MENÚ
Diariomotor Competición
Dakar

4 MIN

Carlos Sainz y Lucas Cruz ante el día más importante de su Dakar 2020

carlos-sainz-dakar-2020-etapa-10-1

Cuarta victoria de etapa y más de 18 minutos de ventaja sobre Nasser Al-Attiyah y Stéphane Peterhansel. Carlos Sainz se ha propuesto batir los números del qatarí en una misma edición, por lo que además de superar sus 34 victorias con los triunfos conseguidos el pasado lunes y el de hoy (ya cuenta con 36), el madrileño va detrás de la opción de conseguir su tercer Dakar con un fabricante distinto, algo que también logró Nasser en enero de 2019 al cerrar el círculo con Toyota después de Volkswagen y MINI.

En el caso del Sainz ha sido quizás más asombroso ya que si en Volkswagen ya se encontró un equipo completamente hecho, fue en sus llegadas a Peugeot Sport y MINI X-Raid donde tuvo que aplicar todos sus conocimientos para hacer competitivos a ambos buggies que resultaron ser un fracaso en sus respectivos años de debut. Tras año y medio de trabajo, el 4x2 de los de Sven Quandt ha demostrado ser plenamente competitivo y hasta el momento ha acumulado siete victorias de etapa de las 10 disputadas hasta el momento en este Dakar 2020.

Será mañana cuando tanto Carlos Sainz como Lucas Cruz tengan que salvar la papeleta y defender esos más de 18 minutos de ventaja con los que cuentan sobre Al-Attiyah y Monsieur Dakar. Lo harán abriendo pista, recordando aquel “Confía en ti Lucas” que le dedicó Sainz a su mano derecha durante el Dakar de 2010. Y es que, si el navegante catalán había sido vital hasta ahora, mañana lo será incluso más, ya que la pareja del MINI JCW Buggy #305 tendrá que abrir pista y sus dos grandes rivales lo harán muy atrás, con terreno para recuperar.

¿Qué estrategia elegir, atacar o sobrevivir?

La demostración de que todo se puede tercer en un momento ha tenido lugar en esta décima etapa, cuando con una tormenta de arena y bastantes dunas cortadas la tensión ha aumentado. Sainz y Cruz han tenido un aterrizaje comprometido de una duna, pero ha sido ya en la fase final cuando han conseguido dar caza al tren formado por Nasser y Peterhansel, los cuales se habían perdido y buscando un waypoint y cedían muchísimos minutos. Justo en ese momento Stéphane y Paulo Fiúza encontraban el rumbo, mientras que el piloto de Toyota GAZOO Racing South Africa todavía se dejaría algunos minutos más.

Todo salió sin problemas, alcanzamos a Stéphane, pero nos perdimos durante 3 minutos, y luego tomamos un mal camino y recorrimos 20 kilómetros de más. En total perdimos casi 18 minutos con Carlos, pero ese es el juego. Todavía hay una gran etapa mañana: Carlos estará a la cabeza y yo comenzaré en la posición 17, habrá muchas dunas. Nunca termina, será difícil para todos. Pero es cierto que estoy decepcionado – Nasser Al-Attiyah

Aun así, Sainz no se ha confiado. Mañana saldrá primero (Shubaytah > Haradh con 379 km competitivos) en una etapa que contará con más de 100 km de dunas, por lo que sus rivales buscarán aprovecharse de cualquier problema que tengan los dos veces ganadores del Dakar en 2010 y 2018, para comerles mucho tiempo y llegar al viernes (Haradh > Qiddiya con 374 km) todavía con opciones. La demostración de que la pareja española es capaz de contener el tiempo perdido lo hemos visto tras sus victorias de etapa, especialmente tras su segundo triunfo, cuando consiguieron llegar a meta sin que Peterhansel o Nasser le alcanzaran.

Mañana, entre Sainz y Peterhansel (10º en el orden de salida entre los coches, 15º porque los primeros camiones saldrán delante de él, al igual que Nasser lo hará desde la 25ª) nos encontramos con nombres como Yazeed Al-Rajhi, Jakub Przygonski, Giniel de Villiers, Orly Terranova o Bernhard Ten Brinke, por lo que hay margen en caso de error. Aun así, con tantos pilotos Toyota involucrados, las estrategias pueden estar a la orden del día, aunque Al-Attiyah no tendrá prácticamente paracaídas más allá del de Fernando Alonso y Marc Coma. Consolidar más aún su liderato dejará a Carlos y Lucas a un paso de la gloria.

Hoy no fue un día realmente un buen para nosotros. Comenzamos primeros esta mañana y nos perdimos solo veinte kilómetros antes del final de la etapa. Dimos la vuelta 8 o 10 minutos antes de encontrar el camino correcto. Nasser perdió un poco más, pero Carlos y algunos otros pilotos tuvieron mucha suerte porque llegaron justo cuando encontramos el camino correcto y para ellos fue fácil seguirnos. Al final terminamos juntos. Creo que fue realmente bueno porque Carlos ha liderado desde el principio, es muy rápido y ahora tiene una brecha sobre Nasser. Para la victoria del equipo, es más cómodo – Stéphane Peterhansel