La DGT estudia bajar la velocidad máxima en los accesos a las ciudades

Óscar Miguel  |  @omiguel  | 

Dentro de los próximos movimientos de la Dirección General de Tráfico podría encontrarse la reducción de la velocidad máxima genérica en los accesos a las ciudades, especialmente pensando en los grandes núcleos urbanos. En este momento se encuentran realizando un estudio del impacto que esta medida tendría en dos factores esenciales, el nivel de siniestralidad y de contaminación.

La idea básicamente es la de que, si se encuentran suficientes puntos a favor, se reduzca la velocidad máxima permitida en las vías de acceso a las ciudades incluyendo circunvalaciones y carreteras generales. El asunto todavía llevará meses pero todo apunta a que la DGT se mostrará a favor de esta disminución del valor máximo de velocidad, buscando la reducción simultánea de los dos aspectos citados. El estudio se está centrando en las ciudades de Madrid y Sevilla, cruzando estadísticas que relacionan velocidad, contaminación y nivel de accidentabilidad.

Una medida similar a la que se podría extender a toda España es la que ya ha sido practicada en Cataluña, donde en el mes de julio del año pasado se reducía la velocidad máxima de determinadas vías de acceso a grandes ciudades como Barcelona a 80 km/h e incluso se llegaba a bajar hasta los 40 km/h según la densidad del tráfico. Este sistema de “velocidad máxima variable” es a lo que Pere Navarro aspira en los grandes núcleos poblacionales, formando anillos concéntricos con menor velocidad máxima a medida que se adentran en el centro urbano.

De momento, mientras se ultima el estudio, se ha ido recomendando una serie de reducciones de velocidad. Hace medio año el ministro del Interior y el de Industria aconsejaban circular a 90 km/h o menos en las circunvalaciones o carreteras de acceso a las grandes ciudades, afirmando que el gasto en combustible puede reducirse hasta en un 30% (aunque no han especificado exactamente el estudio del que sacan estos datos).

¿Qué os parece esta idea? En principio todo lo que suponga menor contaminación y aumentar la seguridad vial debería ser siempre bien recibido, ahora bien puede que esta medida termine por convertir los accesos a estas ciudades en más tediosos, sobre todo sabiendo cómo se comportan a horas punta.

Vía: elmundo

En Diariomotor: La DGT estudia prohibir las motos de más de 100 Cv¿Dónde pone la DGT sus radares? | La estadísticas que no son de la DGT

Lee a continuación: SsangYong España tranquiliza a sus clientes

Ver todos los comentarios 22