comscore
MENÚ
Diariomotor
Hyundai

5 MIN

Primer contacto con el Hyundai i10 2020: más amplio, más maduro y más atractivo que nunca

Contacto Hyundai I10 2020 P

La pasada semana fuimos invitados por Hyundai a Amsterdam, donde pudimos conocer al nuevo Hyundai Kona híbrido, así como a la versión eléctrica del Hyundai Ioniq. Lo que no esperábamos era que Hyundai nos enseñase, en primicia, la nueva generación del Hyundai i10. Su tercera generación, para ser más concretos. El Hyundai i10 siempre ha sido el escalón de acceso a la gama de Hyundai, un coche urbano que en su tercera iteración coquetea con el segmento B, ofreciendo un habitáculo sorprendentemente amplio, mucha tecnología, mucho equipamiento y un gran atractivo visual. Así fue nuestro primer contacto con el Hyundai i10 2020.

Cuando llegamos a la sala de conciertos donde Hyundai nos presentó los híbridos, ignorábamos que la marca coreana nos presentaría su nuevo urbano. En el escenario solo había dos coches, pero antes de terminar la presentación, los responsables europeos de la marca anunciaron que había una pequeña primicia. Las luces se apagaron y la parte trasera del escenario se elevó, saliendo por la abertura uno de los nuevos Hyundai i10. Un coche de preproducción, pero idéntico al modelo final que llegará a los concesionarios. Como comprenderéis, todos quedamos bastante impresionados y sorprendidos.

Es previsible que la plataforma del nuevo Hyundai i10 sea usada en un futuro por el reemplazo del KIA Picanto.

16
FOTOS
VER TODASVER TODAS

El nuevo Hyundai i10 es un coche construido sobre una nueva plataforma modular, desarrollada desde cero para coches de pequeñas dimensiones. En cuanto a sus dimensiones, el Hyundai i10 es poco más grande que el actual. Es ligeramente más largo que el modelo actual, coqueteando con los 3,70 metros. Es 20 mm más ancho y 20 mm más bajo que su predecesor, y su batalla es 40 mm más larga. Pese a que sigue siendo un coche del segmento A, visualmente tiene mucho más empaque que el modelo saliente. Si a ello le sumamos unas llantas de hasta 16", el resultado visual podría resumirse en que es "más coche".

El color en el que Hyundai nos presentó su prototipo ayudaba a lucir el coche de forma más que conveniente. Su diseño sigue siendo simpático, como mandan los cánones del segmento A, pero es más maduro y evolucionado, manteniendo una clara identidad de marca. La calandra frontal es de plástico satinado y los LEDs diurnos continúan siendo dos unidades circulares. Tanto las ópticas como el capó tienen nervios que le dan personalidad al frontal. El coche solo estará disponible con una carrocería de cinco puertas, con hasta 10 colores para la carrocería y dos colores diferentes para el techo.

El Hyundai i10 2020 es un coche del segmento A que busca ser la competencia de coches del segmento B. Podríamos decir que es un A+.

Me ha gustado la comunión del techo y la parte inferior de la carrocería en el pilar B, donde está el emblema del modelo en cuestión. Un detalle que hemos visto en otros segmentos y que no queda nada mal en este segmento A. Los pilotos traseros cuentan con una parte LED y otra parte halógena, y dan personalidad a una zaga que se ve musculosa y con personalidad. Pero sin duda, la parte donde más se percibe un salto con respecto a la anterior generación es en el habitáculo. El habitáculo del Hyundai i10 está homologado para cinco plazas y está construido con plásticos duros en su totalidad.

Con todo, son plásticos de buen ajuste, con un buen empaque visual. El diseño del interior es sencillo pero vivaz, con molduras en relieve en puertas y salpicadero. Aunque la instrumentación es convencional, tiene una gran pantalla de 8" como sistema de infotainment, compatible con Apple CarPlay/Android Auto y el sistema Bluelink de Hyundai. La marca reconoce que el segmento A está en declive, pero que con tecnología, buen equipamiento y valor añadido pueden competir con garantías frente a coches básicos del segmento B. Y desde luego, con el enorme espacio a bordo que tendrá el Hyundai i10.

Con un coeficiente aerodinámico de 0,31, será uno de los urbanos más aerodinámicos del mundo.

Lo que más me ha impresionado del coche han sido las plazas traseras. Con el asiento delantero regulado para mi estatura (1,80 metros), tenía casi un palmo hasta el asiento delantero, sentado atrás. Además, también tenía mucho espacio para la cabeza. Tres personas viajarían muy estrechas, pero cuatro personas podrían enfrentarse a viajes largos con gran comodidad - en un urbano de 3,70 metros. Además, el coche tiene un maletero de formas muy regulares y 250 litros de capacidad. Cómo la marca ha logrado hacer un coche tan amplio con unas cotas exteriores tan pequeñas escapa a mi comprensión.

A nivel mecánico, el Hyundai i10 se venderá con dos sencillos motores de gasolina de tres cilindros, ambos atmosféricos. El primero será un 1.0 de 67 CV y el más potente un 1.2 de 84 CV. Ambos estarán asociados a cambios manuales de cinco relaciones, con una opción manual robotizada en el motor de 1,2 litros. A nivel de seguridad activa, el coche contará de serie con asistente de mantenimiento de carril, frenada autónoma, asistente de fatiga y asistente de luces largas. Como siempre en Hyundai, el coche tendrá 5 años de garantía. Se pondrá a la venta a principios del año que viene.