Smart Fortwo Brabus, el torito bravo

 |  @omiguel  | 

Es lo primero que se me vino a la cabeza cuando lo vi allí plantado en el Salón de Barcelona. Algo más bajo, en color negro brillante y con mi conocimiento de que tiene un caudal de potencia/peso nada comedido. En ese aspecto igual un toro le anda ahí, aunque pese un poco menos y sus cuernos asusten más si se te acerca.

El Fortwo Brabus es un coche que siempre me ha llamado la atención. Más que nada el hecho de que un preparador con el enorme renombre que tiene Brabus se dedicara a poner todo su estilo en un vehículo pequeño y urbano como éste. Cuando lo conocí me pregunté qué clase de cliente estaría interesado en un coche así y aquella vez que lo vi circulando en París me di cuenta de algo: como coche práctico y divertido para andar muy ágil por la ciudad no tiene precio.

Smart Fortwo Brabus en el Salón de Barcelona

Por eso me he tenido que parar a sacarle unas cuantas fotografías y de paso sentarme dentro a ver qué tal parecía. Ya se sabe que en las imágenes de prensa se “embellecen” bastante las cosas y es mejor tener la sensación del tacto propio, para casi todo en la vida. Lo cierto es que el Fortwo Brabus por dentro no deja de ser un Fortwo normal pero con un par de detallitos, alguno de ellos incluso te facilita la vida.

Dejando a un lado el hecho de que los asientos de cuero sean bastante más cómodos que los de serie, han puesto especial hincapié en aportar algo diferente en lo que más sueles tocar como conductor. Desde el volante de cuero hasta el acabado en metal de los pedales, el pomo del cambio o la palanca del freno la sensación es bastante agrable, incluso si lo queréis “deportiva” para estas proporciones.

Smart Fortwo Brabus en el Salón de Barcelona

Entre los detalles incluidos fuera de ésto están un nuevo fondo “Brabus” para el semi-círculo de la velocidad y los diales pequeños sobre el salpicadero, con las revoluciones del motor y un reloj. Fuera ya del habitáculo luce unas nuevas llantas y dos salidas de escape cromadas firmadas con la “B” que son difíciles de no ver.

Por supuesto la preparación mecánica está muy cuidada, sacando de 1 litro de cilindrada 98 CV y además reduciendo la emisión de CO2 (viva la eficiencia). Lo interesante no es que acelere hasta los 100 km/h en menos de 10 segundos, una barbaridad en comparación con un Fortwo normal, sino que puedes casi despegar a 155 km/h de máxima.

Smart Fortwo Brabus en el Salón de Barcelona

En Diariomotor: Smart Fortwo Brabus y Brabus Xclusive | Brabus prepara el Ultimate 112, basado en el Smart FortwoSmart Fortwo Brabus electric drive

Lee a continuación: Honda Insight y Toyota Prius, familiar frente a tecnológico

Solicita tu oferta desde 11.149 €