El Audi TT estrena el acabado S line competition plus en su versión mata gigantes de 245 CV

José Luis Gómez  |  @jlgomez1995  | 
Audi Tt Competition Plus

El Audi TT 45 TFSI, la antesala a las versiones S y RS del pequeño deportivo de la firma de los cuatro aros, estrena un nuevo acabado denominado S line competition plus, el cual le aporta un carácter aún más dinámico recurriendo a la conocida receta de añadir elementos en color negro y grandes llantas. Así pues, ya es posible realizar pedidos de la versión de tracción delantera en ambas carrocerías, coupé y roadster, siendo necesario esperar hasta el primer trimestre de 2021 para poder encargar las unidades con tracción integral Quattro.

Un deportivo para el día a día

El Audi TT es un deportivo que brilla por conservar unas dimensiones reducidas, no supera los 4,20 metros de longitud, así como por no sufrir del sobrepeso típico de la gran mayoría de coches de nueva factura con sus 1,3 toneladas aproximadamente y según versiones, todo ello envuelto en una carrocería salida del lápiz de Jürgen Löffler y que conserva todos los rasgos característicos del primer TT 8N de 1997. No obstante, y a pesar de presentar una configuración 2+2 donde las plazas traseras son testimoniales, es perfectamente válido para usarlo a diario, teniendo siempre presentes algunas de sus limitaciones (suspensiones algo más duras, menor visibilidad...), en parte debido a un muy decente maletero de 305 litros.

Así pues, Audi ha querido dotarlo con el S line competition plus de una estética aún más dinámica y deportiva, que no agresiva, haciendo uso de elementos en negro brillo como las taloneras, la parrilla frontal Single Frame, las carcasas de los retrovisores, el difusor trasero o un alerón fijo que le aporta una mayor carga aerodinámica sobre el eje posterior, sin olvidar las llantas de 19 pulgadas con cinco radios que opcionalmente pueden ser de 20 con diez radios en forma de 'Y'. Respecto al interior, dispone de unos asientos deportivos tapizados en cuero y alcántara con pespuntes a contraste, así como ciertas molduras y parte del túnel central tapizado en cuero y el conocido y vistoso Audi Virtual Cockpit de 12,3 pulgadas.

245 CV que dan más de lo que piden

A nivel mecánico este Audi TT 45 TFSI recurre a un bloque 2 litros turbo de gasolina que rinde una potencia de 245 CV a 5.000 r.p.m. y 370 Nm de par a 1.600 r.p.m., estando asociado este nuevo acabado a la transmisión automática S-Tronic de 7 relaciones de doble embrague, pudiendo ir de la mano este conjunto de forma opcional de la tracción integral Quattro en la que firma un 0 a 100 km/h en sólo 5,2 segundos y una velocidad máxima de 250 km/h, mismas cifras que todo un BMW M3 E46 (343 CV), pero consumiendo 7,9 litros a los 100 km según el ciclo WLTP. Por último, cabe mencionar que cuenta de una suspensión con un tacto más firme y que rebaja la altura de la carrocería en 10 mm respecto a la original.

Lee a continuación: ¿Por qué el Audi TT ha perdido sus motores diésel? ¿Qué ocurrirá con los TT RS?

El Audi TT Roadster es la alternativa descapotable del Audi TT, cambiando la presencia de las plazas traseras por una nueva configuración biplaza y un techo de lona.

Ver todos los comentarios 0