Previo al Gran Premio de España 2014

 |  @josetellaetxe  | 

Lamentablemente enmarcada en el artificial debate surgido a cuenta de su denominación oficial, la quinta prueba del Campeonato Mundial de Fórmula 1, el hoy por hoy Gran Premio de España, ha comenzado a recibir a los diferentes equipos integrantes de la parrilla para que a partir de pasado mañana puedan empezar a rodar sobre el circuito catalán de Montmeló.

Al hilo cabe decir que al igual que está sucediendo desde el inicio mismo de la temporada 2014, hacer valoraciones previas sobre el próximo fin de semana en base a los datos recogidos en sesiones anteriores, en el mismo lugar, obviamente, amén de resultar bastante estéril por cuanto el nuevo reglamento ha convertido en agua de borrajas todas la experiencia previa, supondría una grave distorsión a la hora de encarar la carrera del domingo y las evoluciones de los monoplazas en los días inmediatamente anteriores, ya que practicamente se está escribiendo una nueva etapa de nuestro deporte sobre un folio en blanco.

Dicho esto, el trazado de Montmeló mantiene su cuerda en 4,655 km., recorrido que los 22 participantes de la parrilla deberán completar a lo largo de los 66 giros que componen la prueba, hasta alcanzar una distancia total de 307.104 metros.

 

Considerado como claramente «aerodinámico» por su diseño de rectas, enlazadas y curvas de diferentes radios, el Circuit supone además la toma de contacto de la Fórmula 1 con el continente europeo y la apertura de la fase más entretenida del Mundial, razones por las que se espera que las escuderías implementen en sus respectivos monoplazas las soluciones más agresivas ya que el campeonato casi se podría decir que empieza en Barcelona, tras haber consumido durante las cuatro carreras anteriores el tiempo necesario para completar los diferentes programas de desarrollo mecánico y puesta a punto.

En este sentido, si los expertos mencionan que de las 15.000 rpm marcadas como límite por normativa, hasta el pasado Gran Premio de China rara ha sido la escudería que ha asumido el reto de superar las 14.000, es posible que los aficionados podamos disfrutar en Montmeló de los vehículos a pleno rendimiento, lo que de ser cierto, auguraría un fin de semana repleto de averías y problemas de fiabilidad, sobre todo en lo que respecta a los componentes electrónicos y cajas de cambio, ámbitos que de momento han sido tratados con bastante cautela.

Sea como fuere, lo que está claro es que la escudería Mercedes AMG se propone como el enemigo a batir por el resto de rivales en tierras catalanas. Viene de una gira asiática que podría ser considerada de infarto, con Lewis Hamilton asediando el liderazgo del Mundial ostentado de momento por Nico Rosberg, y con este, defendiéndolo con uñas y dientes.

Red Bull estrena nuevo chasis para Sebastian Vettel y es posible que podamos asistir a la recuperación definitiva de la de Milton Keynes a poco que la fortuna acompañe a la austriaca. Ferrari también parece que estrena nueva configuración aerodinámica, lo que podría suponer que veamos por fin a los rossos luchando por los puesto de cabeza…

En fin, hay muchas interrogantes en el ambiente pero por suerte, tan solo quedan dos días para que podamos comenzar a hacer auténticas valoraciones.

 

En Diariomotor: Fórmula 1. Lotus, pagando los retrasos

Lee a continuación: Fórmula 1. Lotus, pagando los retrasos

  • AB

    ¿Artificial debate o indecentemente estúpido debate? Nacionalismo y estupidez son sinónimos y es imposible entender el uno sin lo otro. Todo lo que tocan lo convierten en mierda, así que ni el menor caso. La mierda ni olerla y mucho menos tocarla. Ni hablar de ella. Que se pudra en el mas absoluto silencio.