Peugeot es el primer gran fabricante relacionado con el nuevo Extreme E

 |  @fernischumi  | 

Su presentación no dejó indiferente a nadie, incluso supieron jugar la baza de la sorprendente base itinerante en la que se convertirá ese barco reciclado de correos británico, el St. Helena, que en solo unos meses será el primer paddock marítimo en la historia del automovilismo, prácticamente recordándonos a los desembarcos del Rally Dakar o a los históricos pasos del WRC por el Olympus Rally.

Extreme E llegará en 2021, pero los fabricantes ya se han empezado a interesar detrás de las escenas sobre este nuevo concepto de competición eléctrica que según sus responsables también servirá para concienciar de los problemas medioambientales de algunas de las zonas más remotas del planeta. En la presentación realizada en Londres ya hubo algunos fabricantes presentes, entre ellos la propia McLaren, encargada de nuevo de proporcionar las baterías para esta nueva aventura de Alejandro Agag que tendrá como responsable directo a Gil de Ferran.

El CEO de la Fórmula E confía en su modelo comercial y deportivo a en la presentación no se quiso casar con las marcas asegurando que si no había fabricantes para la temporada de debut la Extreme E seguiría adelante con equipos independientes. Agag no quería caer en el error del World RX, sabedor de que si el campeonato funciona terminarán llegando los constructores tal y como ha ocurrido en las series de monoplazas eléctricos. Aun así, en la presentación hubo representantes de hasta nueve estructuras oficiales, por lo que parece que ha habido un gran impacto entre las firmas que cuentan o contarán en un futuro no muy lejano con un SUV eléctrico en su gama.

Mahindra, Mercedes, Porsche, Audi o Jaguar son algunas de las marcas que ya han confirmado que habrá un todocamino de dichas características en su estrategia comercial de los próximos años, algo a lo que previsiblemente podría unirse también el Grupo PSA. Los últimos rumores que se han sucedido en el paddock de Sanya, el último ePrix celebrado esta pasada madrugada, apuntan a que Peugeot estaría en el camino de convertirse en el primer fabricante que se une a esta nueva competición, un hecho que no sería sorprendente teniendo en cuenta que el off-road siempre ha sido clave para la firma del león y que ahora no cuentan con un programa deportivo tras salir del World RX y el Rally Dakar.

Los hombres de Bruno Famin se encuentran actualmente trabajando en una gama deportiva de los vehículos Peugeot que llegará próximamente a los concesionarios y que puede tener a protagonistas como el Peugeot 508 o el propio Peugeot 208. Tras el trabajo “By Peugeot Sport”, no será de extrañar que la firma del león busque un campeonato en el que seguir cosechando éxitos en competición después de que el E-WRX fuera retrasado hasta 2021. Para quien se lo pregunte, sí, se espera que haya una nueva versión R2 del Peugeot 208 y no se descarta que tengamos noticias en un futuro próximo del R5.

Lee a continuación: Peugeot no está impresionada con el récord de Volkswagen en la Subida a Pikes Peak