ESPACIOS
COMPETICIÓN
Cerrar CERRAR
Competición

3 MIN

Scott Dixon hizo valer su gran experiencia para imponerse en Long Beach

La segunda fecha puntuable de la IndyCar tuvo como escenario al circuito de Long Beach y allí se observó una gran batalla estratégica, en este caso con la dosificación del combustible como prioridad. Ayer, Chip Ganassi Racing ganó en la clase GTP de la IMSA y hoy nuevamente el equipo regresa a la cima del podio, pero en esta ocasión con Scott Dixon, el seis veces campeón de la IndyCar impartió una clase magistral de pilotaje ya que a pesar de ir corto de combustible pudo mantener a raya a Josef Newgarden y a Colton Herta para llevarse una gran victoria.

Las estrategias se precipitaron tras la aparición de la primera y única bandera amarilla de la jornada, Christian Rasmussen perdió el control de su monoplaza en la vuela 15 y la detención de la carrera hizo que la mitad de la parrilla entrara a boxes, incluyendo a Dixon, Will Power y Scott McLaughlin, mientras el resto optó por mantener la estrategia de una parada durante el recorrido de 68 vueltas. En medio de las luchas por posiciones, Patricio O’Ward chocó con Alexander Rossi en la curva de la fuente, de esta forma ambos pilotos de Arrow McLaren perdían todas sus opciones ya que el norteamericano sufrió un pinchazo que le obligó a entrar a boxes en tanto el mexicano fue sancionado con un drive-through.

Cuando el resto del pelotón hizo su parada, Dixon asumió el comando de la prueba y lideró 42 vueltas, dosificando cada litro de combustible mientras esperaba por otra bandera amarilla que nunca llegó, razón por la cual entró nuevamente en la vuelta 51. El piloto neozelandés luego se las arregló para contener a rivales con cargas de combustible más óptima para atacar y llegar hasta el final, pero por algo Dixon acumula más de veinte temporadas consecutivas en la élite de la categoría.

Pilotos celebrando en el podio del Gran Premio de Long Beach IndyCar 2024.

Si bien Newgarden lucía como el más rápido en pista y parecía tener todo a su favor para ganar, la estrategia convencional que siguió le hizo entrar a boxes en la vuelta 57 saliendo entre Dixon y Power, con Palou, que también salió de boxes, al acecho del australiano. La ventaja de Dixon sobre Newgarden para entonces era de 3,6 segundos a veinte vueltas para el final. Dixon estableció su ritmo y por detrás Newgarden, Herta y Álex Palou se mantenían en su estela, pero un incidente le concedió una ventaja decisiva.

Herta tocó a Newgarden en la horquilla a falta de tres vueltas para la bandera a cuadros y le hizo perder toda oportunidad de ganar puesto que descendió hasta el cuarto lugar. La frustración del piloto de Penske, y líder del campeonato, fue tal que pedía por radio una penalización para Herta, pero los comisarios determinaron que fue un lance de carrera. El piloto de Andretti conservó la segunda posición y Palou la tercera, en una buena carrera considerando que salió sexto. Marcus Ericsson cerró la clasificación de los cinco primeros.

Will Power, Kyle Kirkwood, Romain Grosjean, Felix Rosenqvist y Alexander Rossi completaron los mejores diez pilotos de la jornada. Para destacar la actuación del debutante Théo Pourchaire, quien lo hizo muy bien, finalizando en el puesto once, estrenándose en un circuito que no suele perdonar errores. La próxima cita es el Alabama, en Barber Motorsports Park, el próximo fin de semana.

Cargando...