¿Por qué los cambios de doble embrague siguen sin convencer en Estados Unidos? ¿Todo por culpa del sonido?

 |  @davidvillarreal  | 

De vez en cuando nace algún automóvil de esos que te enamoran a primera vista, hasta que te percatas de que por desgracia no llegará a Europa y entonces te lamentas de no vivir en los Estados Unidos. Algo parecido me sucedió cuando se presentó el Dodge Dart. Es por eso que lo escogimos para nuestra recopilación de cinco vehículos muy “cool” que no llegarían a España en 2012. Pero lo más sorprendente es que el Dodge Dart ni llegará a Europa ni está siendo profeta en su tierra. Las ventas no evolucionan tal y como Chrysler había previsto y la culpa la podría tener una oferta de transmisiones demasiado europeas, más concretamente un cambio de doble embrague que dista mucho de lo que acostumbran a utilizar al otro lado del Atlántico.

Precisamente hoy mismo leíamos un artículo de opinión en Automotive News, un medio de referencia sobre la industria del automóvil en los Estados Unidos, en el que se apuntaba a que el problema de los cambios de doble embrague tiene mucho que ver con el sonido del motor. Según Larry P. Vellequette, el abajo firmante, desde pequeños aprendemos que un coche acelera haciendo “brum (pausa) brum (pausa)…” y por lo tanto entendemos que así es como debería sonar un coche cuando gana velocidad. Con esto quiere decir que la rapidez en la transición entre marchas de un cambio de doble embrague no comulga con la sensación intuitiva que busca el cliente medio estadounidense.

Pero, ¿lo único que importa es el sonido?

Un vídeo vale más que mil palabras. Véase este anuncio del DSG de Volkswagen y un chaval haciendo “brum-brum-brum”.

Sergio Marchionne (CEO de Chrysler-Fiat): “He decidido montar una transmisión europea en un modelo concebido para Estados Unidos para tratar de enseñarle a los americanos cómo mejorar los consumos”

Históricamente en los Estados Unidos ha existido una presencia mayoritaria de cambios automáticos, algunos de variador continuo y la mayoría por convertidor de par. En Europa se han impuesto los cambios de doble embrague que por su concepción física minimiza el retardo en la transición entre marchas a unas milésimas de segundo, por lo que el sonido sería más parecido a un “brum-brum-brum” continuo sin pausas ni tirones, aunque con un cambio de tono e intensidad entre marcha y marcha.

Pero aún así es un hecho: los cambios de doble embrague siguen sin calar en el comprador de los Estados Unidos. Volviendo al caso del Dodge Dart basta mencionar que su arranque comercial fue un tanto decepcionante. Aquellos que se apresuraron a entrar en el concesionario para probarlo en los primeros meses de su lanzamiento, se encontraron con que lo único que tenían disponible era un cambio manual (recordemos la fobia que tienen en el país al stick, la palanca de cambios de toda la vida) y un doble embrague, para más inri asociado a un motor 1.4 Turbo (en los motores superiores también se ofrece un cambio por convertidor de par de seis relaciones y más adelante llegará uno de nueve relaciones).

Sergio Marchionne (CEO de Chrysler-Fiat) llegó a reconocer en público – con mucha guasa – que él mismo “había decidido montar una transmisión europea en un modelo concebido para Estados Unidos para tratar de enseñarle a los americanos cómo mejorar los consumos”. Ahora bien, ¿es la marca la que tiene que convencer al cliente de que necesita su producto? ¿o la marca debe adaptarse a las necesidades y gustos de sus clientes?


En el Estado de la tecnología del automóvil en Tecmovia analizamos las alternativas al convertidor de par existentes en transmisiones y cajas de cambio.

En mi experiencia personal os diré que lógicamente el sonido importa y aunque al final el tacto y las sensaciones que te transmite un cambio dependerán en gran medida del enfoque del automóvil y de cómo ha desarrollado la marca un cambio por convertidor de par o de doble embrague. Últimamente he probado cambios por convertidor de par realmente rápidos y cómodos, hasta el punto de hacerme dudar si de verdad era tan necesario desarrollar transmisiones de doble embrague (generalmente más complejas, pesadas y caras).

Incluso en un deportivo de Altas Prestaciones, como es el Audi R8, he vivido la transición de un cambio por convertidor de par a un doble embrague con su actualización. Y, ¿sabéis qué? Lo primero que hice fue echar de menos aquel cambio lento con que se lanzó este deportivo, tan criticado entonces y sustituido ahora por un cambio mucho más efectivo que no solo hacía que este deportivo sea más cómodo, sino también más rápido. Echaba de menos aquel tirón al pasar de una marcha a la superior, ahora la sensación es completamente diferente.

También he probado cambios por variador continuo, que generalmente no son nada intuitivos y sí bastante antideportivos, que han llegado incluso a convencerme de que esta puede no ser una mala alternativa en ciertos automóviles.

Pero volvemos a la cuestión anterior. ¿Tendrán que acostumbrarse los norteamericanos al doble embrague o tendrá que ceder la industria, darse por vencida y reconocer la derrota?

Fuente: Autonews | Washington Post
En Tecmovia: Transmisiones y cajas de cambio [estado de la tecnología del automóvil]

Lee a continuación: Audi A2 (1999-2005): un monovolumen adelantado a su tiempo

Ver todos los comentarios 24
  • Oliver

    Pues, la verdad, no me parece tan difícil la solución. Se añade una tecla junto a los mandos de la palanca que nos de a elegir entre dos configuraciones del cambio: una a la europea y otra a la americana, y que cada usuario escoja lo que más le guste. Hoy en día todo va dirigido informáticamente, por lo que sería relativamente fácil instalar de fábrica dos posibles configuraciones. Esto daría algo de trabajo desarrollarlo, pero ningún coste real en el cambio en sí, apenas un botón y unos cuantos chips más.

  • xingular

    De la misma forma que en la NASCAR han estado con carburadores hasta hace dos días.
    En américa se hace inversión en tecnología pero eso de hacerla eficiente… ¿para qué? Si tenemos de todo y si no con cuatro hostias lo conseguimos.

    • JDM

      ¿Quieres una bolsa? Para el vómito, digo.

      • xingular

        No conduzco ningún coche americano. :) Gracias.

        • JDM

          Y se nota que tampoco lo has conducido en tu vida ;)

  • GaradaK7

    Yo no creo que el problema sea exactamente el sonido. Sospecho que lo que echa para atras a los americanos es el problema comun de todas las cajas con embrague pilotado, sea simple o doble, la falta de confort a baja velocidad. Los americanos estan acostumbrados a una arrancada suave, mientras que estos coches muchas veces arrancan de una forma muy caballuna, especialmente cuesta arriba. Cosas relativamente sencillas como las maniobras de aparcamiento tambien se pueden complicar mucho.

    Por lo demas, un buen cambio automatico “tradicional” puede ser muy bueno. Por ejemplo BMW ofrecia tanto un doble embrague como la extraordinaria caja ZF de 8 marchas que tambien usan otros modelos de lujo. Al final, la caja de doble embrague no merecia la pena, la tradicional era mucho mas agradable e igual de rapida. Ahora ofrecen la ZF excepto en el M3 y M5, que siguen poniendo la doble embrague.

    • Paco Tce

      Entonces, por qué usar en los modelos deportivos la caja de convertidor de par, si la ZF es igual de rápida, más agradable y encima más ligera?? No sé, algo no me cuadra y creo que va a ser que no es igual de rápida, al menos las pocas cajas automáticas por convertidor que yo he utilizado (algunas muy antiguas y otras no tanto, aunque ninguna de más allá del 2.004)

      • adriano

        A mi me gusta bastante más la ZF de 8 (BMW) que la DSG de Audi. Ambos motores 6 cilindros de +250 CV. Más suave e igual de rápida, o al menos eso me parece…

    • Patek

      Puro márketing. Las últimas automáticas por CdP como la ZF de ocho velocidades no tienen nada que envidiar a una DSG con el atractivo añadido de su menor coste, menor peso y mayor suavidad al aparcar, arrancar en cuesta, etc.

  • THE TRUTH

    Qué tontería… Si los americanos no quieren las DSG y similares es porque tienen peor fiabilidad que una de convertidor de par, y son menos confortables.

  • maÑo

    En Estados Unidos el coche es una necesidad básica en la mayoría de los sitios, porque el transporte público es casi testimonial. Así que lo quieren son coches prácticos y fiables, y la complejidad mecánica siempre es más susceptible de tener fallos por eso son fiables. Si algunos pusieron el grito en el cielo con los nuevos motores v6 de las F150 porque eso supondría menor fiabilidad al ser un motor más apretado a pesar de bajar el consumo. Además allí las carreteras son rectas, no necesitan grandes reducciones para ganar potencia en las curvas, como tampoco suspensiones independientes.

  • Patek

    Se están mezclando las cosas. En EE.UU. el tema de las transmisiones está totalmente polarizado: los conductores de pickup, monovolumen, suv, berlina cómoda exigen un cambio automático sencillo y fiable en toda circunstancia; el conductor de deportivos exige por contra el manual de toda la vida, luego no es cierto que haya alergia al cambio manual en USA sino todo lo contrario, pese a los infructuosos intentos de la prensa al servicio de ciertas corporaciones que pretenden meternos a todos con embudo su condenada transmisión de doble embrague para matar el cambio manual y ahorrar costes.

    • xingular

      Claro ahorrar costes con cajas pilotadas o automáticas. ¡Claro!

      También ahorramos costes con la carburación. No te digo… cuanto iluminado sin carrera universitaria.

      • Patek

        Payaso soplagaitas, veo que el insecticida pierde eficacia con el paso de las generaciones. Tengo dos carreras, una de ellas por la Harvard Law School. En tiempos de la carburación ya existían transmisiones automáticas, mezclando como de costumbre churras con merinas. Las corporaciones tipo Fiat o VAG pretenden lavarnos el cerebro con la idea de que las transmisiones de doble embrague son la panacea, que son las dos transmisiones tradicionales en una sola unidad cuando en realidad no es más que una automática algo más rapida (y cada vez menos frente al avance imparable de las de convertidor de par) con unas levas infantiloides que recrean la ILUSIÓN de cambiar manualmente con el pie izquierdo y brazo derecho quietos. Me pregunto quién es el gracioso que te quita la camisa de fuerza. Y si supieras leer, entenderías que sale más barato ofrecer sólo doble embrague que automática o doble embrague y manual por separado.

  • Patek

    De todas formas es extraño el caso de un doble embrague reemplazando un automático por convertidor de par. Yo pienso que este artículo debería más bien preguntarse por qué los americanos renuncian al doble embrague frente al manual en los deportivos. Y la razón desde luego no tiene nada que ver con la cretinada del ‘brum brum’. Es algo tan sencillo como preferir conducir uno mismo en lugar de permitir que un puto ordenador lo haga tras darle a una leva (igual que podría ser un botón o una tecla).

    • Siralf

      Joder Patek, ¡me pones cachondo! Uno entra en un diario online del motor y todo lo que le ofrecen es eléctricos, híbridos, cajas automáticas, frenos automáticos (hidráulicos), superdeportivos con corazón de nevera, seguridad, emisiones, engañuflas con el sonido para que parezca que tienes un motor decente, etc… Te llegas a preguntar si tú estás loco porque pondrías un manual hasta al autobús de ser para ti. Y entonces llega uno, es solo uno, pero ya no estás solo. Gracias por pensar, aunque no estemos siempre de acuerdo pero se nota que no te han puesto las palabras en la boca; por sentir y por echarle pelotas.

      • Patek

        Jaja y el 90% de los propietarios de Porsche 911 en USA también está con nosotros, amén de los Corvette boys y los Viperinos. No te preocupes, los que son dignos de conducir son hijos pródigos que antes de lo que se piensa volverán a las raíces aburridos de la novedad del fraude automatizado. Ayer mismo leía en una entrevista a un directivo de Opel que en España sólo un 11% de los cambios son de doble embrague y más del 64% son manuales, y que éstos lejos de desaparecer seguirán siendo demandados por aquéllos que disfrutan al volante pese a que los automáticos ganarán algo de terreno en los utilitarios y monovolúmenes, lo cual tiene sentido visto el uso que se les dispensa en ciudad.

  • xung olar

    Yo creo que la mayoria de los conductores usa son analfabetos de la conducción por no saber usar el embrague ni el cambio de marchas manual, claro que sus coches duran mas que cualquier cochecito europeo de 20000 euros.

    • xingular

      Y lo son. También contaminan el doble. Y también se han ido a la quiebra el doble ;)
      ¿No prefería el conductor usano un coche japonés?
      ¿O eso es según la noticia y la chorrada que haya que soltar?

      • xung olar

        siempre el troll que se pica por cualquier comentario que no sienta cátedra en tu mundo particular de pin y pon del motor,…. que nivelazo el tuyo. Lo mio, todo cierto, conductor analfabeto-coche fiable mucho mas que el europeo. Mejor un v6 gasolina que un diesel asqueroso caro de fabricar, filtro particulas y hollin negro a la atmósfera, millones de tdi por europa por la moda diesel-calamar…zas….

  • Juanra Camí Zapater

    entonces, al cliente americano medio no le gusta esto? http://www.youtube.com/watch?v=FN9VXjP6H7E
    Ellos se lo pierden

  • Aarón Ramírez

    La poca demanda del Dart se debe a una mala (MALÍSIMA) campaña publicitaria.

    ¿Es que los chicos de mercadotecnia de Chrysler (al menos en México) no pudieron echar mano de lo OBVIO que es el factor nostalgia para la publicidad del Dart?

    Muchos crecimos con uno y creo que ese enfoque publicitario hubiera sido un boom…

    Yo sigo queriendo uno (pero mis posibilidades aún no me lo permiten) porque el nombre pesa y me trae buenos recuerdos, en casa teníamos una guayin (Vagoneta) Dodge Dart 1981 (A.K.A. Dodge Diplomat) y es un gran recuerdo de la infancia, y yo por ese pequeño detalle soy un potencial ciente.

    En cuanto al concepto de que ‘La marca debe convencer al cliente de que necesita éste producto’…¿que no ha sido así siempre? nadie necesitaba una SUV pero se las ingeniaron para convencernos de que sí (y así nos seguimos con los crossovers, coupés de cuatro puertas… y un largo etcétera…), ese es problema (y volvemos al principio) del departamento de marketing).

    Y en cuanto a las transmisiones en sí, a mí (personalmente no me parece tan relevante; ciertamente no he manejado una transmisión de doble embrague para emitir un juicio completo, pero las CVT, convertidores de par y manuales de toda la vida sí, y la verdad no me parece cosa del otro mundo que un coche suene brum-brum- brum,a que suene un bruuuuuum, largo (y ya ni hablemos de los eléctricos que esos no suenan a nada).

  • anonymous

    Pues que quereis, yo soy de manual y siempre lo sere, en cambio secuencial o doble embrage q tacto tienes tu del motor? como juegas cn el embrage? como picas el embrage? no se para mi manual es sentir mucho mas el coche no cambio el manual por unas decimas de segundo… dnde este lo manual q se qite todo lo demas…