El Citroën C3 se reinventa: 7 estrategias para hacer de él un pequeño Citroën C4 Cactus

 |  @davidvillarreal  | 

Renovarse o morir. Por manido que sea este cliché, esa es la mejor definición que podríamos dar del Citroën C3 que veremos en los concesionarios en 2017. Y es que estamos ante el mejor ejemplo de cómo Citroën pretende afrontar los retos del futuro y, sobre todo, marcar distancias con su hermana Peugeot, de manera que haya sitio para ambas en una industria con cada vez más competidores. Y así es como pretenden los franceses que este Citroën C3 se diferencie del Peugeot 208, y de todos sus rivales. Y lo que es aún más importante, que este Citroën C3 herede lo mejor del Citroën C4 Cactus, con un toque moderno y exclusivo, pero a la vez asequible. Así se ha convertido, en 7 claves, en un Citroën C4 Cactus.

1. La estética del Citroën C3.

Presta atención a sus rasgos. Si lo miramos con detenimiento, y como ya decíamos esta mañana, este Citroën C3 se presenta como una versión miniaturizada del Citroën C4 Cactus. Lo apreciamos en su silueta redondeada, en su generoso capó, en su parrilla frontal, en sus faros, en el diseño de las defensas, e incluso en los característicos Airbump laterales. Los Airbumps, recordemos, son una especie de cámaras de aire que han sido situados estratégicamente en las puertas para prevenir roces fortuitos, como el choque de un carrito de la compra.

Otro detalle sumamente interesante lo encontramos en el diseño de su línea acristalada lateral, con un pilar delantero negro para fundirse con esta y conferir a su techo, que se podrá decorar en tonos diferentes de la carrocería, el aspecto de una visera.

2. La personalización del Citroën C3 jugará un papel fundamental.

Ya os decíamos que el Citroën C3 apuesta por la economía, por ser asequible, para todos los públicos y para todos los bolsillos. Pero eso no impedirá que el cliente pueda decorar su coche con tonos muy vivos, y sobre todo detalles de personalización avanzados para un coche de estas características.

La carrocería estará disponible en 9 tonos diferentes, y otros 3 tonos más en contraste para el techo, que también puede decorarse en el mismo tono de la carrocería. Eso nos dejaría con 9 tonos y 4 posibilidades de decoración para el techo lo que, en resumidas cuentas, serían 36 combinaciones de colores.

A bordo habrá cuatro combinaciones de color diferentes.

3. Porque todo lo que parezca un crossover triunfa.

El Citroën C3 no es un todocamino, no es un SUV, ni un crossover. Pero, tras lo visto en el Citroën C4 Cactus, en Citroën ya tienen experiencia para rascar algo a la moda del crossover. El Citroën C3 será relativamente alto, pero ni mucho menos en la línea de lo que vemos en un Nissan Juke, o en un Renault Captur.

Aún así el Citroën C3 se ha reservado algunos detalles, como el plástico negro que surca los bajos y los pasos de rueda, o las defensas, para intentar asemejarse al segmento de moda, el de los crossover.

4. Un Citroën C3 maduro con una plataforma mejorada.

El Citroën C3 solo estará disponible con carrocería de 5 puertas.

El nuevo Citroën C3 gozará de la nueva plataforma A mejorada de Citroën, con pingües mejoras en rigidez estructural, resistencia ante impactos y ajustes en suspensiones pensados en un mayor confort. El Citroën C3 ha crecido unos 4 centímetros, hasta situarse en 3,99 metros. Eso lo dejaría a unos 15 centímetros de distancia de su hermano mayor, el Citroën C4 Cactus.

En cuanto a espacio, sus plazas traseras habrían mejorado la amplitud para los pasajeros, en anchura, gracias al diseño inteligente de las puertas posteriores. El maletero seguirá gozando de una capacidad de 300 litros.

El Citroën C3 solo estará disponible con carrocería de 5 puertas.

5. Una gama de motores razonable para un utilitario.

El Citroën C3 contará con una gama de motores adecuada para un coche urbano, en la que los más destacados, y quizás recomendables, serán los de gasolina y tres cilindros, los PureTech de 68, 82 y 100 CV de potencia, con cambio manual. En cuanto a los diésel, estará disponible con motores BlueHdi de 75 y 100 CV de potencia. Este modelo también estará disponible con caja de cambios automática o, mejor dicho, pilotada, EAT6.

6. Un interior atractivo, pero sobre todo razonable.

El Citroën C4 Cactus ya nos demostró que la practicidad, y la sencillez, no tiene por qué significar que un coche sea cutre. Eso significa recurrir a materiales sencillos, en ocasiones, y revestir ciertas zonas del salpicadero y los paneles de las puertas con materiales de mayor calidad.

El Citroën C3, por ejemplo, recurre a una instrumentación analógica convencional, con un ordenador de a bordo central. Pero también ha acogido un sistema de navegación y entretenimiento central con una gran pantalla táctil, y muy pocos botones.

7. Tecnología innovadora, ¿pero necesaria?: Citroën ConnectedCam

El Citroën C3 podrá configurarse con una cámara frontal, instalada sobre el salpicadero, y de gran angular, denominada Citroën Connected Cam. Una cámara que gracias a la conectividad del sistema de entretenimiento podrá enviar imágenes en ruta a tus redes sociales. Esta cámara, incluso, nos permitirá grabar vídeos de menos de un minuto cuando el coche se encuentre parado. Si cualquier teléfono móvil, o tablet, ya incluye una buena cámara de fotos y vídeo, ¿por qué no iba a hacer lo propio tu coche?

La pregunta que nos hacemos es si de verdad tiene alguna utilidad práctica. Porque salvo que esta cámara pueda utilizarse como cámara en ruta, similar a la empleada en muchos países, como Rusia, que no parece el caso, no le vemos una utilidad demasiado clara.

Imágenes vía Carscoop
En Diariomotor:

Lee a continuación: Citroën C3 2017: apunta en el calendario, lo conoceremos antes de julio

El Citroën C3 es un utilitario disponible en una única carrocería de cinco puertas con una longitud de 3,99 metros y un estilo inconfundible

Ver todos los comentarios 12
  • nombre

    Pues el interior es lo que menos me gusta, imaginaba una línea tipo cactus pero mas elaborada.

    • Bull00

      Que raro, no has mencionado nada de la pantalla con lo que esta de moda criticar dichas pantallas por no ser retráctiles jajajjaja

      No te lo tomes a mal que es un comentario generalista no va para ti.

      • Bowie

        Esta pantalla la veo bien integrada. No es criticable a los niveles de los últimos Mercedes

        • Bull00

          Creo que ya tenemos un nuevo ganador por encima de mercedes, si alguien lo ha conseguido y si se podia hacer peor….. Toyota C-HR eso si es integrar mal una pantalla jajajajjaja

    • Javier Rodriguez

      con la del cactus me conformaba

  • Juan Piquer

    Pues lo mejor que tenía el c3 era el cristal panorámico y se lo han cargado entero.

  • Germán Medina Pérez

    Si les ha ido de maravilla con el cactus es lógico que repliquen la fórmula en otros modelos. Yo lo veo simpático y con personalidad. No es mi tipo de vehículo pero podría tener muchas ventas. El interior es demasiado racional sin el toque chic del exterior, pero me agrada. Muy bien integrada la pantalla multi función. Los “air bump” serán opcionales, cosa interesante también. Interesante la versión con techo de cristal. van por muy buen camino.

  • Germán Medina Pérez

    Sin “air bumps” y con techo panorámico… muy bonito.

  • Hector Daniel Oudkerk

    Que lejos quedaron los tiempos en que Citroën sorprendía con sus diseños y con su tecnología….que pena perder la identidad de la marca.