CERRAR
MENÚ
Diariomotor EléctricosLogo Diariomotor Eléctricos
Híbridos enchufables

3 MIN

Por qué Mercedes-AMG está usando 2 cajas de cambios en sus nuevos deportivos

David Clavero | @ClaveroD | 24 Sept 2022
Mercedes Amg C 63 S E Performance Limousine Und T Modell // Mercedes Amg C 63 S E Performance Sedan And Estate
Mercedes Amg C 63 S E Performance Limousine Und T Modell // Mercedes Amg C 63 S E Performance Sedan And Estate

Con la presentación del nuevo Mercedes-AMG C 63 S E-Performance, el fabricante alemán ha vuelto a dejarnos con la boca abierta al descubrir su sistema de propulsión. Volcados ya con la electrificación, el futuro de toda la gama AMG pasa por la propulsión híbrida enchufable desde un punto de vista inédito en el mercado. Y tanto es así que, además de llevar el motor de 4 cilindros más potente del mercado o la batería de mayor rendimiento de su clase, también emplea una particular configuración con 2 transmisiones totalmente independientes.

Podríamos decir que la sencillez no es algo que brille en la última generación de propulsores de AMG. La filial más deportiva de Mercedes se ha propuesto capitanear la electrificación de las altas prestaciones, y tras presentar un Mercedes-AMG GT 63 S E-Performance de 843 CV, ahora es el turno de escalar esta idea para dar vida a un más "modesto" Mercedes-AMG C 63 S E-Performance de tan solo 680 CV. Nótese la ironía.

En este C 63 S E-Performance encontramos 2 transmisiones, la primera con 9 reaciones para el motor gasolina, y la segunda con 2 relaciones para el motor eléctrico

Esta berlina de altos vuelos combina un propulsor gasolina 2.0 Turbo de 476 CV que transmite toda su fuerza a las cuatro ruedas a través de un cambio automático de 9 relaciones. Hasta aquí podríamos hablar de una configuración convencional. Sin embargo, la etiqueta E-Performance tiene una razón de ser, que no es otra que el uso de un propulsor eléctrico de 204 CV alojado en el interior del diferencial controlado que gobierna el eje trasero, contando además con una transmisión de 2 relaciones para ofrecer una mejor aceleración a baja velocidad y una mayor eficiencia a alta velocidad.

Gracias a una batería de 6,1 kWh y 400 voltios con refrigeración por inmersión, este motor eléctrico incluso podrá mover por sí solo al nuevo C 63 S E-Performance, prometiendo una autonomía 100% eléctrica de hasta 13 kilómetros. La gestión de la transmisión se realiza de forma transparente para el conductor, contando con diferentes leyes de trabajo en función del modo de conducción seleccionado.

Por lo tanto, en este Clase C hipervitaminado encontramos 2 cajas de cambio totalmente indepedientes, pero funcionando de forma combinada en pos de conseguir lo mejor de cada uno de los motores a los que están asociadas. Y vete familiarizando con esta solución, porque cada vez será más habitual entre los fabricantes de coches.

62
FOTOS

Vídeo destacado del Mercedes Clase C