Volvo SCC, 10 años de Safety Car Concept

 |  @davidvillarreal  | 

¿Por qué se diseñan prototipos? En la mayoría de los casos un concept car se presenta con el objetivo de mostrar al público general la línea que seguirán los vehículos del futuro, tendencias, avances tecnológicos. En el mejor de los casos su fin es el de sondear la opinión del público y la prensa especializada para considerar si sería rentable su comercialización.

Por suerte hay honrosas excepciones, tal es el caso del Volvo SCC (Safety Car Concept), un prototipo presentado en 2001 que inspiraría más tarde el Volvo C30 y condensa buena parte de los avances tecnológicos en materia de seguridad empleados hoy en día por los nuevos modelos de Volvo. De hecho la mayoría de las soluciones técnicas que se desarrollaron en el SCC han sido puestas en práctica en vehículos de producción. Sistemas en definitiva de protección activa y pasiva para conductor, ocupantes y peatones.

La historia del Volvo SCC comienza a finales de los años 90. La estrategia de los de Gotemburgo estaba centrada en el desarrollo de vehículos familiares más seguros con el objetivo primordial de evitar accidentes y situaciones de riesgo en un primer lugar y en el caso de que estos fueran inevitables reducir sus consecuencias. Lo más interesante por tanto era trabajar en tecnología preventiva y para ello requerían de un vehículo de estudio que plasmase en el mundo real todos aquellos avances que ya habían estudiado y que tenían que ser puestos en práctica antes de lanzarse en modelos de producción.

Para alojar todo este dispendio tecnológico se optó por una carrocería compacta. Así en el Salón de Detroit de 2001 se presentaría el Volvo SCC definitivo, un prototipo cuyas similitudes con el Volvo C30 actual no son ninguna casualidad. De hecho el Safety Car Concept sirvió para diseñar el compacto que no se lanzaría hasta cinco años después, presentándose en el Salón de París de 2006, y que actualmente sigue comercializándose.

Aquí tenéis un listado de los avances tecnológicos que se presentaron en el Volvo SCC y que actualmente se incluyen en la gama de vehículos Volvo:

  • Advertencia para prevenir colisiones frontales
  • Información proyectada en el parabrisas
  • Monitorización del ángulo muerto
  • Advertencia al cambio de carril involuntario
  • Control de crucero adaptativo
  • Luces de emergencia intermitentes en frenadas de emergencia
  • Cámaras de seguridad frontales y posteriores
  • Faros adaptativos
  • Cuadro de mandos con interfaz más intuitiva para el conductor
  • Protección para peatones
  • Volante ajustable en profundidad y altura
  • Acceso y arranque sin llaves
  • Sistema de comunicación sincronizado con el teléfono móvil

Fuente: Volvo
En Diariomotor: Volvo ha investigado 40.000 accientes de coches de su marca | El nuevo Volvo S60 frenará por ti | Volvo muestra la seguridad del C30 Eléctrico

Lee a continuación: Volvo diseña tres prototipos híbridos con más de 1.000 km de autonomía

  • juli

    pesar que éste diseño me parecía una utpía y ahora me resulta anticuado… de todas maneras la cantidad de tecnología que tiene encima es impresionante, éste coche fue la materialización del concepto moderno de seguridad de volvo