CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Youtube Diariomotor

4 MIN

La prueba más dura para el Alfa Romeo Quadrifoglio: enfrentarse a las berlinas deportivas de Mercedes, Cadillac y BMW

giulia-qv-rivales

El Alfa Romeo Giulia es la berlina del momento, especialmente en su espectacular versión Quadrifoglio. Equipada con un motor 2.9 V6 Biturbo con 510 CV de potencia, es rival directo de los BMW M3 Competition Package, Cadillac ATS-V y Mercedes-AMG C 63 S. Contra todos ellos, Motor Trend ha enfrentado al Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio en su último episodio de Head 2 Head. Este episodio incluye una dura batalla en circuito entre el italiano y el ganador de una serie de pruebas subjetivas y objetivas entre sus tres rivales más cercanos. ¿Es en verdad el Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio la mejor berlina deportiva del momento?

La última berlina de propulsión fabricada por Alfa Romeo fue el Alfa Romeo 75, lanzado hace ya más de 30 años.

La comparativa comienza con un proceso de eliminación entre los tres rivales del Giulia. El proceso de eliminación tiene en cuenta el tiempo de vuelta en "Small Willow" - la versión corta de Willow Springs, en California - así como la impresión subjetiva de los probadores. A pesar de que el equipo de Motor Trend considera que el Cadillac tiene el mejor chasis de los tres, se queda a décimas del mejorado BMW M3 Competition Package, más ligero y con 450 CV de potencia. El peso del Mercedes-AMG C 63 S y una orientación más clara al lujo le penalizan, siendo relegado al último puesto, por detrás del Cadillac, también eliminado.

Tras sumar puntos, la batalla final tiene lugar entre el BMW M3 y el Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio. ¿Qué diferencias existen entre ambos coches? Aunque el BMW M3 tiene 60 CV menos que el Alfa Romeo y su par motor es de 550 Nm a 1.850 rpm - frente a los 600 Nm a 2.500 rpm - es más ligero en orden de marcha: pesa 1.653 kg frente a los 1.700 kilos del italiano. Ambos coches están equipados con cajas automáticas, una caja DCT de doble embrague y 7 relaciones en el caso del alemán y una caja automática de convertidor de par y 8 relaciones en el caso del italiano. Ambas están consideradas de lo mejor en el mercado actualmente.

El paquete Competition Package del BMW M3 introduce una serie de importantes mejoras en la berlina alemana, como una suspensión revisada, un tren de rodaje mejorado y una diferente entrega de la potencia, fruto de modificaciones en su ECU. Los probadores se alegran de que su pedal derecho deje de ser un botón "On-Off", con una potencia más dosificable, y al mismo tiempo aún más contudente. Por su parte, el Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio, a pesar de algunos fallos de acabado y otros detalles "muy italianos" tiene una puesta a punto sensacional, un motor increíblemente elástico y un equilibrio general superior al del bávaro.

La prueba final es una vuelta rápida a Small Willow - con el piloto profesional Randy Pobst como piloto - de la que el Alfa Romeo sale vencedor, si bien por un margen muy estrecho: sólamente 4 décimas de segundo. Ambos coches han estado virtualmente empatados durante toda la vuelta, aunque en ocasiones el BMW ha tenido algún problema para transmitir su potencia al suelo. Motor Trend declara ganador absoluto al Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio, capaz de cumplir a todos los niveles y en todas las facetas exigidas a una berlina deportiva.

En Diariomotor: