comscore
MENÚ
Diariomotor

3 MIN

La DGT no baja la guardia, con 28.969 multas en una semana de la última campaña de Tráfico

Radar Telefono Movil Multa Pegasus Foto

A pesar de la situación excepcional que hemos vivido, desde marzo, con la irrupción de la COVID-19, la Dirección General de Tráfico no baja la guardia y trata de retomar la normalidad, recuperando sus campañas de vigilancia y control, con especial énfasis en la temporada de vacaciones. La última campaña de la DGT se saldó con 28.969 multas, que ahora nos desgranan para recordarnos lo importante que es no bajar la guardia y, sobre todo, evitar infracciones que, en última instancia, pueden tener como consecuencia un accidente de tráfico, o contribuir a agravar sus consecuencias.

La DGT no baja la guardia, con 28.969 multas en una semana

Entre el 6 y el 12 de julio se llevó a cabo una campaña de control de la velocidad, en la que se incrementaron los radares, y se puso el objetivo en los excesos de velocidad. Esta campaña responde a diferentes preocupaciones de las Dirección General de Tráfico. La DGT no oculta su preocupación al respecto de que las vacaciones lleven a algunos conductores a relajar las medidas de precaución, y cometer infracciones como los excesos de velocidad. Por otro lado, la DGT lleva tiempo advirtiendo también de cómo el desconfinamiento ha propiciado que algunos conductores cometan más excesos de velocidad.

Por último, la campaña de control de la velocidad puso especial énfasis en una de las grandes preocupaciones de la DGT, la alta siniestralidad de las vías convencionales. Y como veremos a continuación ese énfasis se ha visto claramente reflejado en el balance de la campaña.

La DGT controló la velocidad de 550.267 coches, a los cuales habría que sumar los controlados por las policías autonómicas, de Comunidades Autónomas con las competencias en materia de tráfico transferidas, y las policías locales, que también se unieron a esta campaña. 248.861 coches fueron controlados en autovías autopistas, con velocidades máximas de hasta 120 km/h, y 301.406 coches fueron controlados en carreteras convencionales, con velocidades máximas de hasta 90 km/h. Evidentemente, y como os decíamos, se puso un mayor énfasis en el control de las carreteras convencionales, en las que se realizaron más controles de velocidad, a pesar de que su carga de vehículos es inferior.

28.969 conductores fueron sancionados por exceso de velocidad, de los cuales 11.328 (4,5% de los vehículos controlados en ese tipo de vías) circulaban en autovías y autopistas y 17.641 (5,8%) en carreteras convencionales. En estas últimas, en las convencionales, los radares instalados en vehículos camuflados en movimiento sancionaron a conductores que circulaban excediendo la velocidad máxima de 90 km/h, a una velocidad media de 111 km/h.

7 de los conductores fueron denunciados por un delito contra la seguridad vial, incluido un conductor que fue identificado a 212 km/h en la comunidad de Madrid.

En las próximas semanas la DGT seguirá lanzando nuevas campañas de control con los siguientes objetivos:

* Garantizar la seguridad de las carreteras en el periodo de vacaciones, en el que se producen más desplazamientos de larga distancia * Controlar las vías convencionales, en las que la siniestralidad es mayor, a pesar de ser las que menos tráfico soportan * Evitar las distracciones al volante, con el objetivo puesto sobre todo en el uso del móvil al volante

Más artículos sobre los medios de la DGT

* La DGT explica cómo te "cazan" sus nuevas furgonetas * Conoce todos los tipos de radares que usa la DGT * Radares de tramo: dónde están y cómo funcionan * Todo sobre los helicópteros Pegasus * Así funcionan los drones de la DGT