8 claves para ser un experto de la nueva Alpine que se avecina: origen, características del Alpine A120, detalles sobre su venta…

 |  @HerraizM  | 

El resurgir de Alpine lleva presente en la actualidad del motor durante los últimos años en forma de un incesante culebrón que, competición al margen, nos ha dejado con idas y venidas que han hecho poner en serias dudas al proyecto, que nos ha hecho soñar a golpe de modelo conceptual… en los próximos meses descubriremos, finalmente, el primer modelo de producción de esta nueva Alpine, al Alpine A120 y para que entonces seas todo un experto en la materia hemos preparado una guía rápida con 10 claves sobre la nueva Alpine que se avecina, desde quien está al frente al entramado mecánico que se espera en este deportivo francés encargado de enfrentarse al Porsche 718 Cayman y al Alfa Romeo 4C.

1.- Así empezó todo: Alpine A110-50

En 2012 Renault nos presentó un espectacular modelo conceptual. Un superdeportivo de impresionante planta que, bautizado como Alpine A110-50, llegaba con un V6 de 3.5 litros y una potencia de 400 caballos para sólo 880 kg, sin ayudas electrónicas, con una trabajada aerodinámica y la losa de ser difícilmente trasladable a producción. Era espectacular, era el comienzo de la nueva Alpine.

2.- Buscando un socio para llevar devolver a las calles a Alpine:

Tras el lanzamiento del Alpine A110-50 se inició un torrente de rumores sobre como se iba a materializar esta nueva Alpine en las calles y enseguida surgieron las primeras declaraciones y los primeros detalles mencionando a una Renault buscando pareja de baile para ello.

Renault recurrió a Caterham, antes sonó Lotus y finalmente el 5 de noviembre de 2012, pocos meses después de habernos presentado al Alpine A110-50, se anunció el enlace entre ambas marcas, se creó una sociedad conjunta, “Société des Automobiles Alpine Caterham” y todo parecía maravilloso entonces. Caterham y Renault desarrollarían conjuntamente dos deportivos y claro, todos “babeábamos” ya pensando en algo radical, extremadamente ligero y con todo el encanto de la firma británica, junto al poderío de la francesa claro.

3.- La ruptura con Caterham

Los rumores se siguieron sucediendo. Pequeñas pinceladas sobre su enfoque, sobre sus rivales, algún que otro dato técnico… y “¡bum!” en 2014 Renault y Caterham anunciaban la ruptura, comprando Renault la participación de Caterham en la sociedad antes mentada. El proyecto seguía adelante, pero no se mencionó hasta que punto se había avanzado ya, ¿habría un chasis desarrollado?

Entonces se mencionó que Caterham seguiría desarrollando su propio deportivo… pero a día de hoy no hemos vuelto a tener noticias al respecto más allá de la filtración de un boceto.

4.- Llega nuevos avances conceptuales… y todo pinta realmente bien

Durante las 24 Horas de Le Mans de 2015 Renault reveló al Alpine Celebration Concept, dejándonos entonces ver un coche más cercano a producción, aún vestido de concept sí, pero trasladando a la perfección la línea del Alpine A110 hasta nuestros tiempos.

No trascendía entonces ningún detalle técnico, ni siquiera un alarde conceptual mecánico, pero sí nos topábamos con un coche para puristas, con llantas monotuerca, con una espectacular silueta, que si un difusor por aquí, que si un pequeño alerón por allá…

5.- Un paso conceptual más antes de llegar a las calles:

A mediados de febrero de 2016 Renault volvía a la carga. De nuevo se trataba de un modelo conceptual, un modelo muy parejo al Alpine Celebration Concept pero matizando los rasgos conceptuales, dejándonos ante un coche que ya sí podría ser perfectamente de producción.

Bautizado ya como Alpine Vision se nos muestra por primera vez su habitáculo, moderno pero sin excesos conceptuales y se sigue manteniendo el hermetismo sobre el entramado mecánico de este biplaza de motor central.

6.- Ya sabemos los antecedentes, pero… ¿qué podemos esperar

Sin datos oficiales por ahora, salvo la confirmación de que el Alpine Vision ya es un 80% coche de producción, nos topamos ante multitud de rumores que fijan la potencia de este deportivo en unos 250-300 caballos, recurriendo para ello a un motor de 1.8 litros o de 2 litros, de cuatro cilindros y claro, turbo y con un cambio de doble embrague, enviándose la potencia al eje posterior.

Su peso además estaría bastante comedido y para aquellos que se están echando las manos en la cabeza pensando en que va a ser un coche seco, de áspero confort y maneras, tenemos buenas noticias: varias declaraciones al respecto han mencionado siempre un cierto mimo de cara al confort, con un acceso no demasiado descabellado, con suspensiones con un tarado no demasiado radical…

7.- Un hombre llegado de Tesla y Aston Martin al frente de la marca

Michael van der Sande es el hombre al cargo de Alpine. Llegó a la marca en marzo de 2016 desde Renault, donde ocupaba el cargo de vicepresidente del departamento de marketing desde 2013. Antes, desde 2009, estuvo en Aston Martin ejerciendo de director comercial y un año antes, en 2008, formaba parte del equipo de Tesla, también dentro del departamento comercial y marketing.

Teniendo en cuenta su procedencia puede resultar curioso el tratamiento que se va a dar a los clientes de Alpine, imaginamos que cuidando mucho la experiencia de compra, creando valor, dándole encanto, al hecho de poseer un Alpine en lugar de un Porsche.

8.- Algunas claves adicionales sobre su fabricación y su venta

Se le esperaba en 2016 y salvo sorpresa antes de finalizar el año parece que lo veremos a comienzos de 2017. Las primeras unidades llegarían a las calles durante el verano de 2017 y los rumores sobre su precio han ido desde los 40.000 a los 60.000 euros, una horquilla excesiva.

Se fabricará en la planta de Dieppe, en Francia y desde Autocar se menciona a un total de 60 concesionarios autorizados para la venta de Alpine en Europa.

Lee a continuación: El próximo deportivo de Alpine, el Porsche Cayman francés, no estará solo, habrá diferentes versiones