Los Toyota se alternan el liderato en Le Mans con dos errores de "Pechito" López

 | 

Sigue el dominio de los Toyota en las 24 horas de Le Mans, aunque con puntos de inquietud en la marca potente de la resistencia actual. Mike Conway lidera la carrera con el #7 después de un stint conflictivo de su compañero José María López. El argentino se ha salido de pista dos veces (en las curvas de Mulsanne e Indianapolis) y ha perdido un breve tiempo posteriormente ganado por una parada alargada del #7. Kazuki Nakajima ha sido líder en buena parte de la entrada a la noche y el relevo de Sébastien Buemi pone al suizo en la posición de perseguidor.

Dos trompos separados de Paul Dalla Lana y de Francesco Castellacci en las Esses de Porsche (Full Course Yellow en el caso del segundo) abrieron la veda de las interrupciones y ambos TS050 siguieron en su curso de escapada de la competencia privada en LMP1, con el #7 por delante del #8 en todo momento hasta llegar al accidente de Renger van der Zande y John Farano, que chocaron en Tertre Rouge y dieron paso al primer Safety Car. Marcel Fässler midió mal un doblaje y colisionó con Satoshi Hoshino y Thomas Preining en las Esses, retirando el Corvette #64 de camino a un segundo coche de seguridad tras el cual Pechito cometió sus errores.

SMP y Rebellion se han ido turnando el tercer puesto tras los coches nipones, empezando Nathanaël Berthon (#3) defendiendo su lugar en el podio de los ataques de Stoffel Vandoorne (#11). Los pilotos sustitutos mantuvieron la intensidad y Thomas Laurent adelantó a Mikhail Aleshin por el exterior de las Esses de forma espectacular para situarse tercero. Desgraciadamente, Laurent perdió el control del #3 unos minutos después y sus restos golpearon al #11, dejando el tercer puesto provisional en manos del SMP #17 del veterano Stéphane Sarrazin. Bruno Senna trompeó previamente con el #1 y DragonSpeed y ByKolles ya se han descolgado.

La pelea por el liderato en LMP2 ha sido el gran aliciente de la segunda categoría de Prototipos, comandada con autoridad por el Alpine #36 y el G-Drive #26. André Negrão rebasó a Roman Rusinov en un principio, recuperando el G-Drive el liderato con un audaz movimiento de Jean-Éric Vergne por el exterior de Indianapolis. Vergne se ha visto beneficiado más adelante por un incidente del #36 en boxes, que ha obligado a Nicolas Lapierre a alargar su entrada ante la presencia del Villorba Corse #47. 11 segundos separan a Vergne y a Lapierre, con Roberto González (DragonSpeed #31), y los DC Racing deStéphane Richelmi y Jordan King al acecho.

GTE-Pro fue un festival de adelantamientos y cambios de posición, con un liderato inicial de Antonio García que caería en boxes. Laurens Vanthoor se escapó en el Porsche #92 después de un duelo intenso con Daniel Serra y Mike Rockenfeller perdió dos posiciones en la resalida del choque entre Farano y Van der Zande. Kévin Estre relevó a Vanthoor y se mantiene al frente de la emocionante categoría. García superó por el exterior de Indianápolis a un Alessandro Pier Guidi en claro ascenso con el Ferrari, quedándose el italiano en una intensa pelea con el Ford #67 de Harry Tincknell y los Porsche de Nick Tandy y Gianmaria Bruni.

La verdadera calma ha pertenecido a GTE-Am, dónde la acción se ha centrado en ver quien podía seguir en el asfalto más que en los que luchaban sobre él. A los accidentes de Dalla Lana y Castellacci se sumaron el trompo de Sergio Pianezzola en Mulsanne y el parón definitivo del #98 con Pedro Lamy al volante, cerrando así la participación del Aston Martin oficial. Jeroen Bleekemolen goza de un margen 40 segundos con el Ford GT de Keating Motorsports, cayendo el Porsche de Matt Campbell al tercer lugar con una mala detención. Entre ambos se ha colado el Porsche de Project 1, coches puntero pilotado por Egidio Perfetti, después del trompo de Wei Lu (segundo clasificado en ese momento).

Lee a continuación: 33 inscritos en la 2019-20. El WEC respira gracias a la llegada de refuerzos en LMP2 y GTE Am

Sería faltar a la realidad definir a Fernando Alonso Díaz como un simple piloto de Fórmula 1. El asturiano marcó un antes y un después en la historia del automovilismo español con su irrupción en el Mundial de F1 ...

  • Juan Sinmiedo

    Con las meteduras de pata que ha tenido Pechito y el tiempo que ha perdido Conway con el safety car, y aún así el 8 es incapaz de mantener el liderato cada vez que lo tiene. Buemi ha estado muy mal, incapaz de aprovechar nada y perdiendo mucho tiempo con los doblados.