanto a ritmo parecen indicar que los TS050 son los favoritos. Y aún así, es imposible olvidar que precisamente Toyota desafió a la lógica en 2016 con un coche algo menos veloz y con una posición en pista desfavorable para acabar erigiéndose como los mayores candidatos a la victoria. Sólo la mala fortuna o un destino aciago impidió lo que había sido una auténtica lucha de superación pero esa sería otra historia.

Las 24 horas de Le Mans 2017 siguen su guión en la categoría LMP1, con ambos fabricantes en las posiciones preferences y con el ByKolles justo detrás. Tampoco podemos sacar demasiadas conclusiones de lo que esencialmente es un desafío a una vuelta en el que hay quien apunta a la explosividad de Kamui Kobayashi como principal razonamiento de la memorable velocidad mostrada por la marca. ¿Conclusión final de lo visto en las sesiones clasificatorias? La mejor de todas: la carrera sigue abierta a pesar de todo y aunque Toyota pueda estar medio paso por delante, al final no es nada que no sea recuperable en carrera. Las 24 horas de Le Mans se plantean una vez más como un duelo entre dos marcas y prometen emociones fuertes.

También debe haber emociones en LMP2, donde hay un total de 25 participantes con una de las luchas más interesantes del evento. La pole position cayó del lado de Oreca con el G-Drive número 26 al frente pero la variedad de chasis con los Ligier, Dallara y el solitario Riley hará de la categoría "azul" algo interesante. En ese sentido, es interesante también el hecho de ver a Dallara reconocer que su paquete aerodinámico ha sido demasiado extremo. Mucha velocidad punta en recta pero no hay suficiente apoyo en curva como para poder pelear con los líderes de su clase. Aunque los equipos pueden cambiar los reglajes, hay un límite a lo que se puede lograr.

Las dos clases de GTE van a tener la batalla habitual y aunque Aston Martin se llevó la pole position en GT Pro, todo el mundo es consciente de las opciones reales que existen tanto en Ferrari como en Ford y Porsche. De hecho, hay quien apunta a que son estos últimos tres quienes tienen las mayores opciones de ganar y no un Aston Martin que en tiempos recientes se ha mostrado algo menos veloz aunque sí muy efectiva en Le Mans. Todo esto, sin olvidarnos de los Corvette, habituales de Le Mans a pesar de no estar en el WEC. Precisamente una de las máquinas americanas, la del equipo Larbre Competition, marcó la pole position en GT Am en una parrilla con cuatro marcas distintas en las cuatro primeras posiciones.

El circuito de La Sarthe tendrá mañana una nueva cita con la historia y lo hace con las batallas de siempre pero con nuevos protagonistas y más velocidad que nunca. Lo hace con la tensión de una carrera que sea como sea resultará histórica. Toyota ganará por primera vez o Porsche expandirá aún más su leyenda pero lo que está claro es que pase lo que pase, la carrera será otra cita digna de recordar. Y a todo esto, las nuevas normativas para 2020 están empezando a mencionarse... limitaciones aerodinámicas, elementos móviles, distancias obligatorias con modos 100% eléctricos, un espectacular Box 56 de Panoz que quiere reinventar el mundo de la competición... Le Mans enamora y lo hace a conciencia.