En desarrollo un nuevo compacto de Nissan y otro coupé híbrido de Honda

Fran López  | 

El mayor éxito de Nissan en Europa en los últimos tiempos se llama Nissan Qashqai. Sí, lo sabemos, el 370Z y el GT-R son dos grandes deportivos, pero las ventas de Nissan en el mercado europeo se sostienen básicamente en el pilar del Qashqai, todo un éxito. Podríamos catalogarlo de SUV compacto, pero desde luego no es un compacto al uso. Tampoco lo será el Nissan Juke, que se adentra en nuevos segmentos de mercado esperando alcanzar el mismo éxito.

La representación de Nissan en los utilitarios está bien clara, por ejemplo: el Nissan Micra, del que en el Salón de Ginebra vimos su nueva generación. Pero, ¿y en los compactos? Uno de los segmentos más importantes en ventas lleva años descuidado. Últimamente el Qashqai ha sido un buen parche y ha conseguido arañar ventas a modelos más convencionales en el segmento C, pero sin duda Nissan necesita un modelo mucho más tradicional, como aquellos Sunny y Almera, si quiere competir con garantías en Europa y aumentar su cuota de mercado.

El Nissan Tiida estuvo tardíamente a la venta también en Europa, pero su escasez de motores, equipamiento y sobre todo características como un diseño anodino, poco apreciado por el público europeo y más pensado para otros mercados no hicieron mucho por él, por lo que pasó sin pena ni gloria. Todo lo contrario que el Nissan Almera, que fue un coche con relativo éxito.

Por ello, según ha confirmado el directivo de Nissan Andy Palmer a Autocar, la marca ya está preparando un modelo compacto tradicional. Según el propio Palmer, aspiran a que sea “mejor que el Golf“. Otra vez con el Volkswagen Golf a vueltas, al que consideran el rival a batir. Habrá que esperar para comprobarlo, ya que me temo que la espera será de como mínimo un par de años hasta que esté listo para pasar a producción.

Esta no es la única noticia procedente de tierras niponas que comprende a nuevos modelos, porque Honda también está preparando un nuevo coupé híbrido. El reciente Honda CR-Z se engloba en estas características, cierto, y está siendo todo un éxito en Japón, pero las intenciones de la marca van más allá. Si el CR-Z es un coupé híbrido compacto (muy compacto, de hecho), y supone realmente la vuelta del CR-X en el año 2010, el nuevo coupé será más grande, probablemente del tamaño de una berlina como el Accord, tendrá cuatro plazas y unas prestaciones y aspiraciones mayores.

Podría contar con un motor de 2 litros o 2.5 litros de cuatro cilindros, aunque no se descarta todavía un buen V6, pero es poco probable dada la preocupación por reducir consumos y emisiones contaminantes. Este motor trabajará con la asistencia del Honda IMA gracias a la hibridación, intentando conjugar la deportividad más clásica con la preocupación medioambiental actual. ¿Volverá el Honda Prelude al presente, con hibridación?

Vía: Autocar | MotorTrend
En Diariomotor: Nissan Qashqai y Qashqai+2 2010 | Nissan Juke | Nissan Micra en el Salón de Ginebra 2010 | Honda CR-Z en el Salón de Ginebra 2010

Lee a continuación: Audi TT, lavado de cara y actualización mecánica

Ver todos los comentarios 12