Cerrar CERRAR
MENÚ
Logo IconSearch Icon
Monoplazas
Logo Icon

2 MIN

Oriol Servià se suma a última hora al test en Indianápolis con Sam Schmidt Peterson

Aún no está confirmada su presencia en la edición 2019 de las 500 Millas de Indianápolis, pero tiene muy buena pinta. Oriol Servià ha dado un paso más hacia confirmar que ocupará el volante del tercer coche de Sam Schmidt Peterson, la última vacante libre para el mes de mayo en el Brickyard, al figurar en la última versión de la lista de inscritos para el test que tiene lugar allí este miércoles.

El de Pals, que no se pierde la gran cita de las IndyCar Series desde 2010 y prácticamente se ha convertido en un especialista compaginándolo con sus labores como piloto del Pace Car o el desarrollo del nuevo aerokit para Honda, repetiría así con la estructura con la que ya disputó las 500 Millas en 2016. Compañero de James Hinchcliffe y Marcus Ericsson, de momento portará el dorsal #77.

Aun así pueden ser unos días todavía un poco tensos para el catalán hasta que el equipo se decida a confirmarle para el mes de mayo. Tratándose del último asiento aparentemente libre son bastantes los novios que cortejan a Sam Schmidt Peterson, que se debe debatir entre una inyección económica que nunca viene mal o asegurar con cierta experiencia sobre todo tras ver cómo James Hinchcliffe se quedaba el año pasado fuera de la carrera...

Foto | IndyCar Series

Artículos Relacionados

Treinta años sin el Grupo B: repasa con nosotros los coches que lo hicieron inolvidable