CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Infiniti

2 MIN

El Infiniti Q60 es el coupé más sexy de su segmento

Mario Herraiz | @HerraizM | 28 Jun 2018
Infiniti Q60 3
Infiniti Q60 3

Infiniti tiene en su gama a un sugerente coupé de tamaño medio que hace gala de un diseño de lo más atractivo para hacerse un hueco frente a alternativas de la talla del BMW Serie 4 Coupé, del Audi A5 o del Mercedes Clase C Coupé. Hablamos, claro, del Infiniti Q60, una alternativa a la hegemonía alemana que llega con un precio de partida sin descuentos de 50.800 euros.

El Infiniti Q60 tiene un precio, sin descuentos, de 50.800 euros

16
FOTOS
VER TODASVER TODAS

El Infiniti Q60 está disponible con dos motorizaciones, con un motor gasolina 4 cilindros y de 2 litros de cubicaje, de origen Mercedes, que desarrolla una potencia de 211 CV al eje posterior, recurriendo a un cambio automático de 7 velocidades y una versión equipada con un V6 de 3 litros de cubicaje, también turboalimentada, que desarrolla una potencia de 405 CV, en este caso entregada a las 4 ruedas.

El Infiniti Q60 de 211 CV tiene un precio de partida de 50.800 euros mientras que el Infiniti Q60 de 405 CV hace lo propio desde 69.300 euros, contando en ambos casos con un único nivel de equipamiento, el acabado Sport.

El Q60 2.0T tiene 211 CV, el Q60 3.0T 405 CV

Este acabado Sport nos ofrece un equipamiento de serie en el que destacan elementos como el control de crucero, las llantas de aleación de 19 pulgadas, el sistema de acceso y arranque con llave inteligente, el sistema multimedia con doble pantalla táctil, la cámara de visión trasera, el sistema de reconocimiento de señales, navegador, un sistema de sonido Bose de 13 altavoces, climatizador bizona y asientos acabados en cuero, calefactados, con regulación eléctrica y memoria.

Por lo tanto estamos ante un coupé premium, muy equipado, con un precio competitivo, un diseño muy atractivo y un interior bien resuelto. La opción de 405 CV no tiene la dinámica de un BMW M4 o de un Audi RS5, evidentemente, pero nos ofrece una buena forma de acceder a un coupé potente que aunque es menos deportivo que los modelos antes citados, o que el Mercedes-AMG C 63 Coupé o el Lexus RC F, es sensiblemente más barato.