Por qué Koenigsegg se avergüenza de que el Tesla Roadster acelere más rápido que sus deportivos

 |  @davidvillarreal  | 

Llevamos mucho tiempo insistiendo en que Koenigsegg es algo más que una marca de deportivos de altos vuelos, muy exclusivos y caros. Koenigsegg es un fabricante fuera de serie, que rompe con la norma. De ahí que no nos sorprenda que su fundador y director, Christian von Koenigsegg, haya reconocido en público, que el hecho de que el Tesla Roadster acelere de 0 a 100 km/h en menos de 2 segundos resulta frustrante, y vergonzoso, para una marca como la suya. Pero lejos de restar méritos a Tesla, de menospreciar sus méritos, o de convertirlos en un tabú, Koenigsegg ha hallado en las cifras del Tesla Roadster un reto. Koenigsegg cree que sus deportivos pueden acelerar aún más rápido y ya tiene a sus ingenieros trabajando para conseguirlo.

Koenigsegg recoge el guante de Tesla

En una entrevista con Top Gear, Christian von Koenigsegg aseguraba haber tomado el guante que lanzó Tesla. Koenigsegg asume que, al tratarse de un eléctrico puro, el Tesla Roadster ha de contar con grandes y pesadas baterías. El principal enemigo de las prestaciones y, especialmente, de la aceleración, es el peso. Con todo, y con eso, la entrega inmediata de los motores eléctricos habría permitido al Tesla Roadster acelerar de 0 a 100 km/h en menos de 2 segundos.

Os daremos un dato. Con 1.500 CV de potencia, el Bugatti Chiron necesita algo menos de 2,5 segundos para hacer el 0 a 100 km/h.

Aunque la aceleración de 0 a 100 km/h no sea la más importante de las métricas que ha de optimizar un deportivo, Koenigsegg reconoce que los registros del Tesla Roadster son frustrantes, y una vergüenza para su marca, y ha propuesto a sus ingenieros batir estas cifras

¿Como superará Koenigsegg a Tesla?

Según reconoce Koenigsegg, tras conocer las cifras del Tesla Roadster reunió a su equipo de ingenieros, y se propuso estudiar cómo podrían conseguir que sus deportivos acelerarán aún más rápido. Koenigsegg no necesita demostrar absolutamente nada. Pero es precisamente este tipo de retos lo que motiva a un ingeniero como Christian von Koenisegg, y lo que ha llevado a su marca, que a pesar de sus creaciones sigue siendo muy pequeña, y modesta, a desarrollar tecnologías muy innovadoras.

Aunque lo sencillo hubiera sido apostar por un eléctrico puro, Koenigsegg sigue comprometida con el motor de combustión interna, ya no solo porque este siga siendo necesario para hacer deportivos pasionales, por la experiencia de la conducción. De manera que Koenisegg ya está investigando cómo mejorar los registros de sus deportivos jugando con las tecnologías de que disponen actualmente, con una suerte de sistema híbrido, sin caja de cambios al uso como en el Reggera, con motores de combustión interna de ocho cilindros sobrealimentados y sin árbol de levas y reduciendo la relación de compresión para aumentar la presión del turbo.

Insistimos en que la métrica de aceleración de 0 a 100 km/h es probablemente una de las más sobrevaloradas, y la menos interesante, la menos relevante, de las prestaciones que requiere un coche deportivo, tanto en la calle, como en los circuitos. Pero el hecho de que Koenigsegg se haya propuesto este reto nos agrada, y mucho. Más allá de la optimización que ha de llevar a cabo Koenigsegg de su sistema híbrido, o el aligeramiento de sus coches, tampoco hemos de olvidarnos de la influencia de otros componentes tan importantes como los neumáticos. En cualquier caso parece que Koenigsegg seguirá dando mucho de qué hablar en los próximos años. No nos quepa la menor duda.

Más imágenes del Koenigsegg Regera:

Lee a continuación: Skoda tira de ironía, “enviando” un Superb a Marte como respuesta al Tesla de Elon Musk

Ver todos los comentarios 1
  • 4×4 de corazon

    De 0 a 100 en 2 segundos ya es de infarto la fuerza de aceleracion ,ahora imaginense eso en meno tiempo..😱