Audi Quattro Spyder Concept (1991): así podría haber sido el “Porsche Boxster” de Audi

 |  @sergioalvarez88  | 

A principios de los años 90, Audi se encontraba en plena fase de reorientación estratégica. La marca alemana buscaba posicionarse al mismo nivel de Mercedes y BMW, evitando asociaciones con Volkswagen, su matriz. Uno de los primeros productos de esta nueva Audi fue el V8, una berlina de altas prestaciones e imagen lujosa lanzada en 1990. En 1991 los de Ingolstadt presentaron al mundo dos prototipos de altos vuelos, que cautivaron a todos los aficionados al automóvil. Del Audi Avus Concept os hablaremos otro día, hoy vamos a conocer al Audi Quattro Spyder Concept.

Por aquél entonces Audi estaba experimentando con tecnologías que llegarían a sus coches de producción a finales de la década. Hablamos del uso extensivo del aluminio como forma de reducir el peso de un coche, sin ir más lejos. Audi también continuaba evolucionando su interesa. No obstante, el Audi Quattro Spyder combinaba en un solo coche un esquema de motor central-trasero, tracción integral y carrocería de aluminio. Una fórmula que no llegaría a las calles hasta el año 2008, cuando Audi lanzó el espectacular R8. No obstante, este Quattro Spyder habría sido un coche muy diferente.

Fue presentado en el Salón de Frankfurt de 1991, junto al Audi Avus Concept.

Habría sido un deportivo de motor central diseñado para competir con máquinas como el Toyota MR2, con un posicionamiento más premium. Y lo cierto es que era un prototipo prácticamente listo para llegar a las calles – de por qué no llegó hablaremos en unas líneas. A nivel de diseño, la criatura de Erwin Leo Himmel no difería demasiado de la línea de diseño marcada por coches como el Audi V8. Era un coche de aspecto sobrio, líneas limpias y figura muy estilizada. Una discreta calandra estaba acompañada de ópticas enrasadas en la carrocería: unos faros escamoteables habrían alterado su rendimiento aerodinámico.

Medía 4,21 metros de longitud y llama la atención lo cortos que eran sus voladizos, especialmente el trasero. El Audi Quattro Spyder Concept era un coche tipo targa: el panel del techo era desmontable y sus puertas se abrían de forma convencional. En la zaga, un “heckblende” atraviesa el coche de lado a lado, mientras que dos tubos de escape aportan una nota de color. En el interior del coche encontramos una disposición de mandos muy lógica, con un aire muy similar al del Audi Coupé. Sus asientos deportivos estaban forrados en tela, sus relojes tenían el fondo blanco y su palanca de cambios tenía un diseño muy similar a la del primer Audi TT.

Su diseño era atemporal. Aunque fue diseñado hace casi 30 años, sus líneas sencillas y modernas han soportado el tiempo de forma soberbia.

Gracias al uso de paneles de aluminio en su carrocería, el coche pesaba sólamente 1.100 kilos. Una cifra impresionante, teniendo en cuenta tenía un sistema de tracción integral permanente y un motor de seis cilindros. Su motor era un 2.8 V6 de 173 CV, el mismo que se podía encontrar en coches como el Audi 100. Un motor conectado a una caja de cambios manual de cinco relaciones. Desconocemos sus prestaciones, pero habida cuenta de su peso, habrían sido más que correctas. Imaginaos si Audi hubiera empleado uno de sus motores turbo de cinco cilindros en vez de este V6 atmosférico.

Soñar es gratis, porque el Audi Quattro Spyder Concept nunca llegó a producción. Hay varias teorías confluyentes, pero la versión oficial de la marca es que no se consiguió llegar al precio objetivo de 100.000 marcos alemanes. Una verdadera pena, pues los concesionarios de la marca llegaron a amasar miles de reservas tras la presentación del concept. De igual manera, la economía mundial pasaba por un mal momento en 1991, y Audi adoptó una postura conservadora al respecto. Optó por no embarcarse en un proyecto cuya rentabilidad podría haber sido muy negativa – y no les podemos culpar de la decisión.

A todos los efectos, era un coche listo para llegar a las calles, que podría haber para siempre cambiado nuestra imagen de la marca.

Lee a continuación: 4 coches muy esperados que serán desvelados en las próximas horas, cortesía de Audi, Kia, Mazda y Porsche

Ver todos los comentarios 1
  • Paco Pepe

    Una preciosidad ¡Que pena!