Fruta prohibida: el Subaru WRX STI Type RA-R es el STI para trackdays que sólo Japón puede disfrutar

 |  @sergioalvarez88  | 

El Subaru WRX STI es uno de nuestros coches favoritos. Se trata de una berlina deportiva que pertenece ya a otra época. Un coche de la vieja escuela, equipado con un bóxer turbo de 2,5 litros, 300 CV y un comportamiento absolutamente meteórico en curva. El pedigrí en rallyes de Subaru puede trazarse perfectamente hasta los STI, que se dejarán de producir en 2019 sin un claro sucesor designado. Para celebrar el 30 aniversario de la fundación de Subaru Tecnica International (STI), la marca japonesa ha lanzado en exclusiva para su mercado local el que posiblemente es el Subaru WRX STI perfecto: el STI Type RA-R.

El Subaru WRX STI Type RA-R es la versión más hardcore de los Subaru WRX STI Type RA, lanzados en EE.UU. y otros mercados hace unos meses. Los RA son versiones abiertamente enfocadas a los circuitos, con componentes reforzados y piezas de aún más alto rendimiento que las que podemos encontrar en un STI “normal”. Si estos coches fueran Porsche 911, los STI Type RA serían la versión GT3, y los Type RA-R serían la versión GT3 RS. Los Subaru WRX STI Type RA-R son los STI de producción más potentes y radicales jamás fabricados por la marca: su bóxer turbo EJ20 desarrolla la friolera de 329 CV.

Sólo se producirán 500 unidades, que serán vendidas exclusivamente en el mercado japonés. Fruta prohibida para el resto del planeta.

Sí, he dicho EJ20, y no EJ25. Los motores turbo de los STI de origen japonés tienen dos litros de cubicaje -principalmente por motivos fiscales- y tienen una mayor potencia específica que los bóxer de 2,5 litros de los STI europeos. La familia EJ puede trazar sus orígenes hasta los primeros STI de Subaru: es un motor de la vieja escuela, con mucho turbo-lag y con una personalidad tan agresiva como adictiva. Una diferencia clave del RA-R con respecto a un STI convencional es que pesa 10 kilos menos, y convierte en opcional la equipación del clásico spoiler fijo del portón del maletero.

Sus llantas de aleación ligera y 18 pulgadas están firmadas por BBS, y envueltas en neumáticos Michelin Pilot Sport 4S de alto rendimiento, orientados al uso en circuito. En su interior, un equipo de frenado Brembo, con discos perforados y pinzas de seis pistones en el eje delantero. La toma de aire del intercooler, una de las señas de identidad de todos los STI, ha crecido aún más en busca de una refrigeración óptima. Las carcasas de los espejos retrovisores son de fibra de carbono, así como la antena, de tipo aleta de tiburón. Solo un emblema y dos pequeñas tiras rojas en los paragolpes lo diferencian de otras versiones.

Se podrá encargar en Japón hasta el 27 de septiembre, previo pago de 4.628.000 yenes antes de impuestos (35.680 euros).

Sobra decir que sólo se venderá con una caja de cambios manual de seis relaciones. A nivel de puesta a punto, su suspensión ha sido recalibrada, así como la respuesta de los controles a los inputs del piloto. Los que han podido probar las versiones RA afirman que son coches absolutamente enfocados al circuito, incómodos en el día a día, tanto a nivel de suspensiones como de asientos. La versión RA-R va un paso más allá. Teniendo en cuenta que el futuro Subaru WRX STI será posiblemente híbrido, tened por seguro que estas versiones estarán muy cotizadas en un futuro. ¿Es acaso el último de los STI de antaño?

Fuente: Carscoops

Lee a continuación: ¿Puedo comprar un Subaru WRX STI sin alerón?

Ver todos los comentarios 1
  • Samuel

    Me sorprende bastante que teniendo un bóxer de 2 litros, mas nuevo y con inyección directa, que el EJ20, sigan con el, el rendimiento del FA20 debería ser mayor