CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Youtube Diariomotor

6 MIN

Prueba en vídeo de los nuevos SEAT Ibiza 2021 y Arona 2021: ¿cuál es mejor comprar?

Sergio Álvarez | @sergioalvarez88 | 16 Jul 2021
Seat Ibiza Arona 2021 Prueba P
Seat Ibiza Arona 2021 Prueba P

Los SEAT Ibiza y SEAT Arona no solo son los coches más vendidos de SEAT, y no solo son el número uno y número tres en ventas en el mercado español. Son mucho más que eso. Son hermanos mellizos: dos coches que comparten plataforma MQB-A0, mecánicas, conectividad y tecnología. El objetivo de este vídeo no solo es enseñaros en detalle los renovados SEAT Ibiza y Arona. Queremos que cuando termine nuestra vídeo prueba tengáis muy claras sus diferencias y que sepáis cuál comprar si estáis dudando entre comprar un utilitario y un SUV pequeño.

Cambios modestos en diseño

A nivel de diseño, los cambios en los SEAT Ibiza y SEAT Arona son leves. En el Ibiza se limitan a nuevos colores, nuevos diseños de llantas y una nueva tipografía para el nombre del coche en el portón trasero. Sus faros son ahora 100% LED en todas sus versiones, aunque su aspecto exterior no se modifique. Con todo, el Ibiza, es un coche que se sigue percibiendo actual y muy competitivo a nivel visual, incluso ante rivales de lanzamiento reciente como los Hyundai i20 o el nuevo Renault Clio.

Curiosamente, el segmento B no ha sufrido tanto el envite de los SUV como el segmento C.

En el SEAT Arona 2021, además de la tipografía, llantas y nuevas tonalidades, la gran novedad es la introducción de una nueva versión Xperience de aspecto más campero. A esta versión, cuyo color Dark Camouflage es exclusivo, se suma una nueva calandra, nuevo diseño para los paragolpes delanteros y traseros, y la posibilidad de integrar los faros antiniebla en una posición superior. Gracias a ello, el Arona tiene ahora un aspecto bastante renovado y más atractivo, necesario para mantenerse fresco en un segmento muy competido.

157
FOTOS
VER TODASVER TODAS

Revolución interior

Los mayores cambios en estos dos coches se centran en el interior. Un interior que se percibe de mayor calidad desde el momento en que nos sentamos en el asiento del conductor. Este era uno de los puntos más débiles del Ibiza y el Arona: una calidad aparente justa. Ahora, la parte superior del salpicadero es de plástico blando, el volante es de nueva factura y una moldura decorativa recorre el ancho del salpicadero. La pantalla de sus equipos de infotainment, de nueva generación, crece hasta unas considerables 9,2 pulgadas.

Son compatibles con Apple CarPlay y Android Auto inalámbricos.

Estos equipos de infotainment están siempre conectados a internet y permiten una conexión al vehículo de forma remota, mediante la app SEAT Connect. El habitáculo de ambos coches no cambia a nivel de ergonomía o habitabilidad, lo cual es una buena noticia. Sus plazas traseras siguen siendo amplias y aprovechables, y ambos presumen de maleteros de capacidad líder o casi líder en sus respectivos segmentos - el maletero del SEAT Ibiza cubica 355 litros y el del SEAT Arona se va a los 400 litros.

Si lo que buscamos es un coche familiar, el SEAT Arona es a mi juicio superior. Aunque es apenas unos centímetros más largo, su maletero es más grande y su posición de asientos facilita el acceso/egreso al coche, además de evitarnos dolores de espalda si queremos abrochar el sistema de retención infantil de un niño.

Al volante de los SEAT Ibiza y Arona 2021

Al volante de los SEAT Ibiza y SEAT Arona 2021 hay pocos cambios. La gama de motores se compone por un 1.0 MPI atmosférico de 80 CV, dos 1.0 TSI de 95 CV y 110 CV, un 1.5 EcoTSI de 150 CV y un 1.0 TGI de 90 CV, alimentado por gas natural comprimido. Este es el único motor de la gama que goza de etiqueta ECO de la DGT: la plataforma MQB-A0 no está preparada para la electrificación. La gama de motores es idéntica en ambos coches, a excepción del 1.0 MPI atmosférico, que no está disponible en el pequeño crossover.

El tacto del Arona está algo más filtrado, pero sigue siendo un coche ágil, dinámico y ligero.

El tacto de conducción del Ibiza sigue siendo uno de los más dinámicos del segmento. Aún siendo un coche de tarado cómodo y relativamente bien aislado, su peso de apenas 1.200 kilos y una postura de conducción cercana al suelo nos dan confianza para rodar rápido. Tanto la dirección como el chasis nos hablan de forma constante, permitiendo cambios de apoyo rápidos y precisos. Junto al Ford Fiesta, es uno de los mejores coches del segmento si nos gusta conducir. Y lo mismo ocurre con el SEAT Arona, aun siendo un crossover.

Aunque su postura de conducción es algo más elevada y el coche tiene un tacto algo más filtrado, sigue siendo un coche dinámico y de conducción muy ágil. Ambos modelos los pude probar con el motor 1.0 TSI de 110 CV y tres cilindros. Es el motor más equilibrado de la gama por consumos y rendimiento: aunque tiene algo de lag y por debajo de las 2.000 rpm no hay gran respuesta, es un motor sorprendentemente elástico y es complicado hacer que gaste más de 7,5 l/100 km en un ciclo mixto en el que no se cuida la eficiencia.

Las versiones probadas montaban cambio manual, pero pueden equipar en opción un DSG de doble embrague y 7 relaciones.

Asistentes a la conducción

Los SEAT Ibiza y Arona estrenan nuevas asistencias a la conducción. El sistema Travel Assist funciona en todo el rango de velocidad y combina el control de crucero adaptativo con el asistente de mantenimiento de carril, interviniendo en la dirección si abandonamos el carril. El sistema de detección de vehículos en punto muerto puede detectar vehículos a hasta 70 metros de distancia, y ambos coches estrenan reconocimiento de señales de tráfico y asistente de luces de carretera. Tampoco podemos olvidarnos de un asistente de aparcamiento automático, muy cómodo en un ámbito urbano.

Conclusiones

El SEAT Arona es mejor coche familiar, por su mayor maletero, por su mejor acceso a las plazas traseras, y por su polivalencia. Sin embargo, el SEAT Ibiza es más dinámico, es algo más pequeño, es ligeramente más eficiente y cuenta tanto con las mismas calidades como tecnologías del Arona, a un precio notablemente menor. El SEAT Ibiza más barato es una versión de 80 CV que cuesta 10.950 euros y el Arona más barato cuesta 14.800 euros, pero no son coches comparables, pues el Arona carece del motor de acceso del Ibiza.

Ambos coches ya están a la venta.

A igualdad de equipamiento y motor, el Arona es 2.750 euros más caro que el Ibiza. No es una diferencia de precios tremenda, pero puede inclinar la balanza hacia uno u otro lado en función de tu presupuesto. Si tienes claras tus necesidades, esperamos que este vídeo te haya servido para comprobar las diferencias entre ambos coches, y saber cual comprar en caso de duda. Ambos coches ya se pueden encargar en la red de comercial de la marca y llegarán a lo largo de julio de 2021 a los concesionarios.

Vídeo destacado del SEAT Ibiza