El Hyundai i40 se actualiza estéticamente, estrenando un nuevo diésel de 1,6 litros y plena conformidad WLTP

 |  @sergioalvarez88  | 

El Hyundai i40 es uno de esos coches veteranos, pero que han sido constantemente actualizados por la marca desde su lanzamiento. De cara a este nuevo curso, el Hyundai i40 vuelve a actualizarse – recibió un profundo lavado de cara hace tres años – con mejoras estéticas, más asistentes a la conducción y una nueva motorización diésel. En cuanto a diseño, estamos hablando más de una actualización que de un lavado de cara: el cambio más reseñable es una nueva calandra para el coche, así como unas ópticas traseras LED de nuevo diseño.

Es una actualización ligera, que pone al Hyundai i40 un poco más en consonancia con los últimos lanzamientos de la marca, como es el caso del Hyundai Santa Fe. En cualquier caso, se empieza a notar el paso del tiempo en su carrocería y es perceptible que se trata de un coche diseñado bajo otro lenguaje de diseño. Con todo, unas llantas de 18 pulgadas de nuevo diseño contribuyen a mantener fresca su imagen, en la medida de lo posible. En el interior de los Hyundai i40 también hay ligeros cambios, o mejor dicho, más oferta de tapicerías e insertos decorativos.

El Hyundai i40 se sigue ofreciendo en versión berlina de cuatro puertas y en una práctica carrocería familar, apellidada Wagon.

El más llamativo es una tapicería bitono de cuero, con detalles en color Merlot Red. En salpicadero y puertas también podemos encontrar la misma combinación de colores. Por último, también se estrenan molduras decorativas de aluminio. No hay cambios en lo tocante a la instrumentación o el equipo de infotainment. A nivel tecnológico, sí estrena nuevas asistencias a la conducción, que mejoran la seguridad de los ocupantes.

En concreto una tecnología de frenada autónoma llamada Forward Collision-Avoidance Assist – capaz de frenar el coche para evitar un accidente contra otro vehículo, a velocidades superiores a los 10 km/h. Pero sin duda la actualización más importante es la llegada de dos nuevos motores diésel, que reemplazan al veterano 1.7 CRDi. Se trata de dos turbodiésel Smartstream de 1,6 litros. Estos 1.6 CRDi han sido homologados según el ciclo WLTP y desarrollan potencias de 115 CV y 136 CV. El más potente disfruta de un sano par motor de 320 Nm, con un consumo medio de entre 4,3 y 4,7 l/100 km.

La diferencia en consumos homologados es de apenas 0,1 l/100 km entre ambos motores diésel. Los dos son compatibles con la normativa anticontaminación Euro 6D-Temp.

El motor de 115 CV se asocia en exclusiva a un cambio manual de seis relaciones, mientras que el 1.6 CRDi de 136 CV tiene la opción de estar asociado a una caja de cambios de doble embrague y siete relaciones. Para los que demanden un motor de gasolina, Hyundai seguirá ofreciendo un 1.6 GDi de 135 CV, un sencillo atmosférico de cuatro cilindros e inyección directa. Si estás en el proceso de comprar una berlina generalista, te recomendamos que te pases por Qué Coche Me Compro y te leas nuestra completa guía de compra.

Lee a continuación: Hyundai i40W, el coreano más europeo está en Ginebra

Ver todos los comentarios 1
  • Rest

    Quizá sea cosa de mis gustos y el diseño exterior me siga pareciendo acorde a estos tiempos, pese a su veteranía. Me pasa con este modelo y con el resto de gama que se benefició del idioma “fluidic design” en cada palmo de coche.

    El interior, bueeeno…..puede adolecer los años, algo que a Infiniti (guardando ciertas distancias respecto algunos materiales) creo le da lo mismo, porque continúa replicándolo en vehículos ‘actuales’.