ESPACIOS
ELÉCTRICOS
PUBLICIDAD
Cerrar CERRAR

El precio de luchar contra Tesla: Lucid y Rivian sufren perdidas en el 1º cuatrimestre de 2024

La guerra de precios entre fabricantes de coches eléctricos está siendo dura para los fabricantes con menos recursos. Si Tesla ha sufrido en este primer cuatrimestre, más han sufrido rivales como Lucid (la cual está entrando ahora en el mercado Europeo con su Air) o Rivian, que de momento se mantienen en Estados Unidos. La reducción de precios de los Tesla golpea especialmente a estos fabricantes.

Casos de Lucid y Rivian en el primer cuatrimestre

En el caso de Lucid, en este primer cuatrimestre de 2024 sufrió unas pérdidas netas de 685 millones de dólares (638,3 millones de euros) y unos ingresos de 173 millones (161,2 millones de euros), que se suma a los 726,84 millones de euros que perdió sólo en el primer cuatrimestre de 2023. Tras su pico a finales de 2021, el valor de Lucid en el mercado fue decayendo durante 2022 y la primera mitad de 2023. Tras un repunte en la segunda mitad del año pasado, este año vuelve a terminar el cuatrimestre con pérdidas significativas (Automotive News Europe).

Algo similar ha ocurrido con el valor en el mercado de Rivian, con una caída en barrena prácticamente continua desde finales de 2021. En su caso, las pérdidas suben hasta los 1.450 mil millones de dólares (1.350 millones de euros) después de haber adaptado su fábrica de Illinois para la fabricación de coches eléctricos de menor coste en el futuro. Su idea con esta inversión es la de reducir costes en el futuro y acelerar la velocidad de la cadena de montaje, algo similar a la forma en la que produce Tesla sus vehículos.

Lo complicado de pelear contra Tesla

Cuestiones varias sobre el mantenimiento de los eléctricos, así como la falta de infraestructura de cargadores en algunos países europeos, el precio medio de un BEV, los tiempos de carga a la hora de viajar y la manera en la que se devalúan en el mercado, entre otros factores (el fin de ayudas y subsidios en algunos países como Francia y Alemania) han frenado el crecimiento de las matriculaciones de eléctricos. Siguen creciendo, pero a un menor ritmo del esperado tiempo atrás, lo que ha llevado a Tesla a reducir sus precios con las consecuencias que tiene para su competencia.

Los datos de ANFAC del primer cuatrimestre reflejan precisamente que, si bien el crecimiento tanto de los eléctricos como de los híbridos enchufables en matriculaciones es una realidad, también lo es que siguen muy atrás con respecto a los coches convencionales de gasolina y, sobre todo, los híbridos tradicionales. Estos han experimentado un gran crecimiento con respecto a 2023, distanciándose en ventas no sólo de los BEV y PHEV sino también de los diésel.

Algunas marcas presentes en Europa, en riesgo

Ante esta situación, fabricantes como Rivian o Lucid lo tienen complicado. Desde Bloomberg apuntan a que estas dos marcas, así como Aston Martin Lagonda y Fisker, están en riesgo. El caso de Fisker es curioso dado que la Fisker original (la del Fisker Karma, de los primeros PHEV de lujo) quebró y fue vendida a Wanxiang Group, mientras que la segunda Fisker, la actual con el Ocean como modelo principal, ha detenido su producción y está comenzando los procedimientos de insolvencia, paso previo a considerarse en bancarrota como tal.

Cargando...