comscore
MENÚ
Diariomotor
Honda

3 MIN

Honda N-One, ¿podría triunfar el kei car en Europa?

Honda acaba de presentar y anunciar el lanzamiento de su nuevo kei car para Japón, un producto con visos de convertirse en un éxito de ventas en el país del Sol Naciente por combinar las características prácticas que definen a este tipo de diminutos automóviles, el toque retro tan de moda en estos tiempos y la eficiencia necesaria en un utilitario del Siglo XXI. El Honda N-One es la versión definitiva de un prototipo del que ya os habíamos hablado en los últimos años, el Honda N Concept 4, que personalmente me fascinó hasta el punto de preguntarme, ¿tendría sentido un kei car en Europa?

El Honda N-One ha preservado la sencillez inherente en este popular segmento de acceso japonés, haciendo gala de minimalismo y diseño inteligente pero también adoptando una línea estética de inspiración similar a la observada en los nuevos Mini o Fiat 500. Honda optó por un diseño de tipo sandwich para garantizar un buen aprovechamiento del espacio a bordo, por ejemplo, instalando el depósito de combustible bajo los asientos delanteros. El motor se esconde bajo un voladizo delantero muy corto, con el espacio suficiente para un tricilíndrico de 660 cm3 y sobrealimentación por turbocompresor – estará disponible tanto con tracción delantera como total -.

Honda N-One y otros kei car, como remedio anticrisis para Europa

Las matriculaciones en 2012 en España han descendido un 11,9%, pero el segmento Micro de pequeños utilitarios ha crecido un 14,7%. ¿Llegó la hora de los kei car?

Y yo me pregunto, ¿por qué no un kei car en Europa? Está claro que el consumidor europeo tiene un concepto del automóvil muy alejado del nipón, que prima lo extremadamente compacto para adaptarse a un estilo de vida centralizado en las grandes urbes, algo también cada vez más común en el Viejo Continente. Por otro lado, los kei car se benefician de importantes ventajas fiscales para privilegiar una categoría de automóviles que centra su razón de ser en la pura practicidad y el ahorro energético y – en la medida de lo posible – el ecologismo. En España por ejemplo, no se beneficiarían según el tipo impositivo actual de ventajas mayores que cualquier otro utilitario (véase cómo calcular el Impuesto de Matriculación).

En España, el único segmento que resiste a la crisis e incluso crece con buen ritmo pese al descalabro de las ventas, es el de los utilitarios más pequeños, y cada vez son más las marcas que apuestan por estas categorías de acceso con productos que – lejos de centrar su beneficio en el coste de adquisición – apuestan por la distinción, la elegancia y el toque retro y chic, el Opel Adam es otro buen ejemplo de ello.

Tendremos que reconocer que España es muy fiel al dicho “coche grande, ande o no ande”, pero las matriculaciones del último año lo confirman. ¿Acaso no sería el Honda N-One un turismo casi ideal para popularizar las ventas de verdaderos kei car en Europa?

Fuente: Honda | Tecmovia En Diariomotor: Honda N Concept 4, elegancia y estilo chic en “frasco pequeño” | Kei Cars, los coches más pequeños y cuadrados de Japón